La piel de Naruto (Naruto's skin) by Cresp

Fanfics en EspañolEl sitio de referencia de los fanfics en español, con miles de fanfics gratis y en español

 La piel de Naruto (Naruto's skin) by Cresp
Summary:

Naruto, un chico problemático, llega a un nuevo instituto con sus dos mejores amigos, Kiba y Sikamaru, los cuales los tres son nuevos en el centro. Aquí se cuentan la vida de ocho alumnos de ese instituo, ubicado en uno de los barrios más conflictivos de todo el país, en el que cada uno sobrevive de la mejor forma posible. Un punto de vista un tanto dramático de la vida de Naruto Uzumaki, con un enfoque de la serie británica Skins. Por lo tanto, ya se debe de decir que el contenido es solo para adulto, dado las constantes referencias hacia temas sexuales, de drogas o violencia. Por supuesto, el contenido de este fanfic nunca será tan explícito como el de la serie, a la cual solo he cogido la ambientación (los personajes son exclusivos de Naruto, obra de Masashi Kishimoto, a los que pertenece)

 

 

Actualización: 7 de octubre

-Capítulo 1 (4/4 partes cortas)- Este es mi camino (Naruto)

-Capítulo 2 (4/4 partes cortas)- Preparación (Ino)

-Capítulo 3 (4/4 partes cortas)- No soy un héroe (Sikamaru)

-Capítulo 4 (6/6 partes cortas)- El Amor Cortes (Sakura)

-Capítulo 5 (4/4 partes cortas)- Esto es disfrutar (Choji)

 

-Capítulo 6 (6/6 partes cortas)- Más allá (Hinata)

 

-Capítulo 7 (6/6 partes cortas)- "Black Night" (Sasuke)

 

-Capítulo 8 (1/4 partes cortas)- Fiel amigo (Kiba)

 

 

 

 

 



Categories: ANIME/MANGA, NARUTO Characters: Chōji Akimichi, Hinata Hyūga, Ino Yamanaka, Kiba Inuzuka, Naruto Uzumaki, Sakura Haruno, Sasuke Uchiha, Shikamaru Nara

Generos: Drama

Advertencias: Lemon, Lenguaje Obsceno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 35 Completed: No Word count: 36943 Read: 6801 Published: 24/08/2010 Updated: 07/10/2010
Summary:

Naruto, un chico problemático, llega a un nuevo instituto con sus dos mejores amigos, Kiba y Sikamaru, los cuales los tres son nuevos en el centro. Aquí se cuentan la vida de ocho alumnos de ese instituo, ubicado en uno de los barrios más conflictivos de todo el país, en el que cada uno sobrevive de la mejor forma posible. Un punto de vista un tanto dramático de la vida de Naruto Uzumaki, con un enfoque de la serie británica Skins. Por lo tanto, ya se debe de decir que el contenido es solo para adulto, dado las constantes referencias hacia temas sexuales, de drogas o violencia. Por supuesto, el contenido de este fanfic nunca será tan explícito como el de la serie, a la cual solo he cogido la ambientación (los personajes son exclusivos de Naruto, obra de Masashi Kishimoto, a los que pertenece)

 

 

Actualización: 7 de octubre

-Capítulo 1 (4/4 partes cortas)- Este es mi camino (Naruto)

-Capítulo 2 (4/4 partes cortas)- Preparación (Ino)

-Capítulo 3 (4/4 partes cortas)- No soy un héroe (Sikamaru)

-Capítulo 4 (6/6 partes cortas)- El Amor Cortes (Sakura)

-Capítulo 5 (4/4 partes cortas)- Esto es disfrutar (Choji)

 

-Capítulo 6 (6/6 partes cortas)- Más allá (Hinata)

 

-Capítulo 7 (6/6 partes cortas)- "Black Night" (Sasuke)

 

-Capítulo 8 (1/4 partes cortas)- Fiel amigo (Kiba)

 

 

 

 

 



Categories: ANIME/MANGA, NARUTO Characters: Chōji Akimichi, Hinata Hyūga, Ino Yamanaka, Kiba Inuzuka, Naruto Uzumaki, Sakura Haruno, Sasuke Uchiha, Shikamaru Nara

Generos: Drama

Advertencias: Lemon, Lenguaje Obsceno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 35 Completed: No Word count: 36943 Read: 6801 Published: 24/08/2010 Updated: 07/10/2010
Story Notes:

 



Story Notes:

 



Capítulo 1 (Parte I)- Este es mi camino (Naruto) by Cresp
Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

Notas: El inicio es simlar al de la tercera temporada de Skins, para que el lector pueda apreciar un poco el enfoque de la historia, aunque, apartir de aquí, el rumbo no es el mismo que el de la serie británica.

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

Notas: El inicio es simlar al de la tercera temporada de Skins, para que el lector pueda apreciar un poco el enfoque de la historia, aunque, apartir de aquí, el rumbo no es el mismo que el de la serie británica.

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

Sikamaru: Bueno… ya solo quedan treinta minutos para que empiece el primer día de “tuto”

 Naruto: Ya te digo, menuda mierda

 Kiba: Sí

 Los tres amigos se encontraban a la sombra de una sombrilla de un bar, tomándose unas cervezas en compañía de la música que sonaba del móvil de Kiba. Hacía muchísimo calor y en aquel momento los tres se encontraban tan a gusto que les dolía pensar en otra cosa.

 Kiba: No quiero parecer aguafiestas pero ¿No deberíamos ir, por lo menos, a la apertura?

 Sikamaru: Sí, efectivamente eres un aguafiestas… aquí se está de puta madre, no me movería por nada del mundo

Kiba: De ti lo entiendo, Sikamaru, teniendo en cuenta que eres un vago de mierda… pero tú, Naruto ¿También quieres faltar a esta? Hoy es nuestro primer día en este instituto, recuerda… desde que te expulsaron de tus cinco anteriores…

 Naruto: Mira Kiba ¿Cómo explicártelo? –Cogió su jarra y bebió un buen sorbo- A mí eso me la sopla. Lo que yo quiero ahora es estar con vosotros, aquí, la mar de puta madre, mientras brindamos por nosotros y nos liamos unos bueno porretes… Por cierto ¿Nos quedan?

 Sikamaru negó con la cabeza con bastante dificultad, ya que aun seguía con los efectos del anterior, que se habían echado un “verde” hacía poco menos de diez minutos entre los tres. Se sentía tan a gusto que no prestaba atención ni a la mitad de cosas que pasaban a su alrededor.

 Naruto: Bueno, ya pillaremos mañana…

 Kiba: O sea, nos quedamos

 Naruto: Pues claro ¿Para qué coño queremos ir a esa mierda? ¿Para decirnos…? Joder, siquiera sé qué coño dicen en esa cosa.

 Kiba: Bueno… pues brindemos- levantó su jarra, esperando que los otros hiciesen como él, cosa que pasó

 Naruto: Eso, eso… brindemos ¡dattebayo!

