Fanfic Es
Fanfics en español

Un Basquetbolista Y Una Nerd Rebelde. por Hitomi Uzumaki

[Comentarios - 15]   Tabla de Contenidos

- Tamaño del Texto +

 

 

—No vuelvo a repetir lo que te dije, así que no necesito tu ayuda yo puedo levantarme sola—ella se levantó y miro aquel joven nuevamente— A ver si para otra vez te fijas por donde vas. —Ella dio media vuelta sin hacer más caso a aquel chico.

— ¡Espera a dónde vas! Aún no hemos terminado de hablar, que me dijiste y exijo una disculpa de tu parte—exclamó aquel chico.

 

 En eso llegaron Yohei, Takamiya, Noma y Okuss y miraron que estaba discutiendo aquella chica y se sorprendieron al ver con quien y se habían juntado los alumnos al ver la discusión.

 

—Yohei debemos detenerla. —expresó Okuss

— ¿Qué?

Mitsui la siguió y la tomo de la mano— ¿A dónde vas?

Ryota al ver eso fue a seguirlo — ¡Tranquilo Mitsui! Déjala ir.

— ¡Suéltame! Idiota —musito aquella joven molesta con él.

—No, señorita hasta que te disculpes conmigo, además tú tuviste la culpa. —acoto aquel chico.

—Miran patán suéltame o si no—Ella miro aquellos ojos azules cuando los vio por primera vez sintió algo extraño que ella nunca había experimentado en su vida sintió que su corazón latía más fuerte de lo normal.

—Sí no que me vas hacer—el también al ver aquella chica de ojos verdes quedo prendado al verlos eran tan hermosos, además su mirada refleja en ese momento enojo y a la ves ternura.

 

Ella al ver que no la soltaba le dio una tremenda bofetada que se escuchó por todo el pasillos los que estaban mirando ahí se sorprendieron al igual que Ryota, Yohei, Noma, Takamiya y  Okuss.

 

Aquel chico la soltó al sentir aquel golpe tan fuerte que le dio aquella chica, y ella aprovechó para salir corriendo de ahí, detrás de esa joven se fueron los amigos de Sakuragi.

 

— ¡Mitsui! ¿Estás bien?

—No, me pego fuerte esa   chica—contestó aquel joven sobándose su mejilla— ¿Quién es Miyagi?

—No,  se es la primera vez que la veo aquí en la preparatoria.

—Pues luego investigare, esto no se quedara así. —estaba molesto Mitsui.

—Amigo deja las cosas así, solo fue un accidente, además esa chica es muy rara te fijaste en la forma que esta vestida.

 —Está bien, pero si  se vuelve atravesar en mi camino me tendrá que escuchar.

 

Ryota al ver a su amigo así, sintió un escalofrió que recorrió por su cuerpo — ¿Pero porque se pone así si solo fue un accidente, de verdad que no lo entiendo? —Pensó para sí mismo aquel chico moreno.

 

 

Acá por otro lado Hanamichi alcanzo aquella chica de ojos azules y le explico todo,  que Dana era su prima que venía de América. Haruko al escucharlo se sonrojo por a ver se comportado tan grosera  e  indiferente con la prima de su novio.

 

— ¡Haruko! ¿Cómo es posible que no captaras que ella era algún familiar mío por el apellido?

—Perdóname Hanamichi por los celos y las cosas que escuche solo me enfoque en su nombre.

Aquel chico sonrió a carcajada —Haruko me haces el chico más feliz del mundo al saber que tú me amas mucho.

— ¿Eres un tonto? ¿Cómo dices esos? Me comporte mal con Dana, ahora tengo que pedirle una disculpa  vamos—dijo aquella joven de cabello negro y sonrojándose a la vez.

— ¡Hanamichi! ¡Hanamichi!

— ¡Dana!

 Ella estaba tomando aire ya que había corrido mucho—Hasta que te encontré primo —dijo aquella joven de cabello negro.

— ¡Discúlpeme señorita Sakuragi por haber sido muy grosera con usted! —musito aquella joven de ojos azules.

—No, te preocupes es lógico que te pusieras así, pero me alegra que tú y Hanamichi arreglaron sus indiferencias. —respondió con una sonrisa.

—Si—contestó aquella joven sonrojándose—Si no te importa me puedes llamar por mi nombre  Haruko.

