Fanfic Es
Fanfics en español

Un Basquetbolista Y Una Nerd Rebelde. por Hitomi Uzumaki

[Comentarios - 15]   Tabla de Contenidos

- Tamaño del Texto +

 

 

 

 

– ¿Qué tonterías dices Daisuke? A y otra cosa Dana se viste de una manera muy extraña parece una delincuente hasta con decirte que su cabello tiene pintado unos mechones color azul, en verdad no se qué vamos hacer con esta niña.

 

–Tranquila Megan yo hablare con ella después de la cena.

 

Después de unos momentos estaban cenando en silencio, pero el señor Daisuke estaba algo distraído por lo que le había dicho su esposa  sobre el comportamiento de su sobrina.

 

Terminaron de cenar y el señor Daisuke subió al segundo piso hacia la habitación de su sobrina ya eran las nueve de la noche, el al llegar a la puerta de la habitación escucho que ella tenía la música a todo lo que da.

 

– ¡Dana! ¡Dana! –gritaba su tío.

 

Ella al escuchar que era su tío bajo la música y abrió la puerta– ¡Tío Daisuke!

 

 

 

–Puedo pasar hija.

 

Ella asentó la cabeza positivamente y se sentó en la cama mientras su tío se sentó en la silla del escritorio que tenia ella ahí.

 

– ¿Qué sucede tío?

 

–Pues quiero saber Dana, ¿Qué está pasando contigo? Me dijo Megan  que el directora nos mando llamar qué hiciste–pregunto el muy calmadamente y serio con ella.

 

–En verdad tío no he hecho nada malo, es mas voy muy bien en mis materias.

 

–Entonces porque la directora quiere vernos.

 

–Pues…–quedo  por un momento en silencio–Tío lo que pasa es que Brian quiso besarme a la fuerza y yo lo golpea tan fuerte que no fue mi intención. –esto lo dijo muy apenada  y en tono  triste.

 

 

 

El tío la miro ya que él se fijo que su sobrina había cambiado totalmente su mirada dulce y su sonrisa que siempre había tenido habían desaparecido de aquella joven, el no la juzgaba ya que había perdido a sus padres hace tres meses atrás, sin embargo al verla así sintió un nudo en la garganta no quería que su sobrina fuera así,  comportándose de esa manera y además al verla vestida con esas ropas que le había mencionado su esposa opto por no preguntar la forma en vestirse y porque se había pintado el cabello.

 

 

 

–Hija hiciste mal, en golpear a Brian, pero hubieras  hablado de esto con la directora de esto y haber evitado ese conflicto, ¿qué está pasando contigo ya no eres la misma de antes?

 

Dana al escuchar a su tío se levanto de donde estaba y se dirigió hacia la ventana mirando hacia afuera y respondió. –Tío desde que murieron mis padres yo también morí junto con ellos, no entiendes que era lo único que tenia, aparte yo…yo…–ella apretaba con sus manos las cortinas de su ventana. –Además yo soy la culpable de que ellos murieran.

 

El tío al escucharla hablar así, se acerco a ella y la abrazo fuertemente. –No Dana no digas eso, lo que paso no fue culpa tuya eso debes entenderlo y que te quede claro no debes culparte por lo sucedido.

 

– Pero tío, si yo no les hubiera insistido ese día que fueran…

 

En eso su tío interrumpió nuevamente y la tomo de los hombros–No debes atormentarte más olvídalo, mi hermano y tu madre no les hubiera gustado verte así.

 

–Gracias tío por darme ánimos, por eso te quiero mucho eres el mejor tío.

 

Ella sonrió, cosa que a su tío le sorprendió ya que tenía tiempo que no lo hacía desde que sus padres habían muerto.

 

 

 

—Dana, puedo hacerte una pregunta.

 

—Sí, tío.

 

— ¿Por qué no me hablas de tus amigos?   Los  puedes traer a la casa para conocerlos.

 

—En verdad tío, pues tengo dos buenas amigas pero una de ellas se fue al extranjero con sus padres ayer.

 

—Vaya por eso también esta triste verdad.

 

—Sí.

 

—No te preocupes Dana a lo mejor algún día la vuelvas a ver.

 

—Eso, espero—respondió con una sonrisa. —Pero te presentare a Drew es una persona muy buena gente.

 

—Entonces espero conocerla muy pronto —contesto con una sonrisa. — ¡Dana!  Cambiando de tema  por lo que paso hoy en la escuela ya sabes tú lo que voy hacer contigo.

 

—Si aceptare el castigo que me impongas.

 

—Pues estarás castigada este fin de semana no saldrás.

 

Ella acepto el castigo impuesto por su tío tenía que obedecer, así que después le aviso a su amiga que no iba a poder asistir donde habían quedado de ir, y que la disculpara con los chicos Drew entendió la situación de su amiga.