 Y, decididos a seguir con esa dinámica tan relajante, continuaron hablando de otros temas, como batallitas de la vida. Pidieron una ronda más de cerveza y acompañaron con aceitunitas para picar, cortesía de la casa, rancias como siempre. Sikamaru, que seguía en su mundo, apenas se percataba de lo que hablaban sus otros dos amigos, cuando sus ojos se posaron en un punto en concreto… Un cuerpo perfecto, de curvas perfectas y una delantera que quitaba el hipo… Dado los efectos de la maría, los detalles se resaltaron aún más, pudiendo ver cada una de las perfecciones de ese cuerpo angelical.

 Sikamaru: Joder…

 La chica, un milagro de la naturaleza, se cruzó sobre los ojos del chico que, con su expresión de empanadez, llamó la atención de Naruto y de Kiba, que también miraron, el primero de los dos descaradamente. La chica, que no era nada tonta, se dio cuenta de cómo los tres chicos la observaban, y se giró, mostrando un lindo rostro angelical, con labios sugerentes y mirada penetrante. Cruzó la mirada con los tres y sonrió con picardía.

 Chica: Qué mono…

Y se fue, dejando a los tres con la boca abierta y rallados por ese comentario, que no se sabía a quién iba dirigido. Hubo unos segundos de silencio, mientras veían como aquel monumento se perdía en la calle.

 Kiba: Dios… mío… ¿Eso era real?

 Naruto: Pues se fue sin más… si nos hubiese dejado su móvil, ya os digo que esa putilla se estaría corriendo entre mis piernas antes de las 12.

Kiba: Cuando dijo lo de “Qué mono” ¿A quién se refería?

 Sikamaru: Si queréis saberlo… no hace falta más que preguntárselo

 Kiba: ¿Sí? ¿Y cómo? Ha desaparecido

 Sikamaru: Pues vayamos a donde ha ido ella: Al Instituto

 Naruto: ¿Esa guarra va al instituto? ¿Al nuestro? ¿Y tú cómo lo sabes?

Sikamaru: Sencillo. Ha tomado la calle que va al tuto, además de que llevaba una cartera consigo. No hay duda de que irá a nuestro curso.

 Los dos amigos se sorprendieron de la gran deducción de Sikamaru que, a pesar de ir totalmente fumado, seguía siendo un superdotado (en el ámbito intelectual). Tras oír esto, Naruto se levantó bruscamente.

 Naruto: ¿A qué esperamos? Vamos esa mierda de apertura y cacemos a la presa.

 Kiba: ¿Y cómo sabes que eres tú el que le gustas? Te puede dar una patada en los huevos si lo intentas

 Naruto: ¿Y crees que eso me importa? Sea lo fuere, ya os digo… ¡Esa tía va a caer rendida a mis pies! ¡¡¡ESTE ES MI CAMINO!!!

 Kiba: Pues tendrás que ser más rápido que yo, Naruto, ya que estoy convencido a que se refería a mí

 Sikamaru: Oye, que a la chica esta la podéis ver durante los próximos nueve meses, no hace falta que vayamos ahora a clase…

 Naruto: Claro que sí, que se me pasa si no el calentón

 Sikamaru: *¿Y yo para qué demonios habla?*

 Sin más demora, a excepción de la de hacer levantar a Sikamaru de su silla, los tres amigos se fueron al instituto, donde esperaban encontrarse a esa chica tan bella.

 

End Notes:

Muchas gracias por empezar a leer "Naruto's Skin". Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

End Notes:

Muchas gracias por empezar a leer "Naruto's Skin". Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

Regresar al índiceCapítulo 1 (Parte II)- Este es mi camino (Naruto) by Cresp
Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

 

Los tres amigos entraron en el instituto, entre la muchedumbre que suponía el primer día de clase. Como no tenían ni idea de dónde tenía que ir, siguieron a un grupo de chicos que parecían tener su edad. Naruto tenía el ojo avizor, por si la chica estaba entre esa gente, mientras Kiba guiaba a Sikamaru por el camino, que se rallaba con tanta gente pasando por tantos lugares a la vez.

Finalmente entraron en lo que parecía un aula de multiusos, con unas gradas que daban a un escenario, presidido por una mujer rubia y por otra morena, aunque la primera era realmente más guapa, con un toque maduro en su rostro. Naruto se fijó en ello rápidamente, mostrando su descubrimiento a Kiba, que le pareció algo bastante aceptable. Buscaron sitio entre las gradas y esperaron a que todos se sentaran.

Naruto: No la encuentro por ninguna parte, ostia- y frunció el ceño muy malhumorado

Sikamaru: Pues está ahí, cegato *Soy yo el que estoy “ciego”, no vosotros*

Efectivamente, la chica divina se encontraba sentada dos filas más a delante y un poco más a la izquierda. Desde ahí alto, los tres chicos pudieron catar un prominente escote de esta, que parecía mostrar orgullosa. Se veía a leguas que la provocación era lo suyo, ya que la gran mayoría de los chicos tenían un ojo puesto en ella.

Entonces, la mujer rubia del escenario empezó a hablar a todos los presentes. Al parecer se hacía llamar Tsunade y era la directora del instituto, junto a Shizune, la jefa de estudios. Les estuvieron hablando de todo tipo de temas relacionados con la escuela, pero Naruto no tenía la cabeza para esas cosas (menos aun Sikamaru, que aun no se había bajado de la nube). Kiba también cataba a su alrededor y vio que en su nuevo curso había muy buen ambiente… desde su punto de vista.

Naruto: No me digas que no es una locura- Susurró a su amiga

Kiba: No te quedes solo ahí. La rubia de su lado también es hermosa… y la castaña de la otra fila…

Naruto: Ya tendré tiempo para eso- Interrumpió este- pero esa piva… no se me va a escapar.

Kiba resopló, enfurruñado por la actitud de su amigo. Le conocía desde niño, y sabía que cuando se obsesionaba con algo, era difícil controlarle. Incluso en ocasiones se volvía violento. La palabra para este chico era “desequilibrio”. Se adaptaba perfectamente a él, un chico que te podía golpear y sonreírte al mismo tiempo.

Kiba: Como quieras, pero, te advierto una cosa…- El chico rubio se giró- Ojo con lo que planeas hacer.

Naruto: Tranquilo, no haré nada de lo que me pueda arrepentir

Ese era el problema; Naruto no se arrepentía de nada de lo que hacía, por muy locura que llegase a ser. En una ocasión se metió de lleno en una pelean entre bandas callejeras y, pese a recibir una soberana paliza, no le importó ni se arrepintió. Es más, se sintió orgulloso de ello. Kiba y, en especial Sikamaru, eran mucho más cuerdos.

Después de la charla, se les indicó el lugar de la primera clase del curso que, obviamente, no iban a hacer nada en especial. Kiba ayudó a levantarse a Sikamaru, pero Naruto les pidió a los tres que se marchasen antes que él. Entendieron perfectamente sus intenciones.

La chica se estaba rezagando, mientras hablaba con sus amigas, siendo las últimas en salir.