—Está bien Haruko, entonces tú puedes decirme Dana.

Ambas chicas se saludaron y sonrieron, Hanamichi quien las vio también sonrió ya que al fin su prima se había hecho de una buena amiga.

— ¡Dana!

—Sí, Hanamichi.

—Pues te voy a presentar a mis amigos.

 

El, le presento  a los chicos, ella los saludo  muy amablemente —Así que son amigos de mi primo, pues gusto en conocerlos.

 

—El gusto es de nosotros señorita Sakuragi. —dijeron en unisón aquellos cuatro chicos.

—Por favor díganme Dana.

—Está bien Dana.

—Eres tan linda Dana. —musito Okuss.

 

Ella miro aquel chico rubio y se acercó a él  y ella le  dijo que si se podía agachar un poco ya que era muy alto, aquel joven obedeció a la joven, Dana  lo tomo del cuello—Que no me vuelvan a decir así, torpes cuantas veces tengo que decírselo.

 

Hanamichi y los demás chicos — ¡Dana déjalo!

 

—Está bien y esto va para todos ustedes no quiero que me digan linda, muñeca o algo que se le parezca  esa  palabra la detesto. —dijo aquella joven de ojos verdes y cruzándose de brazos.

Aquel chico pelirrojo sonrió a carcajada—  Ya ven torpes.

—Pues esto también va para ti primo. —acoto aquella chica de ojos verdes.

Haruko sonrió por lo que miraba— ¡Dana es una chica simpática! —pensó para sí misma. — ¡Muchachos debemos irnos ya han de estar los demás en la cafetería!

— ¡Dana! Vamos.

—Pues vamos.

 

 

Aquellos jóvenes se fueron a la cafetería, ya estaban ahí  Serena, Fuji, Matsui, Ayako, Rukawa,  después  de unos segundos llegaron  Ryota y Mitsui.

 

— ¡Mitsui! ¿Pero qué te paso? —exclamo Serena al verle la mejilla roja.

—No, es nada  me pegue sin fijarme.

—No, este no es golpe alguien te pego.

— ¡Que hiciste! —espeto aquella chica de cabello castaño.

Aquel chico quedo en silencio sin contestarle la pregunta que le hizo su novia.

—Ryota tu puedes decirme que paso, porque veo que Hisashi no me tiene a un confianza.

—Pues…—aquel chico moreno sonrió y se tocó la nuca —No puedo decirle que lo golpeo una chica. —pensó para sí mismo.

 Mitsui aun recordó aquella chica esa mirada que reflejaba en ese momento a él le había causado algo de interés en ella,  estaba tan sumergido en sus pensamientos, no escuchaba a su novia cuando le hablaba.

— ¡Hisashi! ¡Hisashi!

— ¡Discúlpame Serena no te escuche!

—Vaya Mitsui estas en las nubes —expresó Ayako.

—Veo que ni tú y Ryota  no me quieren decir que paso, acaso no confías en mi verdad—esto  lo dijo aquella joven en tono triste.

Aquel chico de ojos azules al verla así—No, es eso mi amor lo que pasa que esto  no tiene importancia.

— ¿Cómo? ¿Qué no tiene importancia?

—Está bien hace un momento cuando veníamos para acá  una chica no sé de donde salió venia corriendo y los dos chocamos y ella cayó al piso y yo amablemente me disculpe, pero …—El quedo por un momento en silencio.

— ¿Qué sucedió? —preguntó aquella chica de cabello rizado.

—Pues por parte de esa chica recibí  este golpe.

— ¿Pues qué le hiciste Mitsui? —exclamó Ayako.

—Vaya esa chica ha de ser una buscapleitos, no quiero ni topármela  —acoto la joven de cabello corto.

— ¡Fuji tienes razón! —mustio Serena.

— ¿Cómo es esa chica Hisashi? —preguntó aquella joven de cabello castaño.

—Mmmh, no la había visto aquí, no es muy alta, anda vestida de negro de ojos color verdes… —En ese momento  es interrumpido por su novia.

—No, no puedo creer que esa chica te haya puesto una mano encima  —dijo molesta serena. —Los chicos se le quedan viendo — Pero ahora mismo la buscare para hablar con ella.

— ¿La conoces?—dijeron en unisón los chicos.

