Guardian Angel by Ryuyami

Fanfics en EspañolEl sitio de referencia de los fanfics en español, con miles de fanfics gratis y en español

 Guardian Angel by Ryuyami
Summary:

En una ciudad como cualquier otra, una chica recibe la vista de alguien de arriba, y desde ese momento, las cosas se tornan... extrañas. Un agel que bajo a cuidar a una chica que tiene muchos descuidos. ¿que pasara? averiguenlo



Categories: ORIGINALES Characters: Ninguno

Generos: Accion/Aventura, Fantasía, General, Humor/Parodia, Romance

Advertencias: Ninguno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 16 Completed:Word count: 24885 Read: 1757 Published: 01/10/2011 Updated: 09/10/2011
Summary:

En una ciudad como cualquier otra, una chica recibe la vista de alguien de arriba, y desde ese momento, las cosas se tornan... extrañas. Un agel que bajo a cuidar a una chica que tiene muchos descuidos. ¿que pasara? averiguenlo



Categories: ORIGINALES Characters: Ninguno

Generos: Accion/Aventura, Fantasía, General, Humor/Parodia, Romance

Advertencias: Ninguno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 16 Completed:Word count: 24885 Read: 1757 Published: 01/10/2011 Updated: 09/10/2011
Story Notes:

Esta historia y todos los personajes me perteneces. Historia registrada. Esta historia esta dedicada a la chica que siempre le dijo "Guaedina" en lugar de "guardian" :D

Story Notes:

Esta historia y todos los personajes me perteneces. Historia registrada. Esta historia esta dedicada a la chica que siempre le dijo "Guaedina" en lugar de "guardian" :D

Capítulo 1 Mayuri by Ryuyami
Author's Notes:

Empecemos una nueva historia :D

Author's Notes:

Empecemos una nueva historia :D

Era un día como cualquier otro, en una ciudad como cualquier otra. Una chica corría

Desesperadamente por las calles. Esquivaba habilidosamente personas y obstáculos sin detenerse. Traía una rebanada de pan tostado en la boca y seguía corriendo sin parar.

De de 15 años, con cabello largo, en un tono azulado oscuro, de ojos de color negro. Vestida con un uniforme escolar que consistía en un saco verde y una falda negra, blusa blanca y calcetas del mismo color que la falda. Corrió hasta llegar a la puerta de un instituto. La cruzo rápidamente y llego hasta el salón de los primeros. Abrió rápidamente la puerta y se sentó en su asiento.

-¿Otra vez tarde Mayuri?-pregunto el maestro.

-¡lo siento! ¡Se me hizo un poco tarde!-comento la chica disculpándose con una leve inclinación.

-recuerda que si sigues así te tendré que bajar puntos-

-lo se maestro Yoritsune-se sentó la chica en su lugar.

-en fin, comencemos la clase-

Yoritsune se dio vuelta y empezó a escribir en el pizarrón. Una chica al lado de Mayuri le pregunto en voz baja.

-¿Qué paso esta vez?-

-me quede dormida...-se río nerviosamente en voz baja la chica.

-no puede ser... ¿Por qué siempre te pasa eso?-

-no lo se Yui, creo que no duermo lo suficiente-

Con 16 años, Yui era una chica de cabellos negros, con una longitud que daba hasta la mitad del cuello. Unos lentes de pasta de color rojo se posaban en su nariz. Ojos cafés oscuro detrás de estos.

-¡ustedes!-les grito Yoritsune-¡¡dejen de murmurar y pongan atención!!-

-¡si maestro!-exclamaron las dos chicas al mismo tiempo.

-je...las regañaron-les dijo un compañero delante de ellas.

-silencio...-regaño en voz baja Yui-ya no digas nada Takashi-

Takashi era un chico de 16 años, de cabello corto y de un tono castaño oscuro. Una leve cicatriz debajo de su barbilla se hacia notar. Ojos cafés.

-bien, que genio-respondió el chico antes de volver a su cuaderno en su banca.

La clase siguió así hasta el almuerzo. En este, se reunieron estos tres chicos.

-¡no puede ser!-

-no traes el almuerzo, ¿verdad Mayuri?-dijo con un poco de saña Yui.

-no...-decía su amiga mientras lloraba cómicamente.

-eso te pasa por levantarte tarde-comento Takashi.

-calla, que tu tampoco lo traes-le dijo Yui.

-no tenias que recordármelo...-decía el chico con un aura negra sobre el-además, yo no tengo hambre-

Entonces su estomago lo delato emitiendo un gracioso gruñido. Yui se acerco y puso su cara frente al estomago de Takashi.

-¿vas a tener un bebe? Creo que lo oí llorar-dijo con gran sarcasmo Yui.

-cierra la boca, mejor dame un poco de tu almuerzo-

-eso si que no, esto es solo para mi-

-¿me das un poco Yui?-pregunto Mayuri.

-claro-le ofreció la chica.

-¡¿Qué?!-se exalto Takashi-¿Por qué a ella si le ofreces?-

-ella es mi amiga-

-oh, gracias por hacerlo notar-se mostró un poco enojado el chico.

-disculpen-se escucho otra voz masculina-¿tendrá un lápiz que puedan prestarme?-

-Daimon... ¿sigues haciendo los deberes? Estamos en descanso-le dijo Takashi.

Daimon era un chico de cabello muy corto, de color negro. Unas pequeñas pecas podían notarse en su rostro.

-si...debo terminar lo que dejaron-les dijo con una sonrisa.

-vamos Daimon, libérate un poco, te ves muy tenso-decía Yui.

-no, no es eso, es solo que debo terminar o si no me pondrán una mala nota-

-Yui tiene razón-se levanto Mayuri-no debes presionarte tanto Daimon-

-ti...tienes razón, lo siento, debo irme-

-¡espera! ¿No querías un lápiz?-dijo Yui con uno en la mano.

-es verdad-Daimon retrocedió sobre sus pasos-gracias-lo tomo y se dirigió rápidamente a su lugar.

Los tres lo vieron alejarse.

-vaya, ese chico es extraño, viene por un lápiz y olvida llevárselo, que tonto por no traer uno-dijo Takashi.

-si, por eso le di el tuyo-

-¡¿Qué?!-

-¡Yui! Que mala eres...-decía Mayuri con un gesto gracioso.

-eres perversa-

-bueno, ya guarden su comida que tenemos que continuar con la clase-decía Yoritsune entrando al salón.

La clase siguió sin más problemas. Al terminar, los tres chicos caminaban por las calles de la ciudad de regreso a sus hogares.

-maldito Yoritsune-decía Takashi-dejo demasiada tarea-

-deja de quejarte, de todas maneras ni siquiera la haces-le dijo Yui.

-es cierto Takashi, nunca la haces-apoyo Mayuri.

-¡dejen de decir eso! No la hago por que deja demasiada-se defendió el chico.

-aunque dejara menos, apuesto a que aun así no la harías-

-silencio Yui, yo si la haría si dejara menos-

-¿quieres apostar?-

-chicos, no apuesten otra vez, no desde la ultima vez, o acaso ¿ya lo olvidaste?-dijo Mayuri.

-no, aun tengo las marcas de la ultima vez-se quejo Takashi.

-entonces ya no apuesten, además, ya llegamos a tu casa-

-si, mejor vete a tu casa, antes de que te pegue tu mama-

-déjame en paz Yui-

El chico camino hasta detenerse en una casa roja, entro, las chicas siguieron el camino.

-¿y bien?-pregunto Yui.

-¿Qué?-

-¿ya le dijiste?-

-¿Qué cosa?-

Yui se llevo una mano a la frente, acomodo sus lentes y miro a su amiga.

-te pregunto si ya le dijiste a Kyosuke-

-¡¿Qué?!-se sorprendió un poco Mayuri.

-si, ¿ya le dijiste a Kyosuke que te gusta?-

La chica bajo la vista y jugo un poco con sus dedos.

-no...-

-¿y cuando piensas hacerlo?-

-es que no se, cuando estoy frente a el, su porte, su belleza, su ternura, su...su...-

-ahora se por que no le puedes decir-bajo la cabeza Yui desanimada-¡despierta!-

-¿eh?-decía Mayuri saliendo de su trance.

-¿Cómo es posible que te quedes en trance con solo pensar en el?-

-no lo se, es que el es tan lindo, tan guapo, tan....tan....-

-otra vez...-se volvió a desanimar-Takashi...-dijo suavemente.

-Waaa... ¿Por qué me sacas de mi fantasía de esa manera?-despertó la chica.

