Amor a pedazos by albagomezrodriguez

Fanfics en EspañolEl sitio de referencia de los fanfics en español, con miles de fanfics gratis y en español

 Amor a pedazos by albagomezrodriguez
Summary:

A Alba le han roto el corazón, y parece incurable ¿lo será?

Esta es la historia de la triste vida de Alba, una niña con depresión que es tratada como una basura por todos los que le rodean pero su vida dará un increíble giro cuando Kevin se cruza en su camino. Este chico la ayudará y la tratará como se merece.

 

Si quieres que esta historia tenga blog hazmelo saber!

mi correo electrónico es [email protected]

si tienes dudas, has encontrado incoherencias en la historia, quieres que haga el blog o cualquier otro tipo de cosa mándame un correo electrónico!

Y si quieren entablar amistad

pues ya saben mi correo electrónico! :D

si quieres seguirme a mí, la autora en twitter agrégame: https://twitter.com/#!/alba1990

saludos! =D



Categories: ORIGINALES Characters: Ninguno

Generos: Drama

Advertencias: Lenguaje Obsceno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 8 Completed: No Word count: 5901 Read: 703 Published: 19/03/2011 Updated: 25/08/2011
Summary:

A Alba le han roto el corazón, y parece incurable ¿lo será?

Esta es la historia de la triste vida de Alba, una niña con depresión que es tratada como una basura por todos los que le rodean pero su vida dará un increíble giro cuando Kevin se cruza en su camino. Este chico la ayudará y la tratará como se merece.

 

Si quieres que esta historia tenga blog hazmelo saber!

mi correo electrónico es [email protected]

si tienes dudas, has encontrado incoherencias en la historia, quieres que haga el blog o cualquier otro tipo de cosa mándame un correo electrónico!

Y si quieren entablar amistad

pues ya saben mi correo electrónico! :D

si quieres seguirme a mí, la autora en twitter agrégame: https://twitter.com/#!/alba1990

saludos! =D



Categories: ORIGINALES Characters: Ninguno

Generos: Drama

Advertencias: Lenguaje Obsceno

Challenges:

Series: Ninguno

Chapters: 8 Completed: No Word count: 5901 Read: 703 Published: 19/03/2011 Updated: 25/08/2011
Story Notes:

Esta historia es totalmente mía! Sus personajes me pertenecen. Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia! :D

Story Notes:

Esta historia es totalmente mía! Sus personajes me pertenecen. Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia! :D

Capítulo 1 - Corazón Roto by albagomezrodriguez
Author's Notes:

aaw espero que les guste historia tan triste!

gracias por darle una oportunidad :)

Author's Notes:

aaw espero que les guste historia tan triste!

gracias por darle una oportunidad :)

PARTE I

CONFESIONES DE UNA ALMOHADA

Capítulo 1

Corazón roto

 

Recuerdo aquella tarde que apareció llorosa con los ojos hinchados y se me abrazó. Era como cuando buscas protección lloraba y me contaba sus penas, me decía que él no la quería que era un arrogante y un mujeriego, que estuvo con todas las que pudo pero no con ella que a ella no la quería, recuerdo como sus llantos se transformaron en ansiedad. Decía que necesitaba una, solo una, una más, una copa más, empezó a beber y la botella de whisky bajó toda, y estaba borracha oliendo a alcohol y abrazándome, reposaba sobre mí. Me decía que se sentía una basura que no era nada más que la escoria de la sociedad, que cada vez que se miraba al espejo dudaba si era ella o era un monstruo que no sabía quién era ni lo que quería solo sabía que ella tendría que haber muerto en el lugar de tantos niños que mueren por enfermedades que no se han buscado. Después se quedó dormida.

 

Su madre entró en la habitación a la mañana siguiente y percibió el olor a alcohol en el aire y vio a su hija tirada con la cara desencajada del dolor mirando al techo como ida. Fue cuando su madre se pensó que se había vuelto loca, que ya no habitaba la cordura en su alma, la chica sufría de tal manera que nadie podría alcanzar a saberlo nunca, tenía el dolor como una yaga en el alma.

 

Recuerdo  cuando llegó el doctor y le diagnosticó una fuerte depresión, recuerdo que ella nunca más había vuelto a hablar desde ese día que se quedó sin palabras confesándome lo que había pasado, era demasiado para su corazón había estallado en miles de pedazos y ahora no podía manifestar lo que sentía pues era incapaz de sentir algo que no fuera el dolor. Yo estaría siempre a su lado, ella lo sabía, sabía que yo era su fiel amiga, su confidente, y en la que podría confiar siempre, sabía que yo era la única que no la traicionaría. Por eso siempre estaba abrazada a mí.

 

Era horrible el ver cada día a su madre dándole de comer porque ella se negaba a moverse, solo iba de la cama al baño y del baño a la cama, a veces se paraba ante la ventana miraba el parque de los niños, como jugaban, como se reían, y a veces parecía que una chispa de felicidad desfilaba por sus negros ojos, pero tan pronto como aparecía esa chispa tan pronto se desvanecía, estaba condenada a errar entre sus pensamientos sollozando en cada rincón de su habitación, esas cuatro paredes que tantas confidencias habían presentado ahora eran siniestras y albergaban a un ser que ya no tenía alma, y si la tenía estaba completamente destrozada.