Chica: Chicas, vosotras podéis ir marchando a clase. Yo tengo que ir a por una cosa.

Amiga: ¿En serio? ¿No te acompañamos?

Chica: Para nada, es algo que solo yo puedo hacer, sola. Bueno, ya nos vemos a la siguiente hora.

Y se separó del grupo, dirigiéndose directamente al pasillo solitario de la izquierda… justo donde se encontraba Naruto.

Naruto: Parece que me has visto. Te pensaba cazar por banda con todas tus amigas de por medio, pero veo que tú ya sabias eso.

Chica: Y que lo digas. También sé que me has estado mirando las tetas durante toda la charla ¿Te gustas?

Naruto: No hace falta que presumas tanto de ellas, tampoco son tan grandes.

Chica: ¿Eso piensa? Pues al menos, os ha hecho mover el culo a tres empanados de un bar hasta este antro ¿no? Eso es algo.

Naruto rió. La chica, consciente de su magia, se le acercó peligrosamente a este, pero amagó y se retiró inmediatamente, con esa sonrisa perfecta entre sus labios. Naruto continuó riendo. La situación le excitaba bastante.

Naruto: Bueno, al fin y al cabo, he venido hasta aquí exclusivamente a catarlas personalmente, no para otra cosa.

Chica: Vaya, que chico más sincero…

Naruto: Y te gusto- Añadió- Sé que lo de antes iba por mí.

Chica: ¿En serio? ¿Y cómo puedes probar eso?- Preguntó con una voz de los más insinuante, acercándose peligrosamente al chico

Naruto: Bueno, la verdad es que no importa… Que fuese dirigido a mí o no, no va a cambiar el resultado. Porque yo consigo lo que me propongo.

La chica, ya cara a cara de Naruto, y con los labios rozándose, sonrió. Ella también estaba excitada con ese jueguecito, en medio del pasillo, rozándose ambos cuerpos, separados por una pequeña barrera invisible, en un punto en el que la tensión era muy alta. Naruto olió el aroma hormonal de la chica y le pareció bastante gustoso. La chica podía decir lo mismo del otro. Notando el roce, la atmósfera se cargó aun más y los dos se mantenían cara a cara, sin moverse, como si hubiesen hecho una apuesta de aguante. Naruto tenía unas ganas casi incontrolables de desatar todo sobre aquella chica, pero tenía orgullo… que llegaba a un límite.

Chica: Veo en tus ojos que te gustaría empotrarme contra esa pared ¿Cierto?

Naruto: No lo dudes por un segundo*Putilla*

Chica: Pero no lo haces ¿Es que tienes miedo?

Aquella palabra tenía una fuerza especial, como si fuese una energía mágica que activaba un interruptor en la cabeza de Naruto. Con esa palabra pronunciada, ya no había nada imposible para su cuerpo, nada que le resultase un obstáculo. Nada…

 

Al salir de clase, los tres amigos se esperaron a la salida, para continuar el camino de vuelta, que los tres compartían. Obviamente, nada más terminar la primera clase, Naruto apareció ante Kiba y Sikamaru y les contó su aventura con la chica angelical, poniendo a rabiar a Kiba.

Naruto: ¡Una locura! Esa chica sabe lo que se hace… Lo hicimos primero en las taquillas y después no fuimos al cuarto de baño. Aun no me creo que nadie nos oyese… y antes de las 12, como pronostiqué.

Kiba: Es una puta. Eso no supone ninguna dificultad.

Naruto: Como tu digas, pero aquí yo he mojado y tú no…

Sikamaru: Por cierto, Naruto… ¿sabes ya a quién de los tres se refirió antes?

Naruto: La verdad es que no me lo llegó a decir. Ya sabes, hay que estar concentrado en lo que se maneja.

Sikamaru: ¿Sabes por lo menos su nombre?

El chico tubo que pensar un poco, ya que tenía la cabeza un poco alocada.

Naruto: Creo que me lo dijo… ¿Sakura puede ser?

 

Regresar al índiceCapítulo 1 (Parte III)- Este es mi camino (Naruto) by Cresp
Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas y de la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

Los tres amigos continuaron caminando, cuando se encontraron a un tío, algo mayor que ellos, que se encontraba hablando con unas jovencitas de apenas E.S.O. Cuando estos se cruzaron a su lado, el joven le habló.

Joven: Que pasa, chavales ¿Tenéis planes para esta noche? Os propongo ir a una discoteca que está la mar de buena.

Kiba: Son las 2 de la tarde, quizás es un poco pronto para pensar en discotecas.

Naruto: ¡Kiba, joder, deja ya de tocar los cojones por que yo haya echado un polvo y tú no! El caballero nos está proponiendo pasar una buena noche de fiesta

Joven: Y que lo digas. Tenéis suerte, por yo soy amigo del jefe y os puedo hacer un descuento de 2€ es la segunda consumición, chatos. Además, hay muy buen ambiente: Chicas guapas, gente enrollada, buenas bebidas… vamos, que lo tiene todo.

Sikamaru: Si os soy sincero, hoy no me apetece estar mucho tiempo en casa- dejó caer al aire

Kiba: Bueno, la verdad es que es una buena forma de celebrar nuestro comienzo de curso.

Naruto: Pues ya está decidido. Por cierto ¿Dónde coño está esa discoteca?

Joven: Se llama “Black Night”, y está en un recoveco de la calle “Princesa”. Abrimos a las 12 y no es necesario que traigáis DNI. Solo decir que vais de parte de Kabuto.

 

Los tres quedaron a la 1 da la maña, para no tener que esperar a que el lugar tuviese ambiente. Naruto se despidió de sus amigos y se preparó cuando llegó a su casa. Se cambió de ropa, ya que la suya estaba manchada por su relación con Sakura, y se preparó para la ocasión. Como no tenía nada mejor que hacer, esperó en silencio mientras veía la tele. La casa estaba muy silenciosa si no.

Llegó la hora y Naruto salió dando brincos, sin importarle romper un jarrón de su amargada y anciana vecina, la cual no se dedicaba a otra cosa más que meterse en la vida del vecindario. Anduvo varios pasos y se cruzó con una cara conocida… el vagabundo Jiraiya. Ambos se alegraron mucho de volver a verse.

Naruto: Que pasa viejo ¿Te trata bien la vida?

Jiraiya: Ya te he dicho que mi vida es una puta mierda. Esto de vivir en la puta calle es la mayor puta mierda que me ha podido pasar… a mí, que llegué a ser un tipo de traje y corbata.

Naruto: Bueno, viejo, no tengo mucho tiempo, ya que he quedado para ir a una discoteca llena de chochitos. Te dejo.

Jiraiya: ¡Oye, chico! ¿No tendrás por ahí nada para mí?

Naruto rebuscó entre sus bolsillos y, de su caja de tabaco sacó dos cigarrillos. Uno para él y el otro para el vagabundo.