-no se, pero si sigues así, nunca podrás decirle que te gusta-

Mayuri bajo la cabeza. Siguieron caminando. Después de avanzar un poco más, llegaron a la casa de Yui. La chica se detuvo frente a su puerta.

-bueno, aquí me quedo yo, ve con cuidado-

-si, no te preocupes, nos vemos mañana-

-hasta mañana-

La chica entro a la casa y Mayuri siguió el camino. Camino por un callejón, estaba todo bien, hasta que tubo un mal presentimiento. Volteo rápidamente, no había nadie detrás. Siguió su camino, otra vez tuvo esa fea sensación de que alguien la seguía. Giro la cabeza sin dejar de avanzar. Nada. Esta vez aumento la velocidad corriendo hacia su casa. Seguía teniendo la fea sensación de que le seguían, y muy de cerca. Vio la puerta de su casa, saco la llave y entro rápidamente cerrando la puerta detrás.

-¿Qué pasa Mayuri?-pregunto la madre de la chica al verla entrar así.

-nada nada-se río nerviosamente ella y luego se dirigió a su cuarto.

Subió al segundo piso y entro a su habitación. Se recostó en la cama mirando el techo. El cielo de la tarde pintaba un color naranja muy bello. Mayuri se levanto de su cama y paso a su escritorio. Saco sus libros y empezó a hacer su tarea. Pasaron varias horas, hasta que su madre la llamo a cenar. Luego, regreso y termino la tarea. Durante todo el tiempo que estuvo sentada, tenia esa misma fea sensación de que estaba siendo observada. Siguió sintiendo eso hasta que llego la noche, decidió restarle importancia e ir a dormir, pero lo que no sabía la chica, era que de verdad alguien le estaba vigilando. Desde la ventana, de pie en un tejado frente al cuarto de la chica, estaban dos figuras extrañas.

-¿es ella?-pregunto una.

-si, es ella, te fue asignada desde arriba-respondió otra figura.

-será una molestia, la he seguido todo el día, es un completo desastre-

-siendo lo que eres no deberías hablar así-le reclamo la otra figura.

-lo se, solo digo la verdad Zadkiel-

-no puede ser...-se lamento el aludido poniendo una mano en su frente-como sea, te fue asignada para que la instruyas, ¿entendido?-

-Si, como digas-

-yo estaré vigilándote y calificando tu desempeño-Decía Zadkiel desplegando unas enormes alas blancas.

-¿y que? ¿También me darás mis alas cuando termine?-se burlo el otro.

-el sarcasmo es la prima fea de la mentira, no deberías hacerlo-Dijo Zadkiel elevándose mientras aleteaba un poco.

El otro simplemente volvió a mirar aquella ventana donde dormitaba la chica. Suspiro resignado, y luego se arremango ambas mangas. Desplegó sus alas, miro de nuevo a donde estaba la otra persona, esta había desaparecido. Luego regreso la mirada al cuarto de la chica. Y fue todo lo que aconteció esa noche.

 

Regresar al índiceCapítulo 2 Angel by Ryuyami

A la mañana siguiente, la chica se despertó con pesadez, los primeros rayos del sol atravesaban su ventana. Miro su reloj.

-¡7:55!-exclamo la chica sabiendo que tenia 5 minutos para arreglarse y salir.

A toda velocidad se levanto de su cama, se metió a la regadera y se baño a toda prisa. Con un poco de shampoo en la cabeza salio y se apuro a vestir. Miro de reojo el reloj. Este todavía marcaba las 7:55.

-bien, lo he hecho todo en menos de un minuto-celebro apuradamente.

Busco su uniforme y se lo puso con un poco de trabajo. Volvió a mirar el reloj, este seguía en la misma hora. Eso le pareció extraño. Detuvo su maniática carrera un momento para acercarse al reloj.

-7:55.... ¡PM!-exclamo ella-no puede ser, entonces ¿Qué hora es?-

Bajo rápidamente a ver el reloj de la sala, entonces observo algo que la dejo pasmada. Una figura ahí abajo le saludo con la mano arriba. La chica se sorprendió un poco.

-¡mama! Me asustaste...-reclamo ella.

-Mayuri... ¿Qué haces despierta a esta hora?-dijo su madre en bata de dormir dirigiéndose a la cocina.

-¿a esta hora?-La chica se llevo el dedo al mentón-¿pues que hora es?-

-son las 5:30 de la mañana...-dijo su madre.

Mayuri casi cae de espaldas al escuchar eso. Regreso con un aura negra y arrastrando los pies hacia su habitación. Se dejo caer en su cama de nuevo, miro su reloj. Ahí seguían las 7:55 P.M. Se recostó bocarriba y miro el techo. Parecía que se estaba quedando dormida de nuevo. Entonces entre su cerrar y abrir de ojos le pareció notar a alguien mas en su habitación. Enfoco la vista para ver a una persona en su ventana. Estaba sentada viendo hacia fuera. Mayuri ahogo un grito imaginando que era un ladrón. Aquella figura le miro.

-hola-le saludo la figura sentada en la ventana.

-¿Quién eres tu?-pregunto asustada la chica.

-yo soy...tu ángel guardián...-

Aquella persona que estaba en la ventana se levanto y camino hasta Mayuri. De cabello blanco y puntiagudo, vestido con una sudadera del mismo color y pants. Tenis resplandecientemente blanco. En sus ojos se veía una mirada de unos ojos de color negro.

-mi... ¿mi ángel guardián?-pregunto la chica dudosa.

-Así es...he venido para cuidarte y enseñarte varias lecciones-Se planto frente a ella.

Mayuri se acerco a el. Le toco la cara, y entonces le soltó un fuerte puñetazo que mando a volar al otro por la ventana.

-¡no creas que no se como es un acosador!-exclamo la chica al golpearlo.

Mayuri se dolió la mano mientras pensaba en ese acosador que la había sorprendido. Se recostó en su cama y se dispuso a dormir unos minutos más.

Cuando la hora de irse llego, salio tranquilamente de su casa, pero al avanzar unos pasos, tenía esa sensación de ayer, de que alguien le seguía. Volteo hacia atrás, pero no había nada, cuando regreso su mirada al frente, se encontró de nuevo con ese chico de blanco. Mayuri grito por el susto.

-¡¿otra vez tu?!-pregunto ella amenazando con un golpe.

-te lo he dicho, yo soy tu ángel guardián, te han asignado a mi desde allá arriba, y no puedo hacer nada mas que cuidarte-le contesto el peliblanco.

Mayuri no hizo mas que clavarle otro golpe en la cara mandándolo hasta la pared que estaba cerca de ahí. Siguió su camino. Pero inesperadamente, aquel chico volvió a atravesársele.

-¡te digo que me dejes en paz!-reclamo ella.

-¡y yo te digo que no puedo!-le grito el.

La chica amenazaba con soltar el tercer golpe del día. Esto hizo que el chico diera un paso hacia atrás.

-¡espera!-dijo poniendo las manos al frente como protección-te mostrare que lo que digo es verdad, solo calma tu violencia un poco y te mostrare que si soy un ángel-

Mayuri se trono los dedos y asintió con la cabeza. El chico suspiro aliviado.

-bien, creo que esto será suficiente prueba para que veas que soy un ángel de verdad-

Entonces desplegó detrás de el unas enormes alas de color blanco. Mayuri se sorprendió bastante de eso. Aquel peliblanco le miraba con una sonrisa de medio lado.

-son... ¿son reales?-pregunto curiosa la chica.

-claro que lo son ¿Qué parte de que soy un ángel aun no entiendes?-

-es que...es imposible, los Ángeles no existen-

-claro que existen, ¿o de donde crees que saque estas alas?-le dijo el.

La chica se acerco y toco suavemente con su mano una de las alas del chico. Las plumas eran tan suaves y brillantes.

-esto se ve tan real...-dijo ella con un gesto de ternura.

-es así por que son reales-

-si...lastima que este soñando-Dijo la chica cerrando los ojos.

-oye...no debes cerrar los ojos en medio de la calle-le indico el.

Sin hacer caso a eso, la chica se dejo caer, dándose un fuerte golpe en la cabeza.

-¡duele!-reclamo ella.

-¡¡es por que no es un sueño!!-le regaño el.

La chica se levanto incrédula. Miro de nuevo la cara de aquel chico. La toco.

-debe ser un sueño...el que un ángel aparezca aquí de pronto no es normal-

-eso lo se, pero como puedes ver, aquí estoy, soy un ángel de verdad, tu ángel guardián-le dijo el.

