Fanfic Es
Fanfics en español

Un Cerezo Marchito; Una Intervención Divina. por nia haruno

[Comentarios - 9]   Tabla de Contenidos

- Tamaño del Texto +

Notas del fanfic:

Es mi segunda historia, me gustó mucho esta pareja. Gracias por leer!

Notas:

Hola mis queridos lectores! Aca vengo con una nueva produccion recien salida de mi fantasiosa mente, espero les agrade leerla tanto como a mi me encanta escribirla.

"Escribo luego existo" esa frasesilla me la robe de una personita muy talentosa, pero como ni ha de leer esto nunca se enterará! :3 

Comenten sus opiniones, son bien recibidas.

Cuidense!

Bajo una intensa lluvia de abril, Haruno Sakura se siente la mujer más desdichada de la tierra.

   Aturdida, era el adjetivo que mejor la describía en este momento.

Perdida.

No es para menos.

Namikaze Naruto, un rubio de grandes brillantes  y bonitos ojos azules, que siempre  tenía la más grande y hermosa sonrisa para ella, su esposo,  el amor de su vida… yacía ahora a tres metros bajo tierra sumido en el sueño eterno. Había fallecido en un accidente automovilístico.

El funeral terminó hace horas pero ella no conseguía pronunciar una sola palabra ese día, estaban en su mente pero expresarlas era otra cosa. Se amontonaban en su garganta pero ninguna lograba salir, pero no se iría de allí sin antes decirle a su amado todo lo que sentía, no dejaría una sola palabra sin decir aunque eso le llevara días. En soledad, la mujer alza su mirada con los ojos cerrados, sintiendo el frio embargarla y el agua correr por su lánguida anatomía, buscando las frases para despedirse por última vez de aquel cuerpo que le brindó tanto calor infinidad de veces en el pasado. Quería dejarlo libre, que su espíritu fuera al paraíso donde indudablemente pertenecía, y no que por su culpa quedara vagando por la tierra. Que fuera feliz aunque ella muriera lentamente, lo amaba demasiado como para importarle su propio bienestar, demasiadas cosas hermosas  le brindó el como para no hacer hasta lo último en su poder por devolverle tanto amor.

—Naruto  baka… miles de veces te juré y perjuré que nunca te vería como hombre, que serías mi eterno  mejor amigo,  mi hermano; incluso fui cruel y te dije que te odiaba, que nunca serías capaz de hacerme feliz porque yo no te amaba y por supuesto que jamás lo haría… y mírame ahora… sufriendo la partida de mi esposo, el amor de mi vida, el único que me amó de verdad, del hombre que me hiso tragar cada una de mis orgullosas palabras … sufro por  tu partida mi amor—se arrodilla frente a la lápida, posando sus lánguidas manos sobre la tierra.—no puedo mentirte Sr.ojitos de cielo, siento el dolor más horrible e insoportable de la vida…incluso más que  tu dolor por las veces en las que el Sr.Teuchi cerraba el Ichiraku por vacaciones! —una risa se desprende de sus labios porque por un momento siente que sólo está recordando los berrinches del rubio frente a la vereda del local, que Naruto va a estar ahí poniéndole cara de pocos amigos porque según él nadie entiende su amor por el ramen. Rápidamente esa sonrisa se vuelve amarga y estúpida.—lo que en realidad quiero decirte… es que te amo Naruto… te amé desde nuestro primer beso… y te voy a seguir amando hasta mi último suspiro… y algún día nos encontremos  otra vez… entre las estrellas…—

 

Sin prisa y sin apuro, Sakura se levanta y se retira del lugar, a sabiendas de que la tristeza será su fiel compañera durante mucho tiempo. Le parece lo más justo. La persona de la cual se acaba de despedir fue tan pura e importante para ella que sufrir toda una vida es lo más lógico, porque podrá conocer personas con su mismo carisma, con una sonrisa parecida, con virtudes o defectos similares, de físicos iguales pero no con su misma esencia… no con el mismo ser. Que alguien sufra por el ser que amó, es el precio que debe pagar.

Y aun así se sentía culpable.

Hasta el día de hoy no derramó ni una sola lágrima, no puede, simplemente no…salen. Es como si el dolor fuera tan horrible que ya se tornara irreal, como si superase su límite,su barrera de dolor emocional. Llegó al punto en donde simplemente ya no siente más nada.

Y pensar que pasaron por tantas pero tantas cosas para a estar juntos. Solo tuvieron 3 años para disfrutarse, pero al menos lo hicieron intensamente, incluso planearon empezar su familia pero por alguna razón la pelirrosa nunca pudo concebir, a pesar de que ninguno era estéril  “Ya veo por qué… Es mejor así.”  Cruel destino.

Un pesado sueño le sobrevino, y trajo muchos recuerdos consigo, la chica pudo ver su propia vida como si fuera una película. Empezando por el momento en que su mejor amigo de toda la vida se le confesó…

 

 

Naruto! ¿¡para qué me dijiste que querías hablar si no vas a decir nada!? ¡No tengo todo el día para esperarte hombre!

jejeje lo siento Sakura-chan… esto es más difícil de lo que pensé… trata de entenderme…

¿¡ que se supone que entienda si ni siquiera sé de qué se trata!?esta cómica escena ya está empezando a hartarla.ya que… cuando estés list…

Te amo Sakura-chan.