Jiraiya: Gracias, chico. No sabía si suicidarme si no volvía a sentir mi dulce medicina

Naruto continuó su camino, llegando tarde al punto de encuentro. Ahí ya estaban Kiba y Sikamaru, ambos algo cabreados. Ya desde ahí, fueron directos a la discoteca, que, con las vagas indicaciones de Kabuto, consiguieron hallar en el recoveco más inaccesible de toda la ciudad. Había una gran cola, poblada de la gentuza más gentuza que se podría uno esperar.

Kiba: No sé por qué, pero algo me dice que debemos andar con ojo aquí.

Sikamaru: Fuera es más peligroso que dentro

Naruto (que se había fijado en unas chicas muy bien vestidas): ¿A qué coño esperamos? ¡Vamos allá, dattebayo!

Se pusieron a la cola, haciéndose notar, por que se veía que eran los únicos menores, pero sobre todo porque Naruto empezó a cantar una canción a todo pulmón, y más de uno se giró. Por suerte, eso atrajo también a Kabuto, que se encontraba en la entrada de la discoteca como puertas, junto a una auténtica mole bestial.

Naruto: ¡Tú, Kabuto, cuélanos! Esta mierda de cola puede durar horas.

Kabuto: Os dije que abríamos a las 12, no a la 1 y media. Esto es lo que pasa cuando se llega tarde.

Naruto: ¡Vamos, no me jodas!

Kabuto: El que no jodas vas a ser tú, tío coñazo. Suerte tienes que te eche a patadas.

Sikamaru: *Gilipollas… ambos*

Kiba: *Ahora que lo pienso, no nos han dicho cuanto nos van a sajar por la entradita* Bueno, Naruto, quizás deberíamos dejar para mañana.

Naruto: Ni de coña. Ese cuatro ojo no me va a impedir comerme los chochetes que me había prometido. Así que esperemos.

Regresar al índiceCapítulo 1 (Parte IV)- Este es mi camino (Naruto) by Cresp
Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas. Palabras malsonantes y acciones violentas.

Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Naruto

ADVERTENCIA: Referencia al consumo de drogas. Palabras malsonantes y acciones violentas.

 

Pero la cola era muy larga. Esperar más de veinte minutos volvía loco a Naruto, que se estaba poniendo muy nervioso, y eso le hacía estar violento. Kiba y Sikamaru lo notaban y le persuadían para que se le bajasen los humos.

Kiba: ¿Pero por qué no volvemos otro día, esta vez, a las 12?

Naruto: Pues porque ese gilipollas me ha hecho venir hasta este antro de mierda y ¡No me jodas!, le voy a tocar yo los cojones.

Kiba: ¿En serio? ¿Cómo? Puede que Kabuto no tenga pinta de ser muy fuerte, pero el gordo gigante de su lado parece no tener muy buena ostia, y de ostias tiene pinta de repartir como panes.

Naruto: ¡Ya lo sé! ¡¿Te crees que no he pensado en el gordo ese?!

Sikamaru: ¿Por qué no pruebas a colarte?- e indicó con discreción una verja poco vigilada que parecía pertenecer a la discoteca

Naruto: ¡Sikamaru, eres el puto amo! Vámos, acompañarme, la vamos a armar por gilipollas…

Sikamaru: ¿Yo también he de moverme? *Nota mental: callarse la puta boca*

Sin que nadie prestase atención en ellos, los tres se marcharon de la cola y dieron varias vueltas sobre la valla, para ver en qué situación se encontraba. No parecía haber nadie, así que Naruto cogió carrerilla y saltó sobre esta, subiéndola rápidamente. Kiba hizo lo mismo, pero Sikamaru se rezagó, ya que físicamente era el más torpe de los tres. Eso llamó la atención de los puertas, que se acercaron a ver qué pasaba. Kiba estuvo observador y se dio cuenta del peligro.

Kiba: ¡Sikamru, sal por patas, que vienen los puertas!

Sikamaru, ni corto  ni perezoso, bajó el alambre y corrió como alma que lleva el diablo,  haciendo que los seguratas le siguiesen un rato, para luego dejarle marcharse, por velocidad. Y es que, cuando algo conviene a Sikamaru, es capaz de superar a cualquiera. Mientras, Naruto y Kiba continuaron su incursión. Se adentraron por una puerta trasera y llegaron a la discoteca; bastante estrecha para tantas personas juntas.

Naruto: Bueno, lo lamento por Sikamaru, pero por lo menos, nos ha salido gratis.

Kiba: Sí, pero debimos haber comprado bebidas antes- dijo, fijándose en la cuenta de unas chicas que había comprado ron con coca-cola- Aquí está carísimas; 10€ un ron. Recopilatorio de partituras para aprender a tocar la flauta dulce de forma progresiva Partyflauta: Partituras para flauta dulce

Naruto: Vaya puta mierda… pero hay mejores formas de divertirse

Entonces, el chico rubio, con una precisión milimétrica, cogió una bolsita que tenía un hombre en su mesa, delante de sus narices, pero que parecía estar tan en su mundo  que siquiera se habría dado cuenta.

Naruto (Observando la bolsita): ¿A ver que nos ha regalado el caballero? ¿Ácidos? Le quedan unos cuantos.

Kiba: Naruto, mierda…

Kabuto, acompañado por el puertas gordo y otro que parecía un poco dracuin, les habían visto, y rápidamente se fueron hacia ellos. Kiba arrastró a Naruto a los baños, y luego por un sinfín de otras puertas, sin un rumbo, pero que logró despistar a quienes les seguían. Tras tanto correr, se pararon en seco e intentaron recuperar el aliento.

Naruto: ¡Macho, menuda puta carrera!

Kiba: Nos han visto… y tenía pinta de que querían partirnos las piernas.

Pero Naruto no le escuchaba. Se estaba encendiendo un cigarrillo, cuando un intento olor a hierba buena impregnó el pasillo, cuando la puerta que se encontraba a su lado se abrió. Por curiosidad, ambos se acercaron y vieron que dentro de aquella habitación, se encontraba un cuarto decorado con alfombras marroquís, con almohadas y tapices del mismo género. Ahí se encontraba un hombre rodeado de unas veinte mujeres, mientras fumaba de la cachimba más grande. Este, con largos cabellos largos y oscuros, y con la piel blanca en un rostro casi enfermo les vio y eso no pareció gustarle.

Kabuto (que se encontraba a apenas unos pasos de ellos): *No hay que dejar que interrumpan la hora de relajación marroquí del jefe Orochimaru… Un momento…* ¡Ahí están!.

Kiba y Naruto echaron a correr y se volvieron a meter en la zona de baile, donde el cúmulo de gente hacía más dificultosa que les siguiesen, pero parecía que los perseguidores estaban más acostumbrados a lugares como ese, así que les ganaban terreno.

Naruto: *Tengo una idea*- se digirió a un cualquiera- ¡Tú, gilipollas!- y le proporcionó un puñetazo que le tumbó.

La revuelta fue instantánea, y, en apenas unos segundos, todos con todos se estaban machacando a golpes. Los dos amigos tuvieron que dar y recibir, Naruto más gustoso que Kiba (incluso este le tuvo que llevar a rastras cuando él se ensañó con uno tipo, casi a la salida).