Mayuri seguía incrédula de lo que estaba viendo. Entonces El chico se le acerco.

-escucha, no debemos hablar de esto ahora, por que sabes....son las 7:55-le dijo señalando un reloj en una torre.

La chica despertó como si le hubieran dado un shock eléctrico en la espalda y empezó una maniática carrera hacia su escuela. Aquel chico suspiro y emprendiendo el vuelo la siguió. La chica corría sin ver a su alrededor, solo esquivando a las personas que tenia enfrente. Entonces in darse cuenta, un camión estaba apunto de embestirla. Ahí fue donde apareció aquel chico de las alas, quien empujándola rápidamente la saco del camino de aquel camión. La chica se quedo mirando incrédula a ese chico alado.

-¿ahora ves por que necesitas un ángel?-le dijo el.

Ella, en la acera, le miraba. ¿Podría ser que el en verdad fuera un ángel?

-se te hace tarde... ¡corre!-le dijo el a la chica sacándola de sus pensamientos.

Mayuri obedeció y sacando la velocidad que le era posible, emprendió una carrera hacia la escuela. Logro llegar antes de que cerraran la puerta, entro al salón a toda prisa, por suerte para ella, Yoritsune no estaba ahí. Llego y se sentó junto a Takashi y Yui.

-¿otra vez tarde?-dijo Yui imitando la voz de maestro.

-si, lo se, es que hoy paso algo rarísimo-comento Mayuri.

Yui simplemente se acomodo sus lentes mirando a esa chica.

-¿y que excusa inventaras esta vez?-dijo Takashi.

-es que...no se si vayan a creerme, pero...hoy vio un ángel-

Hubo un silencio horroroso unos segundos, luego las risa de ambos amigos de Mayuri se escucharon escandalosamente.

-¿un ángel?-Exclamo Takashi.

-¡te digo que es cierto!-

-si claro, y yo vi a un unicornio volador que mataba personas-se burlo Yui.

Mayuri simplemente apretó los puños enojada.

-déjalos, no te creerán-se escucho detrás de ella.

La chica giro la cabeza encontrándose con aquel peliblanco de hace unos minutos. El tenía su mano en el hombro. Las risas de sus amigos seguían, hasta que repentinamente la de Yui se detuvo. Takashi seguía riéndose bastante.

-es... ¿es el?-pregunto Yui.

Con sorpresa, Mayuri y el ángel miraron a aquella chica. El ángel se despego de ella, se movió hacia un lado, noto como la mirada de Yui le seguía. No era posible.

-¿puedes verme?-pregunto el peliblanco.

-si... ¿Por qué? ¿Es tan raro?-pregunto la chica de los lentes.

-¿Yui?-dijo Takashi un poco desconcertado-¿Por qué hablas sola?-

Mayuri y la chica de los lentes voltearon a ver al chico. El no podía verlo. El peliblanco suspiro.

-no es normal que la gente me vea, al menos no toda puede hacerlo-empezó a decir el chico de blanco-parece que tu tienes un don-señalo a Yui.

Esta simplemente asintió. Mayuri observaba la conversación atenta mientras que Takashi no sabia que pasaba.

-en fin, estaré aquí por un tiempo, por ahora saquen sus cuadernos que viene-dijo este desapareciendo en un destello de luz.

En ese momento, el maestro Yoritsune cruzo la puerta.

-ahora saquen sus cuadernos que voy a revisar la tarea-dijo repitiendo la indicación que acababa de dar el ángel.

 

Regresar al índiceCapítulo 3 Nombre by Ryuyami
Author's Notes:

Y seguimos aqui!! mas caps y mas diversion XD gracias, de nuevo a TEY, por empezar esta historia tambien, dice que es un virus, y quizas lo sea, pero es un virus muy bueno n//n

Author's Notes:

Y seguimos aqui!! mas caps y mas diversion XD gracias, de nuevo a TEY, por empezar esta historia tambien, dice que es un virus, y quizas lo sea, pero es un virus muy bueno n//n

Tiempo después, en la hora del almuerzo, los tres empezaron a platicar.

-¿Quién era el?-pregunto Yui a Mayuri.

-ya te lo dije, es un ángel, si no ¿Cómo desapareció en ese destello?-le contesto ella antes de meterse un bocado de su comida.

-¿de que están hablando?-pregunto Takashi al no entender nada.

-cosas de niñas-le respondió fríamente Yui para luego volver con Mayuri-¿pero cuando apareció?-

-esta mañana, simplemente entro a mi cuarto, le di un golpe pensando que era un acosador-dijo ella sonriendo nerviosamente.

-¡¿lo golpeaste?!-exclamo Yui-¿sabes lo que te puede pasar por golpear un ángel?-

-lo se, pero al principio no lo creía-

-eso es normal-se escucho la voz de aquel peliblanco detrás de ellas.

Ambas voltearon a verlo. Este estaba de pie detrás de las chicas.

-la mayoría de la gente no cree en estas cosas, piensa que son inventos de otras personas, pero lo peor es que casi siempre es así, así que es muy normal que nadie crea en ángeles y demonios, o en fantasmas y animas-

-es cierto-apoyo Yui-como en mi casa, la televisión se enciende sola, y todos dicen que hay algo, pero ya me acostumbre-

-creo que ese contacto con ese espíritu te ha hecho capaz de ver cosas que otros no, como ahora, se supone que solo Mayuri puede verme-

Ambas chicas se miraron para luego regresar con el ángel.

-¿y para que viniste a la tierra?-pregunto Mayuri.

-ya te dije, seré tu maestro en las lecciones, además de cuidarte-

-¿cuidarme? Yo no necesito ningún cuidado-dijo Mayuri orgullosa.

-si lo necesitas-comentaron Yui y en Ángel al mismo tiempo.

La chica casi cae de su asiento. En ese momento intervino Takashi.

-¿de que están hablando? ¿Por qué hablan al aire? ¡¿Qué esta pasando?!-dijo llorando cómicamente al no entender nada.

-ya te lo dije, cosas de chicas-repitió Yui.

-entonces las chicas están locas...-dijo en voz baja.

A Yui y Mayuri se les resalto una vena en la cabeza. Le soltaron tremendo derechazo al chico. Cuando se calmaron los ánimos, Mayuri retomo la palabra.

-bueno, es que en realidad yo tengo un ángel guardián y ahora estamos conversando con el por que vino a enseñarme cosas y a cuidarme-dijo tranquila Mayuri.

El ángel y Yui se sorprendieron de que esa chica hiciera esa declaración sin miramientos. Takashi solo dejo caer la cabeza.

-si no querían decirme, con repetir no era suficiente, no tenias que inventar esa historia del fantasma ángel que te cuida-dijo levantándose de su asiento-mejor iré con Daimon-

-¡siéntate!-le grito Yoritsune al entrar al salón.

Takashi solo gruño mientras obedecía. Yui y Mayuri rieron por eso. Cuando voltearon a ver a donde estaba el ángel, este había desaparecido. El maestro empezó a seguir con la clase. A la salida, Mayuri espero a Yui y a Takashi afuera de la escuela debido a que tenían que entregar un trabajo. Entonces el apareció frente a sus ojos.

-¿Qué pasa?-pregunto el chico de blanco-¿Por qué no te vas a tu casa?-

-estoy esperando a Yui y a Takashi, no puedo abandonarlos así, eso no es de amigos-contesto ella.

-comprendo-

-oye-dijo ella un poco tímida-¿Cómo te llamas?-

El peliblanco se sorprendió un poco por esa pregunta.

-¿Por qué quieres saberlo?-le dijo el.

-bueno, tal vez algún día esté en peligro, y no quiero gritar algo como "Ángel", preferiría llamarte por tu nombre-

-eso es imposible, desde ahora siempre te seguiré a todas partes, te cuidare-

-aun así-se le acerco ella-me gustaría saber tu nombre-

El chico le dio la espalda bajando la mirada.

-nosotros...no tenemos nombre, solo los arcángeles pueden poseer un nombre-

Mayuri se quedo pensativa.

-entonces te pondré uno-dijo ella alegremente.

El ángel giro el cuerpo para ver a esa chica, la cual examinaba el entorno para buscar un nombre para el. Se acerco a una tabla de anuncios escolares.

-¿Qué te parece...Kabuto?-dijo leyendo el nombre de un maestro.

-no lo se, no me gusta mucho-contesto el.

-entonces... ¿Kai? No, suena muy serio-

La chica siguió examinando cada uno de esos anuncios pegados en la tabla.

-¡ya se! Te llamaras....Ryuyami-le señalo ella.