—Esa chica es nueva en mi salón de clases.

— ¿Qué dices Serena? —expresó aquel joven de ojos azules.

En ese instante son interrumpidos por Hanamichi que les grito desde la entrada de la cafetería.

— ¡Vaya hasta que llegaron estos chicos! ¡Se tardaron mucho! —espeto Ayako.

 

Serena se sorprendió al ver que venía con ellos Dana ya que ella venia atrás de Hanamichi   y de Haruko.

 

 — ¿Pero que hace Dana con ellos?

 

Cuando  se acercaron los chicos con Mitsui y los demás —Pues una disculpa  chicos por tardarnos pero se nos presentó un problemilla por ahí—acoto aquel chico pelirrojo con sus amigos con una sonrisa.

 

—Mmmh torpe tu siempre con tus escusas—musito aquel chico de ojos azules y mirada fría.

— ¿Qué dijiste zorro? —contestó aquel joven pelirrojo rechinando los dientes.

—Pues lo que acabaste de escuchar ¡Torpe!

 

Las chicas sonreían y los chicos ya que siempre hacían lo mismo pelearse como siempre, Dana que estaba atrás de Haruko y su primo solo  miro a sus nuevos amigos sonreír no  comprendía porque.

—Ya amigos  dejándonos de cosas le voy a presentar a mi  prima que desde hoy estará aquí en la preparatoria.

 — ¡Tu Hanamichi una prima! —Aquel chico moreno miraba a todos lados pero solo miro a sus amigos de siempre — ¿Dónde está que no la vemos? —preguntó Ryota.

 

Aquel joven pelirrojo se hizo a un lado— ¡Miren mi prima!

 

Las chicas al verla se sorprendieron  la miraban de arriba  a abajo  en la forma que estaba vestida, Fuji le dice a Matsui en voz baja —Esa chica da miedo amiga.

 

—Guarda silencio Fuji, que nos ves que es prima de Sakuragi obvio que es una rebelde al igual que él.

— ¿Tienes razón? —contestó en voz baja aquella joven de cabello corto.

 

La chica de cabello rizado al verla —Entonces ella es la que bofeteo a Mitsui, vaya esto se pondrá interesante a partir de hoy— pensó para sí misma y sonrió levemente.

Pero en ese momento — ¿Eres tú la que me golpeo? —se levantó de la silla aquel chico de ojos azules acercándose a ella y poniéndose enfrente.

— ¡Vaya primo que clase de amigos tienes mal educados y patanes como el! —expresó aquella joven de ojos verdes sin dejar de mirar a aquel chico de ojos azules.

— ¿Qué estás diciendo? —dijo  aquel joven de ojos azules.

—Pues lo que acabas de escuchar torpe y además porque tenías que estar aquí en este lugar.

— ¿Mira este lugar es libre y yo puedo estar donde yo quiera?

— ¿No puedo creer otras ves peleando estos dos? —exclamó Ryota.

 

Las chicas incluyendo Serena se sorprendieron al ver esta escena pero aquella chica de ojos color miel estaba sumamente molesta al ver esta escena como su novio se peleaba con Dana solo apretó sus puños con fuerza— ¡Dana! ¿Por qué tenías que venir aquí si vieras que yo siempre te he…?—en ese fue sacada repentinamente de sus pensamientos.

—Mitsui no permitiré que le hables así a mi prima si aún no la conoces —dijo aquel chico pelirrojo poniéndose en medio de su prima y su amigo.

— ¡Hanamichi! —expreso aquella joven de cabello negro.

—Pues solo exijo una disculpa por parte de ella —respondió Mitsui cruzándose de brazos  y sin dejar de mirar aquella chica.

— ¿Prima que paso entre tú y Mitsuito? —el miro a su prima.

— ¿Qué no me digas Mitsuito? —acoto aquel chico sonrojándose ya que no le gustaba que Sakuragi le dijera así.

—Solo te puedo decir que no me disculpare con él, además es un patán y mal educado. —ella se cruzó de brazos.

 

En eso interrumpió Serena acercándose a ella y sin ningún aviso ella le propino una tremenda bofetada aquella joven de ojos verdes.