Lograron salir de la discoteca, mientras todo el mundo se quedó dentro, corriendo la sangre rápidamente. Naruto reía a carcajadas, pero Kiba sudaba y se acariciaba el rostro, ya que ahí había recibido una patada.

Naruto: La hemos liado buena, jajaja…

Kiba: ¡Me cago en la puta, Naruto! ¡Nos podrían haber roto las piernas ahí dentro!

Naruto: No te quejes, que no hemos podido acabar mejor.

Kiba: *Bueno, ahí no le falta razón*

Sikamaru (apareciendo detrás de ellos): Habéis salido pronto, tíos.

Kiba: ¿Tú qué haces aquí? ¿Pensabas esperarnos toda la noche?

Sikamaru: Yo os dije que no me apetecía pasar por casa… ¿Habéis sido vosotros lo que habéis armado todo esto? Lo suponía.

Kiba: Bueno…  ¿y ahora qué hacemos? Yo no pensaba llegar más pronto de las 5 a casa

Naruto: ¡TACHAN!- sacó la bolsita con lo LSD que había robado antes- Invita la casa; hay uno para cada uno, así que tenemos suerte.

Sikamaru: *¡De dónde coño ha sacado esos alucinógenos!*

Kiba: Bueno, algo es algo.... Podríamos ir a tu casa, y ahí uno se puede relajar perfectamente.

Naruto: No lo dudéis, Kiba, Sikamaru- y se colgó de ambos por lo hombros- Vosotros sois mis amigos, así que os merecéis lo mejor.

Los tres amigos, pensando en lo ocurrido, se marcharon de la escena, que ya se estaba volviendo mucho más peligrosa, con la llegada de antidisturbios. Había sido un primer día de colegio un tanto movidito.

 

End Notes:

Gracias a todos por llegar al final del primer capítulo de "Naruto´s Skin". De verdad, muchas gracias.

End Notes:

Gracias a todos por llegar al final del primer capítulo de "Naruto´s Skin". De verdad, muchas gracias.

Regresar al índiceCapítulo 2 (Parte I)- Preparación (Ino) by Cresp
Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

 

Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

 

 

Ino se despertó por el desagradable sonido del despertador, que indicaba la hora para preparase  para el instituto. Se desperezó asqueada pero no tenía otra opción.

Ino: Hola mamá ¿Qué tal estas hoy?

Madre: Me sigue doliendo un poco, pero no importa hija. Muchas gracias…

La madre de Ino se encontraba en silla de ruedas, dado a que sufría un terrible dolor en las articulaciones que la impedían mover bien los pies. Por ello iba en silla de ruedas. Ino debía ocuparse de ella, dado que su padre solía estar siempre en el trabajo, por muy incordio que fuese.

Ino: Bueno, madre, me voy a la escuela- se despidió con una sonrisa forzada.

Ya habiendo salido a la calle, pudo respirar a gusto. Detestaba ver a su madre en ese estado, aunque ya casi llevaba un año. Tomo el rumbo a la escuela y fue a paso lento… aun tenía tiempo de sobra.

Por detrás: ¡Eh, Ino!

Esta se giró y vio a Sakura, que la alcanzaba por detrás rápidamente, aun por su ropa, vestida muy llamativa (para los chicos). Ambas eran amigas de toda la vida.

Ino: ¿Qué tal, Sakura? ¿Ya has dicho a tus padres lo de mi fiesta?

Sakura: Sí, pero, aunque no me dejan por lo de la semana pasada, diré que voy a casa de “Sara” a dormir.

Ino: ¿Otra vez vas a usar tu táctica de “Sara” la amiga que tú misma te inventaste? ¿Te sigue funcionando?

Sakura: Así son mis padres de subnormales. Ellos se piensan que “Sara” es una mojigata y que su religión no la permite tener teléfono. Nunca pensé que funcionaría cuando me la improvisé.

Ino: Bueno, entonces cuento contigo. Como mi padre prometió tomarse un día libre el viernes que viene, no tienen escusas para que no haga esa fiesta. La verdad es que se necesita poder salir de casa sin tener que saltar por la ventana de noche cerrada.

Ambas amigas llegaron a la entrada, planeando esa fiesta, que esperaban que fuese de lo mejor. Por suerte, Sakura era muy útil en ese tipo de cosas… aunque no siempre había sido así.

Iruka (Profesor): Vamos, vamos, que empieza la clase. Los que estéis en vuestro sitio empezar abriendo el libro por la página…

Ino se sentó en su sitio, y a partir de ese momento, perdió total conexión con el rumbo de la clase. Tenía la cabeza pensando en su fiesta, ya que debía de ser prefecta: Garito perfecto, bebidas perfectas, música perfecta, compañía perfecta… Eso hacía unos años le hubiese resultado mucho más sencillo, ya que era considerada una de las chicas más populares del instituto y así todo era mucho más simple. Pero, con el cambio de actitud de su amiga Sakura y la enfermedad de su madre, todo aquel gancho que tenía con la gente se había perdido y ahora era una segundona. Cuando eran pequeñas, ella era la que hacía las fiestas, invitaba a los chicos y la que pedía el alcohol. Siempre estaba ansiosa por salir de noche y darlo todo, y Sakura la admiraba. Quizás fue por eso que ella la empezó a imitar y descubrió que incluso podía superarla. Ahora tenía todos los ojos de los chicos puestos en ella.

Iruka (interrumpiendo el pensamiento de Ino): Y ese tal Naruto… ¿Va a esta clase? Llevamos ya una semana y creo que todavía no le he visto…

Ino volvió a su cabeza. Lanzó una mirada a la clase, y se fijó en Sakura. Estaba de espaldas, pero aun así estaba provocativa, con una falda que la marcaba todo. Ino llegaba a pensar que incluso esta se pasaba un poco, pero, al parecer, le había pillado el gusto. Incluso había mantenido sexo con uno de los nuevos sin apenas cruzar dos palabras, o eso le había dicho ella el primer día. Con esa actitud, y con ese cuerpo, todas podrían hacer lo mismo, pero existía un límite… un límite que Sakura desconocía.

Ino:*Mira que se llega a ser zorra*

Pero desahogarse en su cabeza no la servía de mucho, ya que no lo podía hacer en el exterior ¿Qué sería de ella si le dijese todas las barbaridades que pensaba a la cara de su amiga de la infancia? Tampoco quería romper esa amistad…

Finalmente llegó el primer descanso, y las chicas se reunieron en grupo, para tomar algo mientras hablaban.

Hinata: Ino… mira, que sobre lo de la fiesta… Conseguí convencer a mi padre. Ya sabéis: Un día es un día ¿no?

Ino: ¡Genial! Ya contigo somos las diez chicas del curso, Hinata… Tenten, tú me dijiste que sí, ¿no?

Tente: Por supuesto. Es lo bueno de estar  en 2º de Bachillerato, que tus padres se empiezan a desentender de ti… ya os tocará a vosotras el año que viene.