-¿Ryuyami?-

El ángel se acerco y miro donde estaba escrito ese nombre.

-¿el ganador de la carrera de obstáculos del año pasado?-pegunto el angel.

-si, ese mismo, dicen que era malo, lastima que ese fue su ultimo año y no alcanzamos a verlo-dijo ella.

-Ryuyami...suena bien-sonrió de medio lado el angel.

-entonces ese será tu nombre apartir de ahora, Ryuyami-

El angel solo se encogio de hombros. Luego los pasos de dos personas se escucharon. Yui y Takashi caminaban hacia donde se encontraba Mayuri.

-lo siento, tardamos un poco-dijo Takashi.

-no importa, ya vamonos-comento Yui.

Como todas las tardes, los tres chicos caminaban hacia su casa comentando cosas sobre la escuela. Yui sintió de pronto una precsencia tras ella. Giro la cabeza para ver como les seguía de cerca Ryuyami. Takashi tuvo un escalofrio.

-siento que alguien nos sigue-dijo mirando hacia atrás.

No había nada. Yui le dirigio una mirada de pesadez.

-estas loco, ¿Cómo puede estar siguiendonos algo que no vemos? Esas son tonterias-

Mayuri rio por lo que decia su amiga sabiendo perfectamente a que se referia.

-por cierto Mayuri-llamo Yui-¿todavía esta aquí tu amigo?-

-¿Ryuyami? Si, esta por aquí-le contesto ella.

-¿Ryuyami?-preguntaron Yui y Takashi al mismo tiempo.

-no sabia que se llamaba así-comento la chica de los lentes.

-yo tampoco, lo descubrimos hoy-

-¿Quién es ese Ryuyami?-pregunto Takashi-me suena conocido...-

-no te interesa-reclamo Yui-Es un amigo de Mayuri-

Takashi observo un poco a la aludida. Entonces sonrió malvadamente.

-apuesto a que es su novio...-dijo el con burla.

-¡no lo es!-reclamo Mayuri.

-eso es verdad, su novio es Kyosuke-dijo Yui riéndose.

Mayuri solo se sonrojo bastante mientras miraba el piso. Sus dos amigos reian. Con esa conversación que consistia entre burlas de sus amigos y el sonrojo de Mayuri, llegaron hasta la casa de Takashi.

-bueno, aquí las dejo-dijo el.

-si ya vete, no te vaya a pegar tu mama-le regaño Yui.

Mayuri rio por eso. Takashi de mala gana y sin contestar a ese comentario entro a su casa. Las otras dos chicas siguieron caminando. Esperaron estar un poco lejos para empezar a hablar del angel.

-¿entonces se llama Ryuyami?-pregunto la chica acomodandose los lentes.

-bueno, no es su nombre real, dice que a el no le pusieron nombre, así que lo bautize con ese-

-¿Qué Ryuyami no era aquel de los rival school?-pregunto Yui con una mano en su menton.

-si, lo que pasa es que no sabia que ponerle y estuve leyendo los nombres de la tabla de anuncios-sonrió nerviosa Mayuri.

-ya veo, eso lo explica-

-¿Qué explica?-se escucho la voz del aludido detrás de ellas.

-¡Ryuyami!-se asustaron las dos chicas.

-lo siento-se disculpo el angel.

-ah no importa-le dijo Yui-entonces...¿vienes del cielo?-le pregunto.

-no precisamente del cielo, del paraíso se podria decir-explicaba el.

-¿y cumples deseos?-

-soy un angel, no un genio-le dijo con un poco de molestia.

-eso no es justo, deberias conceder deseos a Mayuri-reclamo Yui.

-¿Quién crees que soy? ¿un hada madrina?-le dijo el angel.

-chicos...detenganse-intervino nerviosa Mayuri.

Yui y Ryuyami se veian profundamente. Entonces ella se acerco a el.

-se supone que eres un angel, debes ser bueno con Mayuri-dijo la chica.

-si, pero eso no dice que debo hacer cosas que no me corresponden-

-pues que angel tan malo-se cruzo de brazos Yui dandole la espalda.

-¡chicos!-exclamo Mayuri-por favor calmense-

Ryuyami suspiro mientras bajaba la mirada.

-es verdad, fui un poco grosero, disculpa-le dijo a Yui.

Esta simplemente se volteo y le saco la lengua. Mayuri rio por esa accion mientras que Ryuyami miro hacia otro lado. Siguieron caminando hasta llegar a la casa de Yui. Esta se despidió de su amiga solamente y entro a su casa. Ryuyami y Mayuri caminaban, el detrás de ella siguiendola de cerca.

-entonces...¿Qué vas a enseñarme primero?-dijo la chica sin voltear a verlo.

 

Regresar al índiceCapítulo 4 Audicion by Ryuyami

-entonces...¿Qué vas a enseñarme primero?-dijo la chica sin voltear a verlo.

-a no hablar sola, saca tu telefono celular-le dijo el.

-¿Por qué?-giro ella.

El angel simplemente le señalo a las personas que le miraban hablar sola. La chica se sonrojo a tope con eso. Rápidamente siguió la indicacion del angel sacando su telefono y haciendo como que hablaba con alguien. Siguió su camino.

-bien, ahora dime ¿Qué me enseñaras primero?-decia ella.

-eso no lo decido yo, lo decides tu, poco a poco iras teniendo algunos problemas y yo te hare de ayuda sobre ellos-

-así que... ¿no me enseñaras nada hasta que no tenga un problema?-

-exactamente-

La chica llego a su casa, no soltó su telefono y saludo a su madre haciendo una seña. Subió a su cuarto, cerro la puerta detrás de ella y dejo el telefono en una mesita de noche junto a su cama. El angel estaba ahí, sentado en el marco de la ventana, mirando hacia fuera.

-es raro Ryuyami, pensé que vendrias con lecciones ya hechas o algo así-dijo ella mirandolo.

-no, así no se puede, las lecciones se presentaran poco a poco, y ahí es cuando yo aparecere y te dire que debes hacer, esa es la forma de trabajar-le contesto el sin dejar de mirar la ventana.

-ya veo, bueno, si no te importa, ¿puedes salir un poco? Necesito cambiarme-le dijo ella caminando hacia su guardarropa.

-esta bien, avisa si necesitas algo-dijo desplegando sus alas y saliendo por la ventana.

El angel, ahora nombrado Ryuyami subio al tejado de la casa. Ahí estuvo de pie mirando a las personas pasar. De pronto sintió alguien en su espalda.

-¿Cómo te va con tu asignada?-

-Zadkiel-giro el cuerpo para ver al arcángel-es un gusto verte por aquí-

-vine a ver tu desempeño, dime, ¿Cómo te va con ella?-

-es buena persona, un poco torpe, pero se esfuerza mucho-le contesto.

-ya veo, ¿todavía no le enseñas nada?-

-no, aun no he tenido oportunidad-

-debes apurarte, recuerda que el tiempo aquí es un poco limitado-

-eso lo se, pero estoy seguro de que podre enseñarle lo que necesita saber antes de que yo me vaya-

-eso espero Angel-

-ya no soy Angel, ya me ha puesto un nombre-le dijo con un poco de alegria.

-¿un Angel con nombre? eso es interesante, ¿Cuál es?-

-me llamo...Ryuyami-

Zadkiel dejo salir una leve risa. Luego miro a Ryuyami a los ojos.

-¿y como te sientes con tu nuevo nombre?-

-no lo se, se siente bien-

Zadkiel sonrió y le dio la espalda al chico.

-vendre a supervisarte así como ahora, tal vez no diario, pero cada que pueda vendre, procura mantenerme al tanto de todo-Dijo elevandose.

-así lo hare-

Zadkiel desapareció desvaneciendose en el aire.

-¿Ryuyami?-se escucho la voz de Mayuri.

El aludido se acerco a la ventana, aleteando levemente entro en ella. Noto como la chica había cambiado sus ropas. Del uniforme escolar había pasado a ponerse un pantalón de mezclilla, una camisa gris y una chamarra azul.

-¿Dónde estabas?-pregunto ella tomando su mochila.

-en el techo, hablando con mi maestro-le conto el sentándose en el marco de la ventana.

-vaya, no sabia que ustedes también tenían maestros-dijo ella sacando algunos cuadernos y poniendolos en el escritorio que tenia en su cuarto. Everything about nails and manicure products Nails Trends

-son los que han estado mas tiempo con el-señalo hacia arriba-con esa persona-

-¿te refieres...-

-si, al altisimo, pero ese no es el tema ahora, como dije te protegere y te mostrare lecciones sobre algunas cosas, pero ten en cuenta que esto es por tiempo limitado, por que tengo que regresar alla arriba algun día-

Maryuri asintió, entonces sono su telefono celular.