 

 

 

 Paso el fin de semana  en Japón el lunes por la mañana van llegando los chicos del equipo cuando los alumnos los reciben de buena gana ya que han estado jugando muy bien

 

Hanamichi que venía con sus amigos venían como siempre presumiendo y diciendo que Shohoku irá a las nacionales ya que estando el ahí, siempre ganaran.

 

– ¿Qué presumido es?

 

–Tienes razón Mitsui, el siempre presumiendo de todo. –espeto Ryota.

 

– ¡uff! Que torpe. –dijo aquel joven de mirada fría.

 

En eso Akagi le da un fuerte coscorrón que lo tumbo al piso y le salió un gran chichón a Hanamichi en la cabeza– ¡Cabeza hueca primero debes de practicar muy bien!

 

– ¡Gori! ¿Porqué me pegas eso me dolió? –decía Hanamichi agarrándose la cabeza.

 

–Tarado–expreso Rukawa.

 

– ¡Que dices Rukawa! –contesto molesto Hanamichi con él.

 

Mientras se estaban peleando en ese momento se escucho una voz de una chica que le hablo a Mitsui.

 

– ¡Hisashi Mitsui!

 

 Todos voltearon a ver quién era  inclusive Mitsui,  se sorprendieron porque era una chica no muy alta y delgada de ojos color miel y cabello castaño.

 

 

 

– ¡Serena!–expreso el al mirar quien era.

 

–Hola, Mitsui,

 

Los chicos del equipo la miraron de arriba abajo porque era muy bonita además les llamo mucha la atención ya que no portaba el uniforme escolar, llevaba puestos unos janes color azul,  una blusa roja, de tirantes delgados, y su cabellos castaño recogido con una coleta y amarrado con moño color rojo.

 

Sakuragi miraba a Mitsui poniendo su cara de pícaro al ver que su amigo se sonrojo al ver aquella chica. –Mitsui así que esta chica es tu novia verdad.

 

Mitsui al escuchar eso por parte de Sakuragi se sonrojo al igual que aquella chica se sonrojo levemente.

 

Los demás chicos del equipo miraban a Mitsui y a la chica.

 

–Vaya Mitsui no sabía que tenias una novia tan bonita–dijo Ryota.

 

Tanto como ella  y Mitsui dijeron al mismo tiempo en unisonó que estaban equivocados que solo eran amigos.

 

Sakuragi  para molestarlo se acerco a él y le dijo– Ahora  comprendo Mitsuito por eso el sábado que te invitamos a venir  con nosotros no quisiste porque te ibas a ver con un novia verdad.

 

– ¡Cállate torpe! –expreso Mitsui.

 

–Me supongo que  ustedes son amigos de Hisashi verdad. –pregunto ella a los chicos del equipo.

 

–Sí. –contesto Hanamichi presentándose con ella al igual los demás chicos.

 

–El gusto es mío, yo me llamo Serena  Ishida.

 

En eso ella le dice a Hisashi que si le puede decir dónde está la dirección que tiene que ir a ver al director, el con gusto la acompaño ya  que  aquella joven  aun no conocía todavía ahí.

 

Serena y Mitsui se dirigieron a la dirección él, la dejo ahí y después se retiro para ir a sus clases.

 

Ella se presento con el director y le dio la bienvenida le asigno su salón que iba hacer 1/1.

 

 –Gracias señor Aizawa.

 

—Srta. Ishida dentro de tres días llegaran los uniformes, pero mientras vendrá vestida de civil.

 

—Sí, señor. —ella se retiro y se dirijo a su salón asignado.

 

El profesor les dice  a alumnos que había llegado una nueva estudiante a su grupo—Pase señorita Ishida.

 

—Buenas días, me llamo Serena Ishida.

 

Todos la saludaron en unisonó sus nuevos compañeros y entre los chicos se decían que era muy bonita.

 

—Srta. Ishida de donde viene—pregunto el profesor.

 

—Vengo de Nueva York, haya dure viviendo dos años, pero soy originaria de aquí.

 

—Pues bienvenida a Shohoku, puede sentarse en aquella butaca, atrás de la Srta. Akagi.

 

Ella se dirigió a su lugar asignado y saludo a Haruko, después de unas dos horas de clase tuvieron un descanso.

 

— ¡Vaya! Este día se me ha hecho muy largo. —esto lo dijo en voz alta que Haruko la escucho.

 

—Pues pronto te acostumbraras—dijo aquella chica de ojos azules.

 

—Tú eres la Srta. Akagi verdad.

 

—Sí, pero puedes llamarme por mi nombre soy Haruko.

 

—Mucho gusto Haruko, puedes decirme Serena también—respondió aquella chica con una sonrisa.

 

— ¡Oyes! Serena te gusta el básquet.

 

—Si, Haruko es uno de mis deportes favoritos, bueno aunque  no se jugar pero me gusta ver los partidos.

 

—Que te parece si vamos al  gimnasio a ver  entrenar a chicos del club de básquet están entrenando ahorita.

 

—Claro vamos.