Sakura: Pero habrá chicos ¿verdad? Yo puedo traer. No me gustaría tener otra fiesta solo con chicas, que eso era para cuando teníamos 13 años.

Ino: Pero no traigas a cualquiera. No me gustaría que unos viejos verdes me lo estropeen todos…

Pero Sakura le calló la boca e indicó con un dedo la derecha, al fondo del pasillo. Ahí se encontraba Sai con sus colegas. Aquel era un chico al que Ino sentía un especial, pese a que no hablaban mucho juntos.

Sakura: ¿Por qué no pruebas con Sai y sus amigos? Seguro que les hace ilusión. ¿Qué dices?

 

End Notes:

Comienzo del segundo capítulo de "Naruto's Skin", aunque Naruto no aparece (irónico). Ino obtiene el primer papel. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

End Notes:

Comienzo del segundo capítulo de "Naruto's Skin", aunque Naruto no aparece (irónico). Ino obtiene el primer papel. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

Regresar al índiceCapítulo 2 (Parte II)- Preparación (Ino) by Cresp
Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Palabras malsonantes.

Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Palabras malsonantes.

 

Ino respiró hondo y se acercó al grupo de chicos, con el objetivo de hablar con Sai, aunque no directamente. Todavía no estaba tan desesperada para llegar a ese nivel. Nada más acercarse, los chicos la miraron y la empezaron a hablar.

Chico 1: ¡Hombre, Ino! Hemos oído que vas a hacer una fiesta tú ¿Es verdad?

Ino: ¿Cómo…? Digo… sí, una fiesta.

Chico 2: ¿Podemos ir nosotros? Sakura nos ha dicho que cuanta más gente mejor.

Ino: *Puta Sakura* Bueno, eso estaría bien, pero… quiero decir, sí, cuantos más mejor.

Chico 3: Pero ¿Dónde va a ser y todo eso?

Ino les explicó no muy convencida algunos datos sobre el lugar, la hora… pero tampoco quería irse de la lengua, por si acaso. Mientras maldecía a Sakura la encerrona que la había hecho, aunque se alegraba al ver que Sai también iba a ir a la fiesta. Eso lo arreglaba todo.

Chico 4: ¿El viernes? Tú, Sai, que pena que te vayas a casa de tu padre a la sierra ese día.

Ino:*¡¡¡MIERDAAAAAAAAA!!!*

Sai: Bueno, no importa, otro día será.

Ino: Que pena, Sai, va estar muy divertido- La chica llamó su atención discretamente, como quien no quiere la cosa- Si puedes te podrías pasar un poquito.

Sai: No, gracias, pero no podré. Me marcho por la tarde sin falta. Pero gracias por el interés, en serio.

Ino:*Pero eso no me vale… buaaa…*

Aun quedaba un tiempo para el día, pero la pobre Ino no se encontraba muy ilusionada. Se había hecho ilusiones, y no le gustaba que esas ilusiones se rompiesen, al menos no tan rápidamente. Terminaron las clases, y la chica volvió sola a casa, ya que las otras chicas tomaron caminos distintos. Pensó en lo que le esperaba tras la puerta de su hogar y eso la deprimió aun más. Se quedó para en la puerta y dio media vuelta.

Ino:*Menuda mierda, joder. Y lo peor de todo es que parecía que le hacía ilusión (más aun con esa carita tan tierna…)*

Resopló y se apoyo en una pared, enterrando su rostro tras sus piernas. Era curioso lo que podía cambiarle a una la presencia de otra persona.

 

Ya había pasado un tiempo en la calle, así que Ino se miró el bolsillo pequeño de la mochila y sacó el cigarrillo que Sakura le había dejado al salir. No solía fumar mucho, excepto en contadas ocasiones. Siempre llevaba un bonito mechero a mano, así que se lo encendió rápidamente y saboreó el sabor de este. Cada vez su sabor le gustaba más, no como en la primera ocasión, en la que se puso a toser como una loca, hacía unos años. Miró al cielo y volvió a dar otra calada.

 

Voz: ¿Me puedes dejar un piti, chica?

Ino miró a su diestra y vio a un chico junto a ella. Su rostro le sonaba, aunque no mucho. Se mantuvo en silencio, hasta que finalmente calló que era uno de esos chicos nuevos que habían llegado, el tal Kiba. Aun no habían cruzado una sola palabra.

Kiba: Parece que te pillo en mal momento.

Ino: Bueno, no es nada… Tú eres de mi clase… ¿Kiba, no?

 

 

Regresar al índiceCapítulo 2 (Parte III)- Preparación (Ino) by Cresp
Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

 

Kiba asintió sonriente. Él también había tardado en pillar que aquella chica era de su clase. Se había fijado un poco en ella, pero prácticamente nada. Sakura emborronaba al resto de chicas casi por completo.

Kiba: Y lo del cigarrillo ¿Tienes?

Ino: Que va. Es mi último, lo siento.

Kiba: Tampoco importa- y sonrió- Mira, parece que los dos tenemos un problema.

Ino: ¿Tanto se me nota?

Kiba: Un poco. A mí se me nota porque me acabé la cajetilla ayer y tengo un mono del copón. A ti porque tu mirada habla mucho.

Los dos cruzaron una mirada e Ino volvió a fumar. Aquel chico le parecía interesante.

Ino: Enserio ¿Y qué dice?

Kiba se puso pensativo sin desconectar un instante la mirada. Sus ojos azules eran bonitos y achantaban un poco.

Kiba: Estás triste… porque alguien te ha fallado… ¿Quizás una amiga?

Ino sonrió tenuemente. No era malo. Tampoco era feo.

Ino: Casi… ¿Qué eres, vidente?

Kiba: Cuéntame tu problema. Soy bueno escuchando. No me importa mucho hacer de pañuelo de mocos, enserio.

Consiguió volver a hacerla reír. No era nada complicado, ya que Ino se sentía a gusto con aquel chico al que nunca había hablado. En ocasiones uno se llevaba mejor cuando hablaba con alguien al que lo que le dices no importa, ya que es la mejor forma de desahogarse. Digas lo que digas, nada cambiará por lo que se podía decir cualquier cosa. Ino  aspiró de nuevo el piti e indicó al chico que se sentase a su lado. Este lo hizo encantado.

Kiba: Bueno, cuéntame ¿Qué te ocurre?

Ino: Tampoco quiero que cuentes esto a la gente.

Kiba: Tranquila… Para eso estamos los pañuelos: Se nos echan los mocos y vamos directos a la papelera, pero nuca hablamos. Palabra.