-¿hola?...oh, Yui, ¿la tarea? No, aun no la he hecho, pero en cuanto la tenga te la paso.....bien, adiós-entonces colgo.

La chica fue hasta su mochila y saco varios cuadernos, Ryuyami regreso a la ventana mirando hacia el cielo. Pasaron varias horas en lo que Mayuri hacia la tarea. Cuando logro terminarla, se dirigio a la computadora que tenia cerca de ahí. La encendio, Ryuyami se quedo mirando un poco desconcertado.

-¿Qué haces?-pregunto el.

-es simple, le paso la tarea a Yui-contesto ella.

-eso no es bueno, debes aprender que cada quien debe esforzarse por su cuenta-le dijo el.

-oh vamos, no seas así, solo será esta tarea-

-no digas que no te lo advertí-

Mayuri se puso en una conversación en linea con su amiga. En ella hablaban sobre Kyosuke, Ryuyami se quedo sentado mirando las raras expresiones de la chica y los rápidos tecleos. Por medio del aquel aparato, Yui le decia a su amiga que Kyosuke, haria una obra de teatro, la clasica romeo y Julieta, en la cual todavía no tenían una Julieta. Yui le insinuo que debía hacer un casting para quedarse con ese papel.

"es que no se si deba, no se actuar muy bien" respondía Mayuri.

"oh vamos, lo único que tienes que hacer es ir, hacer una audición con todas tus fuerzas y listo, además, yo te ayudare"

"¿ayudarme? ¿y como?"

"tu solo confia en mi, yo hare que pasen ciertas cosas....JAJAJAJA!!!! XD, además, puedes pedirle ayuda a ese angel"

Mayuri volteo a ver a Ryuyami, quien parecia estatua mirando la luna. Luego regreso a su conversación.

"¿Qué le podría pedir a Ryuyami?"

"no se, que haga algo así muy magico y que quedes tu como Julieta"

"pero Ryu no es mago ni nada, ya vez lo que dijo cuando tu se lo preguntaste"

"pues si, pero eso fue por que se lo pedi yo, tu eres su responsabilidad, tal vez si se lo pides tu haga algo"

Mayuri volteo a ver a Ryuyami de nuevo. Este se percato de eso y miro a la chica.

-¿Qué pasa?-

-¿eh? ¡no! Nada nada-contesto mientras reia nerviosamente.

Volvió a su conversación en linea.

"No creo que pueda lograrlo"

"pues debes intentarlo si quieres un beso de Kyosuke, aunque creo que te desmayarias solo con pensarlo"

Y como Yui había dicho, La chica empezo a fantasear con eso, su imaginación era tal, que incluso le salio un poco de sangre por la nariz.

-¿Mayuri?-Le despertó de su sueño Ryuyami al moverla del hombro.

-¿eh?-despertó de su letargo.

-¿estas bien? Casi te caes de la silla-

-si si, no me pasa nada-la chica volvió a reir con nervio.

Luego regreso a su computadora. Su amiga se había desconectado al adivinar que Mayuri había soñado despierta de nuevo. La chica miro su lista de contactos, no había nadie mas, entonces apago el aparato. Ya era de noche.

-Ryuyami...-llamo ella.

-¿Qué pasa?-pregunto el angel.

-tengo que cambiarme de nuevo, ¿podrias salir de nuevo por favor?-

Sin responder, el angel uso sus alas para ir al techo de nuevo. Se sorprendió un poco al llegar ahí, pues se encontró con un gato negro.

-hey... ¿Qué haces aquí pequeño?-pregunto el angel.

-nada, miro las estrellas, ¿Qué hace uno como tu aquí?-respondio el gato.

-cuido a una persona, le voy a enseñar algunas lecciones sobre el bien-el angel se sento al lado.

-Ya veo, ¿es una mala persona?-pregunto aquel gato.

-no, solo es un poco distraida-

Aquel gato no dejo de ver aquella gran luna mientras mecia su cola de un lado a otro. El angel tampoco dejo de admirar las estrellas de aquel firmamento.

Mientras tanto, Mayuri se cambiaba lentamente de ropa, mientras lo hacia no dejaba de pensar en las palabras que decia su amiga sobre Kyosuke. Tal vez Ryuyami podría ayudar, pero... ¿era correcto pedirle un favor así a un angel? No lo sabia, pero la chica iba a intentarlo. Cuando termino de cambiarse, se acerco a la ventana y llamo a aquel chico peliblanco. En el tejado, este escucho el llamado.

-¿tienes que irte?-pregunto el gato con sus grandes ojos amarillos.

-así es, mi cuidada me llama-Se levanto el chico.

-ya veo, yo estoy muy sola, ¿puedo venir aquí en las noches?-

-claro, no creo que a Mayuri le moleste-dijo abriendo sus alas y bajando poco a poco-por cierto, ¿Cómo te llamas?-

-el nombre que tenia era Shizumiku-

-bien, nos vemos después Shizumiku-se despidió el angel.

Entro por la ventana y sus alas desaparecieron. Mayuri estaba encima de su cama, recagada en la cabecera y abrazando una almohada. Ryuyami se planto frente a su cama sospechando que algo pasaba.

-¿esta todo bien?-pregunto el angel.

-si, es solo que...quería saber una cosa-dijo con un poco de pena la chica.



-oh, y ¿Qué es?-



-bueno, tu... ¿sabes que va a pasar?-



El angel se llevo una mano al menton.



-¿Por qué lo preguntas?-



-bueno, lo que pasa es que hare una audición, y me preguntaba si tu....no se, si pudieras darme una pista de cómo serán para así ensayar-

Ryuyami simplemente suspiro, luego se acerco a la chica.

-no debes pensar en eso, yo no puedo ver el futuro, y aunque pudiera, no creo que seria lo correcto, por que no es bueno a veces que la gente sepa lo que va a pasar, creeme-

-entonces si puedes hacerlo-concluyo la chica-anda, solo dame una pista-

-te he dicho que no es así, no puedo ver el futuro-le dijo con tono serio el angel.

-eres malo Ryuyami-la chica se cruzo de brazos-no quieres decirme que va a pasar-

Mayuri tomo una pose de indignada y miro hacia otro lado. Ryuyami simplemente le miro.

-escucha, de verdad que no puedo hacerlo, si pudiera creeme que tal vez lo haria-se mostro un poco preocupado el angel.

La chica soltó una pequeña risa.

-tranquilo, estaba bromeando-le sonrió.

El angel también lo hizo. Luego se levanto y se dirigio a la ventana. La chica se metio debajo de las cobijas. Se quedo dormida mientras que Ryuyami seguía sentado en la ventana.

 

End Notes:

sip, use otro nombre de aqui XD espero que no moleste, si es asi, avisen y yo lo cambio :D

End Notes:

sip, use otro nombre de aqui XD espero que no moleste, si es asi, avisen y yo lo cambio :D

Regresar al índiceCapítulo 5 Obra by Ryuyami

Al día siguiente, Cuando llegaron a clases, Mayuri se detuvo a un lado de un cartel que indicaba sobre la obra. El angel apareció ahí.

-¿entraras a la obra?-pregunto Ryuyami detrás de ella.

Sin decir nada, Mayuri asintió. Luego siguió hasta su salón. Ahí ya estaban sentados Yui y Takashi. Yui le recibió con un una mirada picara. Takashi no comprendia el gesto de la chica de lentes.

-hola-saludo Mayuri sonriendo.

-Mayuri, es un milagro que hayas llegado temprano-señalo Yui.

-lo se, ayer estaba muy cansada-

-por no estarás tan cansada como para no ir al casting ¿o si?-

-¿vas a ir al casting de romeo y Julieta?-pregunto Takashi.

-si...-dijo ella con un ligero sonrojo.

-¡que bien!-celebro Yui-yo te ayudare...je je je-

-será mejor que no intentes nada complicado-se escucho la voz del angel detrás de Yui.

-como si fuera a matar a alguien, por dios, deja de exagerar-reclamo ella.

-además Yui no seria capaz de hacer algo malo, ¿verdad?-

-ahm... no, claro que no-dijo ella riendo nerviosamente.

-¿con quien hablan?-volvió a preguntar Takashi.

-que te importa-le dijo Yui.

Takashi simplemente se levanto del asiento para ir con otro alumnos. Pero en ese momento, la maestra apareció en el salón.