 

En eso llegaron las amigas de Haruko—hola Haruko quien es ella.

 

—Chicas ellas es Serena es nueva en mi grupo.

 

Serena se presenta con ellas, —es un gusto conocerlas espero que seamos amigas.

 

—Por supuesto Serena —musito Fuji.

 

—Claro que seremos amigas de hoy en adelante—acoto Matsui.

 

—Gracias Matsui y Fuji.

 

 

 

Las  cuatro se dirigieron al gimnasio para ver a los chicos entrenar, estaban en un partido entre ellos los de primero contra segundo y tercer año.

 

El juego estaba muy reñido iban empatados, pero como siempre Hanamichi y Rukawa peleándose por el balón, ya que siendo del mismo  equipo siempre ellos eran así.

 

Akagi al ver esta escena le propina un fuerte coscorrón—Cabeza hueca cuantas veces te he dicho que debes jugar enserio con tus compañeros de equipo.

 

Sakuragi se toco su cabeza ya le había salido un gran chichón por eso golpe tan fuerte que le dio el capitán Akagi.

 

— ¿Por qué Gori? Siempre me pegas a mí y me regañas.

 

En ese momento llegaron las chicas y Haruko se sorprendió ver a su novio discutiendo con su hermano mayor.

 

— ¡Hanamichi!

 

Serena al ver también esa escena se sorprendió y pensó para sí misma. —Pobre chico eso debió doler muy fuerte. —en eso fue interrumpida de sus pensamientos al escuchar una voz conocida para ella.

 

— ¡Torpe! Siempre debes poner atención.

 

 

 

Ella miro en la cancha aquel chico de camisa roja y de short negro era el chico de sus sueños desde que lo conoció por primera vez se enamoro perdidamente de él.

 

Serena todo el tiempo que duro en el extranjero nunca se olvido  de él, aunque salió  con chicos y tuvo uno que otro novio, siempre en su corazón y mente estaba aquel chico de ojos azules.

 

Fuji y Matsui se fijaron como su nueva amiga se ruborizaba pero no entendían porque,  ya que su mirada se fijo  en aquellos chicos, pero no sabían a quien miraba de todos.

 

Haruko también la vio apenas le iba a preguntar cuando en ese instante la saludaron y ella voltea hacia atrás y eran Yohei y los chicos.

 

 — ¡Yohei!

 

—Veo que Hanamichi sigue dando problemas.

 

—Que les parece si apostamos que Hanamichi va hacer expulsado en ese juego de práctica. —expuso Takamiya.

 

—Yo apuesto cinco yens—dijo Okuss con una sonrisa.

 

—Pues ahí van mis cinco yens—acoto Noma.

 

– ¿Cómo se atreven a decir eso de Hanamichi? —musito Haruko molesta con Takamiya, Okuss y Noma.

 

—Perdónanos Haruko—corroboraron los chicos apenados.

 

—Pues yo apuesto diez Yens que él será expulsado  en segundo tiempo.

 

Yohei, Matsui, Fuji e inclusive Serena se sorprendieron por el comportamiento de Haruko.

 

— ¿Quién entiende a Haruko? —espeto Yohei.

 

—En verdad Haruko es una chica muy rara—expreso Serena.

 

—Tienes toda la razón Serena ella siempre es así. —contesto Yohei.

 

En eso Takamiya gritaba —Vamos Hanamichi no dejes que te expulsen el primer tiempo si no hasta el segundo.

 

Hanamichi al escucharlo se molesto y le grito desde media cancha— ¿Qué dijiste gordo? Me la pagaras cuando termine el partido.

 

En eso le avientan el balón y por estar distraído peleando con Takamiya le dan un pelotazo en la cara muy fuerte.

 

— ¡Hanamichi! —expreso Haruko ya que el cayó al piso.

 

—Sakuragi discúlpame no era mi intensión golpearte —acoto Yasuda.

 

 — ¿Por qué  no me avisaste que me lo pasarías? —dijo molesto aquel chico pelirrojo a su compañero.

 

 

 

Se levanto y lo iba a golpear cuando Akagi intervino y lo jalo de una oreja—Sakuragi tu nunca entiendes debes estar siempre concentrado en lo que haces, así que deja de estar quejándote y concéntrate en el juego.

 

—Está bien Gori, pero no me jales mucho de la oreja me duele—espeto Hanamichi.

 

 

 

Sus amigos se estaban burlando de el por lo  sucedido— ¡Cállense Inútiles me la pagaran!

 

— ¡Sakuragi! Pon atención cabeza hueca.

 

En eso paso Rukawa a un lado de  él – Juega bien torpe con eso tipo de jugadas haces, que me canse rápido.

 

— ¡Que dijiste zorro!

 

En eso Hanamichi se fue tras él, Mitsui vuelve a encestar una canasta de tres puntos llevando la delantera a su equipo.

 

Continuara…

Usted debe login (registrarse) para comentar.