 

Todos quedaron sorprendidos al igual que Mitsui al ver tal escena por parte de su  novia, Dana no podía creer que su mejor amiga que conocía desde hace un año y medio le haya pegado la miro fijamente y empuño su mano de impotencia ya que ella la consideraba su amiga a pesar que la había negado que no la conocía.

 

— ¿Serena? ¿Por qué? —Ella se fue corriendo de ese lugar dejando a los chicos asombrados por el comportamiento de Serena hacia esa joven.

Hanamichi iba ir tras ella, pero Haruko le dice a el que se lo deje en sus manos— ¿Esta bien Haruko?

El miro a Serena— ¿Por qué Serena le hiciste eso a mi prima? —contestó molesto el con aquella joven de ojos color miel.

— ¡Serena! ¿Qué es ese comportamiento?  No era necesario llegar a esto —preguntó Mitsui.

— ¿Perdónenme? —dijo aquella chica de cabello castaño apenada.

Mitsui la abrazo —Todo estará bien linda. — ¿Por qué esa chica me hace sentir algo extraño cuando la veo? — ¿Qué tonterías digo yo amo a Serena?

— Hanamichi te prometo que  me disculpare con ella. —dijo aquella joven de ojos color miel, no muy convencida.

—Está bien amiga.

Mientras acá por otro lado en el patio de la escuela Dana estaba sentada en una banca llorando por lo sucedido lo que a ella le lastimaba era porque Serena había cambiado tanto era diferente ¿Por qué? Tenía ese cambio tan repentino si solo fueron dos semanas que no se veían.

En eso sintió que la tomaron del hombro— ¿Estas bien Dana?

Ella miro hacia arriba y miro aquella chica de ojos azules era la novia de su primo— ¡Haruko! —se limpió sus lágrimas ella no quería que la vieran llorando además aquella chica se había prometido no llorar pero estaba sentida por lo ocurrido. —Estoy bien Haruko—contestó tristemente.

—A mí no me engañas, sabes que puedes confiar en mi por eso somos amigas o ¿no? —dijo aquella joven de ojos azules con una sonrisa.

— ¡Amigas tu y yo! No te importa lo que digan, si te juntas con una chica como yo, además no crees que no me doy cuenta como me miran los chicos y chicas de esta escuela como bicho raro.

Haruko sonrió abiertamente dejando aquella chica de ojos verdes algo confundida—A mí no me importa lo que digan es más yo escojo a mis amistades.

 — ¡Haruko! —exclamó aquella chica.

—Mira Dana, Serena es buena chica, amable y gentil  con los demás date un tiempo de conocerla  y cuando la conozca mejor veras que opinaras como yo—esto lo dijo aquella chica de ojos azules con una leve sonrisa a su nueva amiga.

— ¿Conocerla más? Ahora me doy cuenta que Serena no es la misma  chica que conocí  haya en América—pensó para sí misma —Tienes razón amiga a la mejor con el trato la conoceré un poco más.

—Además Mitsui también es un buen chico Dana, date tiempo de conocerlo que te parece si a la hora de salida vamos a verlos practicar.

— ¿Practicar?

—Sí, pues él pertenece al club de básquet.

Aquella joven se levantó de la  banca donde estaba sentada —No, puede ser que ese chico pertenezca al club de básquet.

— ¿Qué sucede Dana? ¿Por qué te pones así?

Dana se sienta nuevamente en la banca y mira a su amiga

— ¡Haruko! Puedes pedirme lo que sea que salte a un barranco o que se yo pero de eso de asistir al gimnasio a ver eso chicos jugando jamás.

—Pero que cosas dices amiga no te comprendo.

— ¡Haruko! Es que…—quedo por un momento en silencio.

— ¿Qué pasa? Si Hanamichi  también está ahí.

—Bueno para ser sincera amiga yo detesto este tipo de deportes y a los chicos porque son unos patanes engreídos, presumidos, altaneros como el…—ella se refería aquel joven de ojos azules.

 

Haruko no podía creer que aquella chica de ojos verdes dijera esas cosas no había conocido a una muchacha que no le gustara ese deporte si casi todos en Shohoku se interesaban en el equipo de básquet.

 

—No, puedo creer lo que dices Dana, pero respetare tu decisión yo no te obligare asistir, además  las cosas que dijiste a quién te referías —preguntó aquella joven de ojos azules interesada en saber.

—No, olvídalo a nadie en específico —respondió sonrojándose.