-¡Kushieda Takeshi!-llamo la recién llegada-¡ve a tu asiento inmediatamente!-

El chico regreso sobre los tres pasos que había dado. Se sento mientras que Yui le hacia señas de burla. La clase continuo como cualquier otro día, paso el descanzo y así siguió hasta la hora de salir. Los tres chicos caminaban rumbo a la puerta con Ryuyami detrás.

-las audiciones serán en el auditorio-señalo Yui el lugar-¿quieres que te acompañe?-

-claro-respondio Mayuri-vamos, ¿vienes Takashi?-

-pues...en realidad tengo cosas que hacer, pero gracias-

-bien, vete, no te necesitamos, vamonos Mayuri-

Las dos chicas empezaron a caminar hacia el auditorio. Takashi hacia su casa. Ryuyami siguió a las chicas hasta ese lugar. Había una gran fila de chicas que aspiraban al mismo papel que Mayuri.

-no puede ser...-dijo Mayuri sin ocultar su asombro-¡son muchisimas!-

-no te intimides-le calmo su compañera-tu podras hacerlo mejor, además...-volteo la cabeza mirando de reojo-tienes ayuda divina...-

La fila avanzo lentamente, la chica ahí empezaba a desanimarse. Pasaron algunas horas mientras esperaban su turno. Una chica decia las lineas de Julieta con gran intensidad. El maestro le miraba con gran atención, impresionado. Despues de ella seguiria Mayuri.

-estoy nerviosa-dijo ella detrás del telon-esa chica lo hace muy bien-

-no te preocupes, todo saldra bien-le animo su amiga-Ryuyami, deberias hacer algo para que ella sobresalga-

-lo siento-Dijo el peliblanco sobrevolando ambas chicas-no puedo-

-eres un angel malo-Yui volvió a sacarle la lengua.

-por favor Ryuyami, ayudame con esto, ayudame a quedar-

-¡Nyugasaki Mayuri!-llamo el que hacia las presentaciones.

La chica miro por ultima vez a sus compañeros. El angel se acerco a ella.

-esta bien, te ayudare, pero espero no te arrepientas después...-

Sin poder responder a eso, Mayuri fue empujada por Yui hacia el escenario. Entonces apareció ahí, frente al maestro de arte, quien le miraba con un pequeño cuaderno de notas. La chica estaba muy nerviosa, sus piernas temblaban casi imperceptiblemente. Un ligero sudor se poso en su frente.

-¿y bien?-dijo el inflexible maestro de arte mirandola.

-ejem...oh romeo...-le temblo la voz.

Nunca se imagino el nerviosismo de una persona al estar en escena. Y lo peor,. el imponente auditorio estaba vacio y solo la mirada del maestro ejercia presion. La chica se imagino el auditorio lleno de personas, casi se desmaya. Entonces vio algo que le pareció extraño. Detrás del maestro, apareció Ryuyami. El angel arranco una pluma de sus brillantes alas y esta se desvanecio en el aire. De pronto, el director se levanto aplaudiendo.

-¡magnifico!-decia mientras aplaudia ruidosamente-¡seras Julieta!-

Las otras chicas de la fila se quedaron sumamente consternadas por eso. ¿Cómo era posible que esa chica, que apenas podia hablar en publico, seria Julieta? Algunas se quejaron.

-¡silencio!-dijo el maestro-la decisión es inapelable, tu, Nyugasaki Mayuri, seras la protagonista-

La mayoria de las chicas empezaron a salir de ahí con un gesto de indignación tremendo. Mayuri seguía sin poder asimilar lo que pasaba. Yui, quien estaba detrás del telon, tampoco creia lo que estaba pasando.

-vamos Mayuri, tenemos que ensayar, llamare a los demas para que empezemos de una ves-indico aquel maestro.

La chica seguía sin poder asimilar lo que estaba pasando. De pronto una chica se le acerco, era ni mas ni menos que la joven que lo había hecho antes que ella.

-felicidades...-le saludo con la voz un poco entrecortada-tu has sido Julieta...-le extendió la mano.

Mayuri la tomo un poco dudosa. Notaba tristeza en la cara de la chica, en sus ojos se notaba algo brilloso.

-me había esforzado ensayando el verano, pero son decisiones del maestro, creo que lo harás mejor-La chica se limpio un ojo con su manga-bueno será mejor que me vaya, ya empezaran a ensayar así que....nos vemos-le sonrió dulcemente.

La chica dio media vuelta y empezo a caminar hacia la salida del auditorio. Mayuri seguía paralizada, sin poder mover ni un músculo. Yui le abrazo por detrás.

-¡bien!-le dijo celebrando-¡quedaste en la obra! Ahora podras darle un beso a Kyosuke-

-esa chica...-

-es Sakasaki Kimiko, una de las mejores actrices de la escuela-apareció Ryuyami delante de ella.

-¿una de las mejores actrices?-pregunto Yui.

-así es, ella lleva dos años aquí, presentando una obra tras otra-seguía explicando Ryuyami-con perfecta representación, un estilo único y una disciplinada como pocas, una verdadera artista me atreveria a decir-

-¿y que?-dijo Yui-ya esta Mayuri seleccionada para la obra, al parecer no eres tan malo como pesnabamos-

Ryuyami bajo la cabeza. En su cara se notaba la vergüenza de alguien que sabia que había hecho algo indebido. Mayuri seguía pensando en las palabras que acababa de escuchar.

"actriz de dos años de experiencia....perfecta representación, un estilo único y una disciplinada como pocas..."

Mayuri trajo a su mente las imágenes de ella misma hace unos momentos. Recordo el nerviosismo que tenia, recordo como se mareaba y estaba a punto de desmayarse. Recordo como el maestro le miraba con cara de enfado. Recordo su voz desquebrajada al hablar. Ella no debía ser Julieta. Camino hacia la salida. Yui se dirigio al angel.

-al parecer si estas aquí para complacer a Mayuri-

Este solo suspiro desviando la mirada. Mayuri quería ir tras la chica que le había felicitado. Quería decirle que se sentía mal por ello, por tomar algo que no le correspondia. Mayuri no sabia nada de actuación. La chica llego a las afueras del auditorio, pero no logro ver a nadie.

-pensé haberte dicho que no te arrepintieras-se escucho la voz del angel.

La chica se detuvo en seco. Volteo a ver a aquel chico peliblanco que estaba parada detrás de ella.

-pero...ella-

-te lo advertí, trate de decirte que esto no era bueno, ni justo, y aun así lo pediste, ahora no te arrepientas de ello-le hablo con voz seria.

Mayuri simplemente pudo agachar la cabeza. Se sentía pesimo por dentro. A pesar de que estaría en laobra y le daria un beso a Kyosuke, el hecho de saber que alguien mejor a ella había sido rechazada le hizo sentir mal. El angel se acerco a la chica.

-debes aprender, que las cosas no siempre suceden como uno espera, uno no puede ser mejor en algo, no lo será en cuestion de minutos, se debe tener paciencia y si se quiere algo, se debe ser capaz de practicar o entrenar para obtenerlo, imagina esto, ¿Qué hubiera pasado si hubieras ensayado mas que ella? ¿caso te sentirias mal?-

-pues no lo creo, por que todo el esfuerzo me habria servido-

-ahora dime...¿crees que a ella le hubiera dolido que te quedaras con el papel si hubieras ensayado?-

Mayuri se sintió mal al recordar eso. Ella era mala para la actuación, nunca había actuado.

-pues, creo que no, acepto que yo fuera la actriz, pero en sus ojos vi la tristeza...vi...-

-la injusticia-termino el angel.

La chica volteo a verlo y asintió lentamente.

-aprende eso Mayuri, las cosas no pasaran por pedirlas a angeles, las cosas pasaran si de verdad estas preparadas para ellas, si de verdad estas consiente de lo que vas a enfrentar, sin importar que sea-

-pero...¿Cómo hago eso?-

-fácil, si quieres ser actriz, ensaya, igual si quieres ser deportista, practica, si quieres ser dibujante, bocetea, si quieres ser escritor, redacta, las cosas nunca se dan así de fácil-

-para algunas personas si-

-en eso tienes razón, pero pasa por que esas personas descubrieron lo que eran buenos, aunque te puedo asegurar que nadie nacio siendo el maestro de algo-

La chica seguía reflexionando las palabras. Entendio que para obtener algo, debía esfozarse por eso. Luego miro al angel a los ojos.

-¿y como hago para solucionarlo?-

-¡Mayuri!-llamo uno de los demas actores.