Ino: Te creo… Pues mira, estoy hecho un lío...- respiró tras fumar un poco más y expulsó el humo lentamente- Voy a hacer una fiesta, pero el chico que me gusta no puede venir, y todo por unas malditas horas. No puedo retrasar la fecha por que es el único día que puedo salir… Bueno, no es que no salga, pero mi madre está enferma y eso me restringe un poco, ya sabes. Para quedar tengo que salir por la ventana y volver antes de que se levante… Tengo que hacerme cargo de ella todo el tiempo, porque le gilipollas de mi padre está todo el día en la oficina… Como si no supiésemos que se está zumbando a la zorra de su secretaria. Pero claro, mi madre está empezando a perder la cabeza y no se da cuenta de nada. Está en silla de ruedas y la han echado del trabajo porque es de por vida. Además, mi mejor amiga es otra zorra y ya se lo tiene tan creído que cree que tiene que darme lecciones. Ella siempre había estado a un paso por detrás de mí, pero, no sé qué coño pasa en mi vida, que se ha crecido y ahora todos los tíos babeáis por ella… Es como si todo empezase a fallar…

Los ojos azules de Ino ya estaban vidriosos.

 

Regresar al índiceCapítulo 2 (Parte IV)- Preparación (Ino) by Cresp
Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Ino

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes.

 

 

La chica se pasó la mano para quitarse una pequeña lagrimilla que se había desbordado. La daba vergüenza llorar delante de un desconocido, tras haberle soltado toda esa parrafada de pronto. Kiba apenas se había inmutado, perdiendo su mirada en el cielo.

Ino: Bueno… creo que me he ido de la lengua un poco.

Kiba: Para nada. Es malo guardarse cosas para dentro. Lo sé por experiencia.

Volvieron a cruzar la mirada, esta vez más intensamente, durando así varios segundos, hasta que Ino miró al suelo. Su cigarrillo ya se había consumido.

Kiba: Bueno, yo ya me voy- se levantó de un salto- Encantado de ser tu pañuelo, Ino. Y tranquila, no voy a decir nada, ya di mi palabra.

La chica vio como este se marchaba, pero le interrumpió bruscamente.

Ino: ¡Oye, Kiba!

Este se giró, sorprendido.

Ino: Me preguntaba si… te podrías pasar por mi fiesta, esa que me ha amargado el día. Estaría bien que vinieses… ya sabes, cuanta más gente mejor.

Kiba: Bueno, si eso te ayuda, por mí bien. Si eso traigo a dos amigos ¿Te importa? Son de la clase, los otros dos nuevos; Sikamaru y Naruto.

Ino intentó recordar la cara de los dos mencionados vagamente.

Ino: Recuerdo a Sikamaru, pero… ¿Naruto no es el notas que no ha venido todavía a clase? Aun no le he visto.

Kiba: Es que está enfermo *Mentira* Bueno, fue un placer. Ya nos vemos mañana ¡Chao!

Ino: Nos vemos… *Y gracias…*

La madre estaba viendo la tele cuando la chica entró por la puerta. Volvía con una sonrisa, esta vez sincera. No tenía necesidad de fingirla.

Madre: Pero hija, cuanto has tardado. Hace una hora que terminó la escuela.

Ino: Tenía que coger unos apuntes de casa de Sakura, mamá. Bueno, me voy al cuarto a hacer los deberes.

Subió por las escaleras y se encerró en su habitación. Dejó caer la mochila en la cama y se tiró ella también sobre el mullido mueble. Clavó su mirada en el techo y vio la fotografía de ella con sus amigas en una excursión, cuando tenían 14 años. Ino se encontraba abrazada a Sakura, y la chica también la abrazaba a ella. Fue la vez en que su amiga se la adelantó al besar a un chico que a ambas le gustaba. Ino hizo como si no tuviese importancia, pero fue la chispa que hizo que Sakura tomase el control de su vida... Aun no se podía creer que la hubiese puesto a parir delante de Kiba ¿Tanto daño la había causado? ¿No se estaba volviendo una envidiosa? Incógnitas que acompañaban a la figura de Kiba. Ahora él se había convertido en su, como decía él, “Pañuelo”, su “Guarda secretos”. Eso lo hacía un poco más especial ¿No?

A la hora de cenar, Ino puso la mesa y preparó macarrones, que le salían muy bien y rápidamente. Ayudó a su madre a sentarse en la mesa y esperaron a que su padre llegase, que solía hacerlo sobre esa hora… Efectivamente, el padre de familia pareció por la puerta.

Saludó a su mujer y a su hija, y las acompañó rápidamente. Ino pudo apreciar que su padre tenía un chupetón en el cuello, que se cubría con el cuello de la camisa. Tuvo que controlar la ira que la removía las entrañas para no explotar. Se calló e hizo como si todo fuese estupendamente.

Padre: Por cierto, cariño-dijo el hombre, tras empezar por el postre- Me temo que no puedo tomarme ese día libre que te prometí. Al parecer tengo una conferencia en Paris y mi presencia es esencial.

Madre: pero… sí lo teníamos planeado de hace varios días. Era el único viernes que tenías libre. Además, Ino pensaba salir con sus amigas ese día, se lo prometí.

Padre: Lo lamento, pero no puedo cambiar eso, es decisión del director.

Ino se mordió el labio, haciéndose sangre, agarrándose e la silla, con los ojos inyectados en sangre. Puede que su madre no lo viese, pero ella lo veía clarísimo: era una estratagema perfecta para que su padre se fuese con su secretaria, y fornicasen, como en más de una ocasión. Le entraron unas ganas espantosas de saltar de la silla y chillar, darle un uñetazo y después contarle a todos esa relación extramatrimonial… pero no sabía cómo podía acabar todo aquello.

Terminaron la cena y recogieron como una familia normal. Su padre ayudó a su madre a bañarse e Ino recogió la vajilla, doliéndose de su situación. Lo suyo era tener mala suerte…

 

End Notes:

Final del segundo capítulo. Gracias por leerlo. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

End Notes:

Final del segundo capítulo. Gracias por leerlo. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

Regresar al índiceCapítulo 3 (Parte I)- No soy un héroe (Sikamaru) by Cresp
Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Sikamaru

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes y consumo de drogas explícito.

 

Author's Notes:

 

Personaje en el que se enfoca la historia: Sikamaru

ADVERTENCIA: Referencia a la práctica de sexo. Palabras malsonantes y consumo de drogas explícito.

 

 

Madre: ¡Levántate ya, vago de mierda! ¡Vas a volver a llegar tarde!

Sikamaru refunfuñó entre las sábanas de su cama, mientras su madre se volvía a poner histérica, como de costumbre. La noche pasada había estado hasta las 4 de la madrugada con Naruto y Kiba, y dormir poco no le gustaba nada, pero se levantó… con tal de no oír los chillidos de su madre, cualquier cosa. Se preparó, desayunó y fue camino al instituto para su segundo día de colegio. Aun tenía los párpados pegados unos a otros.

Kiba (que le alcanzaba por atrás): ¡Eh, Sikamaru! ¿Qué pasa, macho, aun dormido?

Sikamaru: Sí, joder. Lo de ayer creo que no fue buena idea…

Kiba: ¿Te refieres a lo de meternos el whisky de mi padre a chupitos? Estuvo bien, aunque un poco soso.