—Bueno cuando quieras asistir a verlos solo me dices —espeto aquella joven.

—Sí, te lo hare saber. —ambas chica sonrieron y después sonó el timbre de descanso y se dirigieron a su salón.

 

Hanamichi estaba preocupado por su prima por lo que había pasado, de esto se dio cuenta Yohei.

 

 

—Tranquilo amigo ella estará bien además esta con tu novia.

—Tienes razón Yohei, pero no permitiré que nadie lastime a Dana inclusive ese torpe de Mitsui no dejare que se acerque a ella.

— ¡Vaya Hanamichi! Vas a ser su protector te comportas como hermano mayor.

—Es que le prometí a mi madre que yo la protegería y cuidaría  tú no sabes por lo que ha pasado ella después te platicare.

 —Está bien Hanamichi.

En el salón de las chicas  estaban en  clase de matemáticas y el profesor cuando hacía preguntas siempre se dirigía a Dana.

Aquella joven siempre contestaba las preguntas que le hacia el profesor sin problema, Haruko le dice — Vaya Dana sí que eres inteligente, a ver si un día me ayudas con unas clases de matemáticas porque a veces no le entiendo.

— ¡Claro amiga!

Sus compañeros solo la miraban, Serena estaba muy molesta no podía creer que Haruko le hablara muy bien.

 

Aquella joven de ojos color miel la miraba con algo de recelo, Dana sintió que alguien la miraba y miro hacia atrás y vio que era Serena.

Ella le sonrió pero por parte de aquella chica solo recibió un mal gesto — ¡Es una insolente!

 

Después de unas largas clases  salieron de clases las dos horas restantes era para ir a otras actividades que los mismo alumnos escogían el club  que mejor les pareciera, para Dana iba hacer más largo esas horas ya que ella aún no se inscribían en ninguno es mas no se había tomado la molestia de ver aquel folleto que le dio el director.

 

—Bueno tendré que esperar a Hanamichi hasta que salga de su entrenamiento pero tengo que hacer algo para no aburrirme —estaba sumergida en sus propios pensamientos.

— ¡Dana! ¡Dana!

—Si Haruko.

—Aun sigues en esa posición.

 

Aquella joven de ojos verdes asentó con la cabeza positivamente y con una sonrisa — Haruko me hacen un favor le dices a mi primo que lo esperare en la biblioteca iré a estudiar un rato mientras termina su práctica.

 

—Sí, lo hare nos vemos pues. —Ambas chicas se fueron dejando a Dana en el salón, cuando iban para el gimnasio Serena le pregunta a su amiga que porque hizo amistad con ese tipo de chica.

— ¡Serena! —Se detuvo aquella joven de ojos azules—Pues ella es la prima de mi novio y además me simpatizo.

—Pues a mí no me cae nada bien por lo que le hizo a mi novio.

 

En eso son interrumpidas por Fuji y Matsui— ¡Hola chicas! Ya van para el gimnasio.

 

—Sí. —dijo aquella chica de ojos azules a su amigas.

 

Las cuatro chicas se dirigieron así allá, los muchachos estaban haciendo calentamiento daban vueltas en la canchas corriendo, después de unos segundos el  capitán del equipo  —Muy bien equipo vamos a jugar un partido— en eso llegan las chicas, ahí ya estaban los amigos de Hanamichi y se saludan.

— ¡Oyes! Haruko y Dana—preguntó Yohei solo al verlas a las cuatro.

—Pues se fue a la biblioteca a estudiar, saben aunque parezca raro a ella no le gusta este tipo de cosas.

Hanamichi miro a su linda novia pero se sorprendido al no ver a su prima— ¿Dónde estará Dana? Quería presentárselas mis demás amigos del equipo.

En eso fue sacado repentinamente de sus pensamientos— ¡Sakuragi pon atención!

Al lado del paso aquel chico de ojos azules—Ponte a jugar torpe.

— ¡Rukawa! — El corrió tras  él y empezó a jugar.

 

Pero no era el único distraído aquel joven alero de tres puntos miraba siempre hacia donde estaba las chicas pareciese que buscaba a alguien entre ellas.

 

En eso fue saludado por su novia quien lo animaba gran ímpetu— ¡Vamos Hisashi!