Mayuri volteo, pero cuando regreso la vista, el angel ya no estaba ahí. El actor llego hasta ella y le tomo las manos.

-vamos, el maestro empezara con los ensayos-

La jalo hacia el auditorio. La chica seguía hundida en sus pensamientos. Llegaron al auditorio, y ahí pudo ver al elenco del que se componia la obra. Una mirada resalto de las demas, Kyosuke estaba ahí. Mayuri, en lugar de sentir timidez, sintió vergüenza. Se imagino a ambos haciendo una escena y ella desmayandose, o pero, hablando con voz quebrada por los nervios. Nego con la cabeza, no quería que eso pasara.

-¡bien!-dijo el maestro-ensayemos la obra, ensayaremos una de las escenas mas romanticas de la película, ahora todos a posición-

Mayuri noto como todos se movian de un lado a otro. Mayuri estaba sentada detrás del director animando a su amiga. El angel apareció al lado.

-¿te sientes mal por esto?-dijo ella al peliblanco a su lado.

-si, no se supone que deberia hacer esto-

-ella lo hará bien, ya lo veras-

-eso espero Yui, eso espero-

Con los actores en posición, la escena empezo. En ella, Romeo tenia que encontrarse con Julieta en el balcon. Mayuri estaba nerviosa al maximo, el primera por tener al chico que le gustaba justo enfrente y segunda, por la mirada taladrante del maestro. No soportaba esa mirada, observo el recinto vacio. Todos esos ojos, todas esas miradas sobre ella.

-¿estas bien?-pregunto Kyosuke al ver que algo sucedia con su compañera de escena.

-si...no....no pasa nada-

Mayuri empezo a tambalearse. Kyosuke la detuvo. Esto lo noto Yui.

-Ryuyami, debes...-pero el angel no estaba ahí.

-¡bien!-llamo el maestro-¡listos! ¡¡accion!!-

Mayuri se reincorporo. Trato de recordar sus pensamientos el libreto que acababa de leer, pero los nervios la estaban matando. Sacudio la cabeza tratando de concentrarse. Kyosuke, al ver la problemática de su compañera, decidió empezar diciendo el dialogo de antes. La chica lo escucho, pero no pudo continuar.

-oh Julieta-repitió el-aquí esta tu caballero-

Nada, mayuri seguía sin decir nada. Kyosuke lo intento por ultima vez antes de que el maestro se desesperara.

-oh Julieta-volvio a decir-aquí esta tu caballero-

Pero nada, y peor aun, la chica se desmayo.

-¡Mayuri!-exclamo Yui desde su asiento-¿Dónde esta su maldito angel?-

La chica cayo inconsciente, Kyosuke la tuvo que sostener para evitar que se impactara con el piso.

 

Regresar al índiceCapítulo 6 Leccion by Ryuyami

Pasaron varios minutos, Mayuri despertó con lentitud. A su alrededor estaban todos los de la obra, además de Yui y la chica que había visto minutos antes.

-¿Qué paso?-pregunto sentándose.

-te desmyaste-comento el maestro-¿te encuentras bien?-

-si, creo que si-

Mayuri volvió a observar a su alrededor, le sorprendió ver a la actriz de antes. Se levanto y se planto frente a ella.

-hola-saludo como si no la hubiera visto en el día-sabes, lo he pensado un poco y creo que este papel no es para mi-

-¿Qué quieres decir?-pregunto el maestro.

-quiero que me haga el favor de darle el papel a ella-señalo Mayuri.

-pero...¿Por qué? Tu eres mejor actriz, te mueves mejor en el escenario y todo eso-

La chcia nego con la cabeza.

-no maestro, ella es mejor que yo ¿o no Kimiko?-

La aludida no quizo decir nada para no comprometer a nadie. Mayuri se acerco y le puso las manos en los hombros.

-tranquila, no pasa nada-le sonrió.

-pero...-reclamaba el maestro-eso no puede ser, Mayuri, no debes abandonarnos-

A lo lejos, un chico sostenia una pluma blanca. Esta se desvanecio en el aire.

-esta bien-Concluyo el maestro-dejaremos que Kimiko se una en tu lugar-

Kimiko sonrió y abrazo a Mayuri.

-Por cierto-intervino Yui-¿Por qué regresaste?-

Kimiko se despego de Mayuri y se dirigio a Yui.

-bueno, cuando iba saliendo de la escuela, un chico de cabello blanco llego y me dijo que me llamaban en el auditorio, es extraño, nadie trae el cabello en ese tono de blanco, parecia que brillaba-

Yui y Mayuri se miraron complices. Kimiko volvió a abrazar a la otra chica.

-gracias...-

-no me agradezcas a mi, agradeceselo al chico peliblanco-bromeo.

La chica rio ante eso. Luego se dirigio a la puerta acompañada de su amiga Yui. Afuera estaba Ryuyami esprando.

-¿Cómo les fue?-pregunto el chico al salir.

-como si no lo supieras-dijo Yui.

Ryuyami sonrió, luego se planto frente a Mayuri.

-¿has aprendido la leccion?-pregunto el.

Ella asintió.

-bien, parece que hago bien mi trabajo-

-vamos a casa-dijo Mayuri.

Yui, Ryuyami y Mayuri se dirigieron al lugar citado. Yui se detuvo en su casa.

-bueno, aquí me quedo yo, y perdona por haberte insistido tanto-

-no te preocupes-respondio Ryuyami-no pasa nada-

-no te decia a ti, le decia a Mayuri, por insistirle y...-

-tranquila Yui, sabes que no hay problema-le sonrió.

Las chicas se abrazaron y Yui entro a su casa. Mayuri camino en silencio hasta su casa. Ryuyami entro volando por su ventana.

-Ryuyami...-llamo ella-¿Cómo hiciste para que te viera?-

-los angeles tenemos un poder en especial, ¿nunca te ha pasado que llega una persona extraña a hacer o decirte algo que necesitas?-

Mayuri recordaba vario ejemplos. Asintió con la cabeza.

-bueno, la mayoria de esas personas son angeles, que toman momentáneamente un cuerpo fisico para ayudar-

-¿la mayoria?-

-así es, por que los demas son humanos-

-pero creo que ellos no puede convertirse en angeles después-bromeo.

La chica le señalo la ventana y Ryuyami sabia que tenia que cambiarse. La chica se quito la ropa y aprovecho para encender su computadora. Empezo una conversación en linea con Yui mientras se vestia.

"¿Cómo vas?" pregunto Yui por la conversación.

"bien, ya estoy pensando que tal vez Kyosuke no es para mi"

"eso puede cambiar, ¿Por qué no juntas valor para decirle a Kyosuke lo que sientes?"

"no se, me da pena, no creo que pueda"

"recuerda, tienes ayuda divina..."

La chica recordo a su angel. Había terminado de vestirse y lo llamo. El peliblanco se detuvo como siempre en la ventana mirando al cielo. Noto que la chica le miraba de nuevo.

-¿pasa algo?-pregunto el.

-no, nada-le sonrió.

Mayuri regreso la vista a esa conversación en linea.

" pero que tal si pasa como con la obra?"

"estamos de acuerdo en que tu no puedes actuar, pero si puedes amar, el amor no es malo"

-...pero si es forazdo si lo es-se escucho de Ryuyami.

La chica se volteo rápidamente mirando la ventana. El chico estaba todavía con la cabeza hacia el cielo.

-¿Qué dices?-pregunto ella.

-nada, pensé en voz alta-

Mayuri le miro sospechoso, escribio algo en la conversación.

"creo que Ryuyami si puede ayudar, intentare todo para que lo haga"

"no tienes nada que perder"

El angel seguía sentado en la ventana. La chica se despidió, cerro sesion y se dedico a terminar su tarea. Pensaba en la opción de que Ryuyami tendria en sus manos, o mejor dicho, en sus plumas, la oportunidad de una cita con Kyosuke.

-no sucedera-dijo Ryuyami en voz alta de nuevo.

La chica se sorprendió, se levanto y se planto frente a Ryuyami.

-¿puedes leer la mente?-pregunto ella.

-no, pero por tu cara y la conversación que tenia imagine que querias una cita con Kyosuke, ¿no es así?-

Esto le parecia mas que un juego de suspicacia a Mayuri.

-¿seguro que no puedes leer las mentes?-

-soy un angel, no un adivino-

Mayuri no rebatio mas. Se dirigio a su asiento de nuevo cuando se detuvo. Giro lentamente y volvió a observar al angel.