­—“Y a este que bicho le picó? Se que me quiere pero decir que me ama ya es pasarse” a que se debe tanto sentimentalismo? Yo también te quiero con todo mi corazón, lo sabes, eres mi mejor amigo.

Quiero decir Sakura,  que yo te veo como mujer, no como una hermanita como siempre lo supusiste… te amo como la hermosa mujer que eres!

N… no es c-cierto!

 

Ahora se veía a ella misma frente a su casa, girando de repente para detener de la mano a Sasuke quien la había acompañado, porque se decidió a último momento decirle lo que sentía.

 

Sasuke-kunsusurro débilmente no te vayas todavía, quiero decirte algo…

Que sucede Sakura?

...yo… te a…

Lo siento, pero no puedo corresponderte…yo…sus gestos denotaban incomodidad, pero parecía buscar las palabras adecuadasporque  yo amo a Ino.

 

Las imágenes cambian y en esta se ve una Sakura de 17 años, saliendo de la escuela, muy alterada

 

¡Cómo pudiste Ino! ¡Llevo toda la vida buscando el amor de Sasuke-kun y vos…! ¡Me acuchillaste por la espalda! ¡ Eras mi maldita mejor amiga!

Perdoname Saku, de verdad lo siento­seca sus lágrimas­ nunca te dije que yo  me había enamorado de él porque estaba muy segura que correspondería a tus sentimientos… son mejores amigos desde pequeños, era lo más lógico para mí que él también sintiera lo mismo… pero… cuando ese momento en el que me dijo que siempre me había amado fui tan feliz que… me olvide por completo de todo y …y…

¡Te odio Ino! ¡No quiero volver a verte!

¡Saku no te vayas! Sakuraaaa

 

Ahora la pelirosa está en un mirador, observando un atardecer, que no le parece para nada hermoso si no muy triste. Cuando de repente, siente que unos fuertes brazos la abrazan por detrás, se asusta pero en seguida reconoce la mata de cabello rubio detrás suyo.

Sakura-chan… no sigas triste… por favor

Naruto no me asustes así…

Ese Sasuke será nuestro mejor amigo pero… es muy idiota si no te ama,la abraza más fuerte no sabe la suerte que tiene… no sabe lo mucho que deseo estar en su lugar.

“¡Esto ya es demasiado!”

¡Ya basta!se suelta violentamente de su agarre.¿Cuándo vas a entender? ¡Yo no te veo como un hombre, nunca lo voy a hacer! No voy a ser feliz si no es al lado de Sasuke-kun y te aseguro que algún día el ma va a amar… Basta de lo mismo, porque no me voy a rendir, aunque sea en silencio voy a seguir luchando por su amor.

Y se fue dejándolo ahí.

Y ahora, de forma más rápida, pasaron recuerdos de las miles de veces que lo trató así, para que se olvidara de ella, al principio porque erróneamente creía que era su destino estar con su amado Sasuke y después porque se sentía impotente al ser rechazada todas las veces. Pero Naruto nunca reaccionó de mala manera, sólo le sonreía a pesar de que en sus azules orbes se veía la tristeza. Ella se dijo que empezó a sentir lástima por él, pero se dio cuenta de que jamás sintió eso si no admiración. Lo admiraba tanto por ser puro y de gran corazón, porque no se rendía y mostraba una paciente determinación. Y al final de cuentas, terminó sintiéndose indigna de tanto amor, porque ¿Cómo podía amar a alguien que lo trataba de manera miserable? Sin darse cuenta ya ni siquiera pensaba en Sasuke, porque se pasaba buscando alguna razón por la que ante los ojos de su amigo ella era hermosa y amada.

Ahora estaba en su patio trasero, observando la luna llena.

Soy yo, no te asustes Sakura-chan jeje

la culpabilidad la invade y no sabe como expresarse.Que pasa Naruto?

Es que te vi aquí solita y …el chico enmudeció de repente y en su rostro se podía notar cierta contradicción. Nadie dijo nada hasta que él rompió el silencio.parecías triste, además que tiene de malo que un vecino visite a su vecina?... no me digas que sigues pensando en… seguro que si.

—“Ya no puedo seguir causándole daño… tiene que olvidarme.”  Si, pienso en él a cada segundo del día.voltea a verlo con la firme intención de parecer segura pero al ver sus ojitos brillar de tristeza ya no puede seguir mintiéndole. mentira…

Eh? No entiendo Sakur…

¡Lo que dije es mentira!  En realidad… en lo único que pienso es en ti… ¿¡como puedes seguir diciendo que me amas!? Fui cruel y arrogante, dije cosas hirientes y te grité tantas veces… y vos ni siquiera me detuviste… al final sólo me sonreías…Finas lágrimas descienden por sus mejillas ¿¡Por qué seguís tratándome con cariño y amabilidad!? Yo… ¡Yo no te merezco!