El sonrió levemente al verla y se sonrojo, esto no lo dejo

pasar por desapercibido aquel chico moreno — ¡Vaya! Mitsui ahora ya tienes a tu porristas personal quien te animara en todos los partidos —esto lo dijo con cierta sonrisa pícara hacia su amigo.

— ¡Cállate torpe! —respondió con cierto sonrojo.

 

Y continuaron jugando, pero él no podía sacar de su mente aquella chica de ojos verdes había algo que le incomodaba de esa joven, pero  no le simpatizaba por lo que le había hecho la detestaba.

Acá por otro lado Dana estaba en la biblioteca estudiando pero también ella no podía sacar de su mente aquel joven de ojos azules — ¡Rayos! ¿Por qué estoy pensando en ese patán? —miro hacia la ventana aquel atardecer—esto lo dijo con gran fastidio y recargo su cabeza en la mesa de ahí—Si Drew me hubiera visto lo que hice y lo que estoy haciendo ahora me diría ¿Dana? Al parecer te simpatizo ese chico verdad.

Ella se sonrojo tan solo pensar en eso— ¿Cómo lo detesto? —Aventó su libreta y salió el folleto que le había dado el director lo miro y lo empezó a leer. —No puedo creer tengo que escoger dos actividades y es obligatorio.

Entre esos club estaba aquello que le apasionaba pero no quería tomar esos por ningún motivo, pero no había otra cosas más que le llamara la atención  empezó a jugar con el lapicero que trae en las manos.

En ese instante fue interrumpida por tres  chicas que la miraban con algo de temor al menos dos de ellas ya que  se escondieron detrás de la chica de cabello negro y ojos cafés claro.

— ¡Disculpa! —hablo con algo de temor aquella chica.

La miro fijamente aquella joven de ojos verdes —Si, que sucede.

—Oiga señorita Sakuragi le gustaría unirse a nosotros —dijo aquella muchacha.

—Unirme a ustedes  ¿A qué?

—Pues estamos en  un equipo…—En eso interrumpió Dana levantándose de la silla de donde estaba.

—Miren si me invitan a ser porrista para animar a los equipos de aquí  es mejor que se vayan por donde vinieron —Esto lo dijo muy seria aquella joven y cruzándose de brazos.

Las chicas al escucharla sonrieron —Tranquila señorita Sakuragi pues nosotros estamos en el club de diseño.

— ¡De diseño!

—Sí, así como lo oye, y usted es perfecta.

—A  ver señoritas ya no les entendí, están el club de diseño y después me dicen que soy perfecta para que, es más con decirles que yo no sé nada de costura ni nada de eso  —aclaro aquella joven de ojos verdes.

—Pues mire, usted no tendrá que hacer nada, solo queremos que sea nuestra modelo ya que la semana que entra habrá en la preparatoria Ryonan  un concurso de  moda y una de nuestra modelos se enfermó y por eso le pido de la manera más atenta que si nos puede ayudar, es mas no le quitaremos mucho de su tiempo solo se reunirá con nosotros estos días al final de la clases —dijo aquella chica de ojos cafés.

 

Dana miro aquella joven con preocupación  —Está bien les ayudare solo por esta ocasión.

 

Aquella chica de ojos color café tomo de las manos a la joven de ojos verdes — ¡Gracias! Señorita Sakuragi —dijo con una sonrisa —Bueno va a pensar que somos unas mal educadas pero mi nombre es Yukari Mizuni, y ellas son Reí y Erika.

—Bueno es un gusto señoritas y por favor pueden llamarme Dana por mi nombre se los agradecería mucho.

—Está bien Dana y tú también por el nuestro  —dijeron en unisón las tres chicas.

—Así que mañana la esperamos en el salón 2b salón 3 —espetó Yukari.

—Bien mañana ahí estaré.

Aquellas tres jóvenes se fueron muy contentas, pero aun Dana estaba algo confundida pero eso le agrado ya que no se aburriría esa semana, continuo con su estudio.

En el gimnasio los chicos ya estaban por terminar su práctica, después de unos segundos el capitán Akagi reunió al equipo.

—Bien chicos es todo por hoy, recuerden que dentro de dos días nuestro tercer  juego es con Takahata.

—Sí, capitán—dijeron todos en unisón.

 

 

Serena de acerco a Mitsui  —Hisashi antes de ir a mi casa vamos a comer un helado.