-Ryuyami...-

El aludido volteo.

-¿que pasa?-

-tu...¿podrias hacerme una cita con Kyosuke?-

-si, podría-respondio mirando a la chica.

Mayuri se sorprendió y se le dibujo una sonrisa de oreja a oreja. Salto de la alegria.

-entonces...dejaras que tenga una cita con Kyosuke ¿verdad?-

El angel le miro a los ojos. Tomo aire lentamente para contestar.

-dije que podría, mas no dije que lo hare-

Mayuri se sintió mal al escuchar eso. Ryuyami se acerco a ella y le puso una mano en el hombro.

-las cosas no deben darse así-le dijo el peliblanco-no puedo forzar a que una persona se enamore de otra-

La chica le miro con ojo llenos de tristeza.

-pero, puedo hacer que dos personas se vean en algun lugar-dijo tratando de consolar a la chica.

Mayuri volvió sus ojos al angel, el cual estaba con un gesto de un padre observando a su hija.

-¿harias eso por mi?-pregunto ella.

-no deberia, pero creo que esto te enseñara algo-

Mayuri vio con un poco de extrañeza al angel. ¿usaria a Kyosuke para darle una leccion?.

El angel se despego de ella y fue hacia la ventana. Mayuri no sabia que pensar sobre eso, regreso con el angel y le dijo.

-¿Cuándo será?-

-según entiendo mañana es un día de descanzo para ustedes, ¿no?-pregunto el sin mirarle.

-pues si, es sabado ¿Por qué?-

-mañana lo veras, ire a verle para arreglar todo-El angel se despego de la ventana volando hacia fuera.

Mayuri lo vio alejarse un poco de la ventana antes de desaparecer volando. No sabia con que intención hacia esto Ryuyami. Decidió tomar el telefono y llamar a su amiga.

-yui, ¿Qué crees que acaba de pasar?-

Mayuri miro el telefono desconfiada. Al parecer, ese día todos podían saber lo que pasaba.

-pues si, así es-

-imagine que te sorprenderia escuchar eso-

-si, creo que si-

Mientras tanto, el angel sobrevolaba la ciudad en busca de Kyosuke. Alguien se unió a su vuelo.

-¿Qué crees que haces?-

Ryuyami volteo la cara, mas no se detuvo aunque reconocia esa voz.

-¿Zadkiel?-

-si, y lo preguntare de nuevo, ¿Qué crees que haces?-

El peliblanco por fin se detuvo. El otro se puso enfrente, ambos volando.

-voy a darle a Mayuri otra leccion-

-lo de la obra estuvo bien, pero tu sabes lo que es interferir con cosas del amor, ¿sabes el castigo que conyevara si pasa algo?-

-no pasara nada-le dijo serio Ryuyami

La mirada del chico se veía segura. Seria. Zadkiel le miro por unos segundos.

-Ryuyami, eres mi legionario, no puedo permitir que hagas esto-

-por favor Zadkiel-dijo con toda calma-Mayuri debe aprender que el amor no puede darse así por así, debo hacerla entender varias cosas sobre los sentimientos-

-¿y crees que este es el único camino?-le enfrento el otro-¿Por qué no se lo explicas?-

-¡por que los humanos no entienden!-exploto-no importa cuanto le digas algo a una persona, esta no hará caso hasta que le suceda, sin importar las veces que le digas y repitas un problema, la persona pensara que no es lo suficiente para el o peor, creen que nunca les pasara, y cuando llega el verdadero enfrentamiento, se esconden temerosos y tratan de recordar lo que una vez les explicaron-

-estas contradiciendote-Zadkiel puso una mano en su barbilla-dices que explicar no sirve, pero si tu ahijada no sabe de eso, ¿Cómo esperas que lo enfrente?-

-yo solo le ahorro el proceso, salto la parte de la explicación y voy directo al enfrentamiento, ella debe aprender ahora que "cree" -acentuo con los dedos esta palabra-estar enamorada, debo mostrarle con hechos de lo que se trata el verdadero amor-

-aun así-siguió rebatiendo Zadkiel-no creo que tu ahijada pueda superarlo, ¿Por qué quieres hacerle esto?-

-por que es la unica forma de hacerle entender, no a ella, a todos-

-¿utilizaras una mala experiencia para enseñarle?-

-las experiencias funcionan de dos formas, para recordar y sentirse bien o para recordar y aprender del error, es la unica forma que tienen los humanos para entender, el que sea buena o mala solo depende de la persona que las vive, de nadie mas-

Zadkiel observaba con detalle al chico.

-muy pocos son los que razonan las acciones que hacen o la actitudes que tienen, por eso, yo creo que lo mas adecuado para mi ahijada, es que le enseñe algo como esto-dijo el peliblanco.

Zadkiel miro seguridad en la cara de Ryuyami. Suspiro.

-esta bien, aun así, no creo que sea una buena idea-dijo levantando el vuelo de nuevo.

El otro chico se quedo un poco pasmado por la aceptación que había dado su "jefe".

-¿dejaras que lo haga?-

-¿quieres que te detenga?-

-no-

-entonces ve y haz lo que creas necesario, pero recuerda, te estaré vigilando...-

Zadkiel se desvanecio en el aire. Ryuyami miro al cielo.

-un angel que cuida angeles...-

Luego retomo el rumbo a su destino.

 

End Notes:

¿que opinan de lo que dijo Ryuyami de las experiencias? :D

End Notes:

¿que opinan de lo que dijo Ryuyami de las experiencias? :D

Regresar al índiceCapítulo 7 Kyosuke by Ryuyami

No tardo mucho en llegar a la casa de Kyosuke. El chico estaba entrando a su casa, regresaba de un mandado que seguramente le habria hecho su madre. El angel entro atravesando las paredes, el chico camino hasta su cuarto seguido por el angel. Este se arranco una pluma y la tomo entre sus dedos. Luego se desvanecio.

-estoy aburrido...-dijo Kyosuke-¡ya se! Llamare a alguien-

Tomo su telefono celular y lo observo.

-no puedo decidirme...marcare al azar-

El angel supo que había terminado su labor ahí. Regreso volando a la casa de su ahijada. Cuando llego, la chica tenia el telefono pegado al oido con una cara de infinita emocion. En angel le miro y se sento en el marco de su ventana, como siempre. Espero a que dejara de hablar. Cuando ella lo hizo, se abalanzo sobre el angel.

-¡gracias!-exclamo ella.

Abrazo al angel completamente. Las alas quedaron atrapadas entre esos brazos.

-eres genial-seguía alabando la chica-gracias, muchas gracias-

-no agradezcas, eres mi ahijada, debo hacer cosas buenas por ti-

Mayuri recordo algo en ese momento. Su animo bajo notablemente.

-tu...-dijo ella-¿usaras a Kyosuke para darme una leccion?-

El angel le miro seriamente. Luego volvió a observar el cielo.

-así es, pero tu solo debes preocuparte por tu cita-

Mayuri asintió y se recosto en la cama feliz.

Así paso el día sin mas novedades.

Al día siguiente, la chica espero en el lugar indicado anteriormente por Kyosuke. Era una heladeria en la plaza comercial. La chica, de pie frente a la puerta, portaba un vestido blanco con adornos. Esperaba impaciente y nerviosa. Tenia el celular pegado a la oreja hablando con su angel, quien sobrevolaba a la chica por encima de su cabeza.

-¿y mi vestido?-decia ella con nervio-¿se ve bien?-

-si, esta bien-

-¿y mis zapatos? ¿no estoy muy maquillada? ¿tengo que ser amable? ¿o tal vez le guste la rudeza?-

-¡Mayuri!-exclamo el peliblanco-solo calmate, mira, ya viene-

La chica observo la dirección que el angel había señalado y noto a Kyosuke. Venia con una camisa negra desfajada y pantalón de mezclilla. Se acerco con una sonrisa a la chica. Mayuri sentía desmayarse. En su mente recordo que, cuando aun estaban haciendo la obra, el al estar tan cerca de ella, le hacia apenarse demasiado. Esta vez solo respiro hondo, se calmo y sonrió. En su mente estaba claro el escenario de ese día, un pequeño pastelillo, una flor y para terminar, una visita al puente para ver la puesta de sol. El recién llegado la saco de sus fantasias.

-hola-dijo Kyosuke-disculpa la tardanza ¿llevas esperando mucho?-

La chica guardo el telefono celular y nego con la cabeza.

-no, yo también acabo de llegar-

Men

Guardian Angel by Ryuyami

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://fanfic.es/viewstory.php/
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

Top 20