Basta Sakura, yo te amo sin importar que,La chica súbitamente abre los ojos de la impresión que sintió y yo te dije lo que sentía consciente de que me rechazarías. Siempre estuviste enamorada del teme así como yo lo estuve de vos, no era ningún secreto… sabía que las cosas no serían color de rosas pero… así como estabas decidida a ganarte el corazón de Sasuke, yo estaba más determinado a ganarme el tuyo. Nunca dije nada porque pensé que el teme también te amaba, sos tan hermosa que ni por un segundo creí que… cuando me dijo que a quien quería era a Ino… supe que ibas a sufrir… pero también supe que era mi señal para intentarloEl chico deja de mirarla y observa la majestuosa luna, con una dulce sonrisit . Iba a ser difícil porque conozco lo empecinada que puedes ser pero… sabía que si era paciente y no me rendía, quizás te fijarías en mí, después de todo no estoy nada mal mírame soy todo un galán!una tímida e involuntaria risita se escuchó de la pelirosa ante debido a tan infantil cambio de actitud—. Que alegría Sakura-chan, por fin te reíste… también sabía que todas esas palabras crueles sólo eran fruto de tu propio dolor e impotencia… y como ya te he dicho…en este momento voltea a mirarla directamente a los ojos, manteniendo su sonrisate amo con todo lo que soy, y ni por un segundo dudé que existe sólo una mujer perfecta para mí …  y adivina qué? Eres tú, Haruno Sakura. Mientras esté vivo no dejaré de intentar alcanzar tu amor…

 

Y  lo supo en ese instante.

 

Fue como un click en su dura cabezota.

 

Al observar sus ojitos centellantes bajo la luz lunar…

 

El amor que su amigo le profesaba, era tanto o más profundo que el que ella sentía por Sasuke.

 Se estremeció a tal punto, que fue ese el momento exacto en que cambió para siempre la manera en que lo veía.

 

Y no es que se enamoró de un día para otro, ni mucho menos. Después llegó ese largo y tedioso proceso de aceptar sus sentimientos; porque una cosa era considerarlo un hombre y todo lo que eso conlleva, pero otra cosa muy distinta era amar a tal individuo.

Su sueño vuelve a cambiar y esta vez, está marcando el móvil, de memoria se sabe el número de la cerdita.

 

Hola Sak….

Ino sólo escúchame… y no me vayas a interrumpir… Lo sientoun pequeño gemido de sorpresa  se oyó del otro lado Lo siento de veras. Fui cruel, una perra diabólica y cabezota. Estaba tan empeñada en ganar el corazón de Sasuke que estuve dispuesta a forzar los sentimientos… y de nuevo lo lamentoahora se escucha un sollozo seguido del ruido característico de limpiarse la nariz. ¿Acaso estás llorando cerda? ¿No que eras la más fuerte de las dos?

¡No seas hipócrita frentona!snif snifsi puedo escuchar perfectamente tu casi imperceptible llantito… Además yo también lo siento mucho… no tuve nada de tacto en el tema y tuviste toda la razón en enojarte…

Un silencio se hiso. Ambas tenían cosas que a su parecer hubieran hecho de diferente manera, pero si estaban dispuestas a reconciliarse ¿para qué martirizarse con el pasado?

¿Entonces… estamos disculpadas?

Por supuesto Sakura… pero, me preocupa…. Que…

No lo estés. Si no hubiera superado completamente este asunto ni me habría molestado en llamar… quédate tranquila.

Nuevamente reinó el silencio entre ambas partes de la conversación, pero no era uno incómodo, sino uno de paz y qietud.

Entonces Saku… desde cuando usas la frasesita “De veras”?la pelirosa rio de forma nerviosa, y fue más que suficiente para que la rubia supiera que había dado en el clavo­me parece que lo escuché algunas veces de la boca de Na-ru-to jiji

I-ino!

 

Pudo además conversar con el ahora novio de su amiga, para repetirle las mismas disculpas que a la rubia, después de todo él también era su mejor amigo de la infancia.

Después vino una época un poco turbulenta ya que su muy reciente romance con Naruto se vió fastidiado por Hyuuga Hinata, una ex compañera del colegio. Pero nada que el amor verdadero no pudiera superar. Posteriormente todo fue tan bello y feliz para la pareja, a los 19 se casaron y estaban más que orgullosos el uno del otro.

“Cerezo” le decía siempre, y le encantaba porque él le puso ese apodo, “Eres mi hermoso cerezo en floración… siempre que sonrías, yo seré feliz…” solía decirle de vez en cuando.

 

“Mientras esté vivo no dejaré de intentar alcanzar tu amor…”

                                               …

“Mientras esté vivo no dejaré de intentar alcanzar tu amor…”

 

“Mientras esté vivo…”

Hoy, a los 22 era viuda.

Y en medio de la oscura habitación, aquellas palabras atormentadoras  cobraban vida como un eco en la mente de la Haruno. 

Notas finales:

Matta ne! 

:3

Usted debe login (registrarse) para comentar.