Sikamaru: Sabéis perfectamente que a mí lo que me gusta es lo fumable. El alcohol me hace sentirme mal…

Naruto: ¡Kiba! ¡Sikamaru! ¡Esperarme joder, que voy con vosotros!

Kiba: ¿Qué te ha pasado, chico? Es la primera vez que vas al tuto en las dos semanas que llevamos de clase. Si no fuese porque ayer te vi, pensaría que te habían matado o algo así.

Naruto: Es que eso de estar fumándola hasta las tantas ya me empieza a aburrir. Además, me apetecía volver a ver a Sakura, a ver si me la chupa en el pasillo.

Sikamaru: ¿No decías que pasabas de ella y que solo era un polvo de relajación? Además, no has vuelto a hablar con ella desde aquello.

Naruto: ¿Eso importa? Si lo que respecta a ella me importa una mierda. Por mí que se olvide de lo nuestro si quiere. Ahora bien: mi polvo no me lo quita nadie.

Sikamaru: Eres de lo que no hay… ¿No has pensado que ella piense lo mismo de ti y que solo eras un objeto sexual de un solo uso, un simple capricho?

Naruto: Eso es lo bueno. Cuando hay sentimiento, las cosas se complican, Sikamaru. Mira, las mujeres son muy fáciles de convencer, especialmente cuando se trata de una piva que no le importa hacer el amor con un completo desconocido en el pasillo.

Sikamamru: *¿A eso lo llamas hacer el amor? Yo más bien lo llamaría sexo animal*

Llegaron a la escuela con tiempo, por lo que Naruto se fue al baño a hacer lo que fuese que se le pasase por la cabeza. Como es lógico, Kiba y Sikamaru siguieron directos al aula del profesor Kakashi, que aun no había llegado. A Sikamaru le gustaba ese profesor, ya que parecía que no le importaba una mierda lo que hiciesen sus alumnos

Esperaron un rato y vieron como aparecía Sakura por la puerta, despidiéndose muy cariñosa de un chico antes de entrar en el aula. Sikamaru había prestado atención y sabía que la chica estaba saliendo con ese tal Sasuke, aun incluso mientras Naruto y ella había fornicado, hacía dos semanas. Ahora temía por el pobre Sasuke, ya que seguramente no era consciente de lo que le podía esperar.

Sakura: Bueno, ya nos vemos a la salida- y le volvió a besar con pasión, como si fuese cuestión de vida y muerte.

Sasuke: Pero tampoco seas tan pegajosa, Sakura- el chico no parecía muy cómodo, con todos los ojos puestos en él y su novia- Venga, nos vemos.

Por suerte, Naruto entró en clase cuando la pareja ya se había despedido, así que ignoró lo ocurrido. El profesor Kakashi también llegó, algo más tarde (la clase debió empezar hacía 29 minutos)

Kakashi: Mirad chicos, hoy no me apetece dar clase, así que hacer lo que os salga de los huevos, aunque sea tocaros las pelotas a dos manos. Eso sí, como interrumpáis mi lectura, se os cae el pelo.

Sikamaru: ¿Puedo ir al baño? Tengo el meado en la punta…

Kakashi: Haz lo que quieras… Por cierto ¿Naruto ha venido ya…?

Sikamaru salió del aula y se dirigió al aseo, pero no para orinar. Se había preparado un porro para la tarde, con hachís que Kiba había conseguido hace dos días, pero le habían entrado ganas de fumárselo en ese momento. Como aquella parte se la había pagado él, no tenía que compartir con nadie, cosa que tampoco le gustaba mucho, especialmente hablando de algo que se fuma. Se encendió el porro y ya desde la primera calada le dio una “china”.

Sikamaru:*De puta madre. Kiba ha pillado bien en esta ocasión*

Pero escuchó un lamento dentro de las cabinas de los retretes. Se sobresaltó, pero descartó la posibilidad de que fuese un profesor. Se acercó a la puerta de la cabina y vió aun chico llorando.

 

End Notes:

Tercer capítulo de "Naruto's skin". Un placer poder publicar en esta web. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

End Notes:

Tercer capítulo de "Naruto's skin". Un placer poder publicar en esta web. Por favor, comenten (es de gran ayuda). Muchas gracias.

Regresar al índiceCapítulo 3 (Parte II)- No soy un héroe (Sikamaru) by Cresp
Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Sikamaru

ADVERTENCIA: Referencia al maltrato escolar. Palabras malsonantes y consumo de drogas explícito.

Author's Notes:

Personaje en el que se enfoca la historia: Sikamaru

ADVERTENCIA: Referencia al maltrato escolar. Palabras malsonantes y consumo de drogas explícito.

Sikamaru abrió la puerta de la cabina y el chico que lloraba en su interior se sorprendió, tapándose la cara con las manos. Sikamaru le reconoció, ya que estaba en la otra aula de su curso, pero nunca había hablado con él.

Sikamaru (Fumando un poco más de su porro): ¿Por qué lloras?

El chico dio la espalda a Sikamaru y se secó las lágrimas de sus ojos, enrojecidos. Sikamaru suspiró con fuerza, ya que detestaba las situaciones como esa, en la que tenía que preocuparse. Aun así lo volvió a intentar de nuevo.

Sikamaru: Me llamo Sikamaru ¿Tú cómo te llamas, chico?

Chico: Choji

Sikamru: Dime, Choji… ¿Te puedo ayudar en algo?

El chico miró a Sikamaru con desconfianza, pero veía que la sonrisa que le dedicaba era sincera. Finalmente Chijo cedió.

Choji: No creo que puedas hacer nada… Muchas gracias.

Sikamru: Como quieras- otra calada más- pero no es bueno irse a llorar al cuarto de baño y luego hacer como si no hubiese ocurrido nada ¿No crees?

Choji: Es que mi problema no puede solucionarlo nadie… ¿Has visto que estoy gordo?

El joven sí que se había dado cuenta, ya que Choji, efectivamente, tenía un evidente problema de sobrepeso, pero hizo como si no fuese así. Tampoco es que le importase mucho.

Sikamaru: ¿Alguien te ha llamado gordo?- no necesitó esperar a la afirmación- ¿Por eso estás llorando en los aseos?

Choji: ¡No es solo eso!... Me he dado cuenta que ya no tengo amigos…

Sikamaru: *Joder, que problemático* ¿Y eso, Choji?

Choji: Es por mi obesidad. Ya nadie quiere quedar con migo porque dicen que no se sienten a gusto a mi lado. Además, se ríen de mí y se meten con migo con odiosos chistecillos…

Sikamaru expulsó el humo blanquecino de su peta y reflexionó sobre Choji. Le miró de arriba abajo, y se llevó una terrible sorpresa al observar había una mancha de vómito sobre la camiseta del chico y sobre un lado del retrete…

Sikamaru: *Este tío ha vomitado… se ha obligado a vomitar, seguro. Menuda putada* Escúchame, Choji, ahora que me has contado tu problema debemos sacar conclusiones ¿Ok?

La piel de Naruto (Naruto

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://fanfic.es/viewstory.php/
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

Top 20