 

—Claro.

 

Al igual Sakuragi se acercó a Haruko y le pregunto por su prima quien le dijo que lo esperaba en la biblioteca.

 

—Entonces nos vemos mañana Haruko si puedo te hablo hoy por la noche que te parece.

—Estaré esperando tu llamada—contestó con cierto sonrojo aquella joven de ojos azules.

Los chicos del equipo se fueron a los vestidores mientras se cambiaban — ¡Oigan chicos han escuchado que hay una nueva alumna en Shohoku y que es una rebelde!

—Sí, pero según cuentan que es conflictiva y que nadie puede acercarse a ella porque luego, luego te golpea—Contestó Shiozaki.

—Tienes razón, además se dice que da más miedo en la forma que viste —reitero Kakuta.

En eso interrumpió Kogure—De que hablan.

—A poco tú no  has sabido eso Kogure es una chica que viste de negro.

 

En ese momento aquel joven de anteojos recordó aquella chica con quien se encontró en los pasillos de la escuela. —Si la conozco.

 

Aquellos jóvenes de sorprendieron — ¿Qué dices Kogure?

 

—Sí, precisamente hoy por la mañana me topé con ella, pero no sé porque la juzgan de esa manera a mi parecer

es una chica muy tranquila.

Kakuta y los demás no podía creer que su compañero dijera eso—Pero amigo, es mejor que no le dirijas la palabra.

—Pues digan lo que quieran pero  ella no es así.

 

En ese instante llegaron al vestidor Mitsui, Ryota y Hanamichi quienes vieron a sus amigos algo extraños.

 

— ¿Qué pasa? —preguntó aquel chico de cabello pelirrojo.

—No, no es nada —espetó Kogure a su compañero de equipo estábamos platicando de cosas sin importancia.

Después de que  se cambió aquel chico pelirrojo de despidió de sus amigos—Nos vemos mañana.

— ¡A dios Sakuragi!

Él se dirigió a la biblioteca junto con sus amigos, entraron y miraron aquella joven que estaba leyendo un libro muy entretenida.

— ¡Dana! Estas lista.

— ¡Hanamichi! Si vámonos—ella guardo sus libros en su mochila y salieron aquellos seis jóvenes de las instalación de la escuela.

 

Van todos en silencio cuando aquel chico pelirrojo fue el que rompió el silencio— ¡Prima! ¿Te encuentras bien?

 

Ella se detuvo por un momento y miro a su primo y amigos de Hanamichi. —Pues no del todo bien pero me sentiré un poco mejor si vamos a comer un helado yo los invito— dijo Dana con una sonrisa.

 

Aquellos cinco chicos la miraron ya que en su rostro había reflejado una gran sonrisa y felicidad.

 

—Sí, vamos—respondió Yohei—pero con una condición.

— ¿Cómo que con una condición? —expresó Dana.

—Pues nosotros pagaremos y te invitamos el helado.

—Bien, me parece perfecto.

 

Todos se dirigieron aquel lugar al parecer ella se había acoplado bien con los amigos de su primo  reían y en ocasiones discutían.

 

—Hanamichi, no se puede negar que ella es tu prima, mira hace un rato estaba deprimida y ahora sonríe como si nada en eso se parece  a ti.

— ¿Qué dices Yohei?

—Pues lo que acabas de escuchar.

—Mmmh tienes razón pero ella no es un genio ¿Cómo Hanamichi Sakuragi? —esto lo dijo riendo y escandalosamente como lo solía hacer.

 

Dana y los chicos se detuvieron al escuchar a Hanamichi sonriendo no comprendían porque — ¿Qué sucede? —preguntó aquella chica de ojos verdes.

 

—Nada prima, a ti te falta mucho para que seas una chica talentosa.

 

Aquella joven miro aquel chico pelirrojo algo extrañada—A que te refieres primo.

 

—No, es nada Dana es mas no le hagas caso—espeto Takamiya.

—Vengan vamos adentro ya llegamos.

 

Entran aquel lugar los chicos y la chica en ese lugar había estudiantes de otras preparatorias de la región, Dana se dio cuenta como los miraban como si fueran bichos raros, pero eso no le importaba.

Se, sentaron hasta al fondo del lugar donde estaba una mesa desocupada, Serena quien estaba ahí con Mitsui.

 

— ¡Mira Hisashi! ¿Quiénes acaban de llegar?

—Es Sakuragi con sus amigos y su prima —dijo Mitsui. — ¿Qué te parece si les hablamos que vengan con nosotros?

—No, no por favor Hisashi yo solo quiero que estemos tú y yo solos—ella lo tomo de la mano.

—Está bien.

Mientras acá los chicos platicaban y reían  pero se les hizo raro,  que aquella chica de ojos verdes no había probado su nieve pareciera que estaba sumergida en sus propios pensamientos de esto se dieron cuentas Hanamichi y sus amigos.

— ¡Dana! ¿Qué Sucede? —preguntó aquel joven de cabello rojo con preocupación.

Ella fue  sacada de sus pensamientos repentinamente—Estoy bien Hanamichi, que decían.

En ese fueron interrumpidos por Noma— ¡Miren chicos quien esta haya!

—Pero si son Mitsui y Serena—respondió Yohei.

Hanamichi quien al verlos se levantó de donde estaba y se dirigió a ellos—Hola Mitsuito y serena vénganse acá con nosotros.

 

Serena no quería pero no quiso ser grosera y acepto  a regañadientes ya que su novio había aceptado la invitación.

Dana al ver lo que su primo había hecho se sorprendió —No puede ser ahí viene ese  patán era la persona que no quería ver en estos momentos.

Mitsui y Serena se sentaron en el lugar donde estaban los demás Serena miraba a Dana pero ni siquiera la saludo solo saludo a los chicos.

Dana quedo enfrente de aquel chico de ojos azules y en medio de Hanamichi y Yohei.

 

— Chicos porque nos dijeron que venían para acá nos hubiéramos venido juntos  —dijo Serena con una sonrisa.

—Pues en realidad no  teníamos planeado venir —contestó Hanamichi.

—Pero aquí estamos —musito Noma.

 

En ese momento entro en ese lugar algunos chicos de la preparatoria de Takahata  Serena los miro—Sakuragi y Hisashi con esos chicos jugaran en su siguiente encuentro.

 

—Sí, son  ellos  los del equipo de Takahata —contestó el chico de cabello rojo.

—Pues estoy segura que ustedes ganaran—musito aquella chica de ojos color miel tomando de la mano a su novio y sonriendo.

 

Dana solo miraba eso para ella era tan patético eso tipo de escenas, suspiro y se inmuto a comer su helado y escuchar la plática sobre los partidos y los entrenamientos pareciera que ella estaba fuera de lugar ya que no entendía muchas cosas sobre eso deporte y no le interesaba.

Cada vez que podía Hisashi la miraba esto hacia que aquella joven de ojos verdes se encontrará con esos ojos azules pero  ella evitaba mirarlo.

Aquellos chicos reían, Okuss se dio cuenta que no platicaba Dana.

— ¡Dana! ¿Qué pasa? ¿Porque esas tan callada?

—Si prima está  muy seria A caso no te gusta el básquet—expresó Hanamichi.

 

Aquel chico había dado en el blanco, los chicos incluyendo Serena se le quedo mirando de esto se dio cuenta Dana, ya que estaban esperando  una respuesta de ella.

 

—Pues…—quedo en silencio. —suspiro hondo y profundo tenía que contestar esa pregunta y ser sincera

—Ahora que le preguntas eso a Dana ¿porque no fuiste a ver a Hanamichi en su  entrenamiento? —dijo Takamiya.

—Miren voy a ser sincera y no me lo tomen a mal por lo que voy a decir y por la forma en que yo  pienso, —Vio a todos incluyendo a Mitsui. —Yo respeto a los que les gusta ver esta clase de deporte y a los que juegan, pero a mí en lo particular no me gusta para nada así que primo no te molestes conmigo por no asistir a tus  entrenamientos.

— ¡Dana! —Exclamo Hanamichi.

En eso interrumpió Yohei—Pero porque no te gusta si vieras que a todos en Shohoku les gusta ese deporte bueno aunque no lo jueguen pero les gusta verlo y apoyarlos en todo momento.

— Dame alguna razón porque no te gusta—pregunto aquel chico de ojos azules mirando aquella chica de cabello negro y ojos verdes seriamente con ella.

 

continuara...

Usted debe login (registrarse) para comentar.