 

Recuerdo cuando su madre la bañaba, era como si volviese a ser una niña pequeña, se aferraba a la cama porque no quería bañarse, no quería peinarse, no quería arreglarse para nada, pues ella sabía que ya nadie se volvería a fijar en ella y ella no se volvería a fijar en nadie pues el amor era algo que ella ya no quería en su vida.

 

Pasaron 3 meses y un juez la declaró incapacitada para regirse por sí misma y le asignaron un cuidador, un hombre, el cual la acompañaría a pasear, y el cual le haría compañía pues creían que era lo mejor. Recuerdo cuando el joven entró por primera vez por la puerta de la habitación de Alba. Se presentó como Kevin y Alba lo miró y entornó los ojos. Yo pensé que le habría gustado, que lo miraba porque era bello pero no, no era que no fuese bello, pero él llevaba una camiseta de un grupo llamado “corazones destrozados” y a Alba le llamó la atención por un instante pero luego volvió mirar al vacío y el chico sonrió tristemente.

End Notes:

espero que les haya gustado este primer capítulo! vayan al segundo y verán que se pone realmente interesante!! :D

saludoosss =)

End Notes:

espero que les haya gustado este primer capítulo! vayan al segundo y verán que se pone realmente interesante!! :D

saludoosss =)

Regresar al índiceCapítulo 2 - Parque by albagomezrodriguez

Capítulo 2

Parque

A la tarde siguiente de la llegada del chico a la vida de Alba, recuerdo que él le propuso ir de paseo. Bueno digo propuso, pero más bien la sacó a pasear como si de un perro se tratase. La sacó a pasear con el atuendo que le había puesto su madre a la mañana, que era tan apropiado para estar en casa como para salir a pasear.

Cuando volvió estaba totalmente tranquila su rostro parecía respirar tranquilidad. Aquel chico le estaba haciendo bien hasta un punto que él no llegaba a comprender. Me cogió de la cama y me agarró muy fuerte hundió su cara en mi forma acolchada y sin que el chico la pudiera ver sonrió, no fue una sonrisa de felicidad pero fue lo más cercano a la felicidad que se podía vislumbrar en aquellos últimos meses.

“Alba, mañana se quieres te llevaré al parque de nuevo” le dijo el chico cuando ella sacó el rostro de mí, “si quieres podemos llevarle pan a las palomas” dijo con una sonrisa resplandeciente para que e esa forma causara un adecuado entusiasmo en ella.

Ella le miró durante un instante y se encogió de hombros dando a entender que le daba igual. Pero bueno yo sabía que eso era un sí rotundo para ella que desde el fatídico día no expresaba nada que no fuera tristeza. El chico le sonrió con una sonrisa cansada y se apresuró a coger un libro de poesías en el estante de la habitación de Alba.

Se sentó en la cama y esperó a que Alba se sentara en el sillón para leerle.

“Había una vez,

en un reino un tanto alejado de todos los otros reinos,

una princesa de extremada belleza,

que no dejaba indiferente a todos los guerreros,

era bella,

pero en el reino habitaba una horrible bruja,

la cual envidiaba a la doncella,

y para que la joven no tuviese más belleza que la suya,

la encerró en una burbuja,

nadie la podría ver,

nadie podría detectar su dulzura,

ningún hombre podría enamorarse de ella,

pues nadie sabría de su existencia,

sus padres la olvidaron,

sus amigos nunca la conocieron,

y su amado nunca la llegó a amar,

no había cosa que más le doliera a la princesa,

no había cosa más dolorosa,

pero un día cuando se hallaba sollozando con la cabeza entre sus piernas,

alguien de su ensueño la quitó,

miró al frente y vio como un campesino la admiraba,

se acercaba poco a poco a ella,

de sus preciosos labios salían palabras susurradas,

que a la chica le hicieron dar vueltas la cabeza,

se despertó arropada en una cama,

el campesino la miraba,

se presentó como un mago,

y ella sabía que él era su última esperanza,

él le dijo que de ella se había enamorado,

y que era la más bella de las doncellas que había cortejado,

era tan guapo,

y era tan amable,

él le dijo que la sacaría de allí,

pero que casarse con él tendría,

y así lo hizo,

salió de aquel sitio,

todo el mundo la reconoció,

y ella le presentó a su mago como su futuro esposo,

se casaron en una noche de otoño,

y desde aquel día la bruja estaría gracias al mago en un eterno reposo”.

 

A Alba le gustaban los cuentos de príncipes y princesas y eso Kevin lo sabía. Miró el rostro de la joven al terminar de ver la historia y vislumbró una chispa de esperanza en aquellos ojos que tanto tiempo estuvieron perdidos.

Kevin se dispuso a marchar y abrió la puerta de la habitación pero antes de cerrarla tras de él oyó un tímido “gracias”.

Antes de cerrar la puerta pude vislumbrar como Kevin sonreía con satisfacción pues era la primera reacción y en tan solo un día.

 

End Notes:

déjenme comentarios porfiii!! :) graciiiasssSS =)

End Notes:

déjenme comentarios porfiii!! :) graciiiasssSS =)

Regresar al índiceCapítulo 3 - Voluntariado by albagomezrodriguez
Author's Notes:

Waaa espero que les guste este capítulo 3 de "Amor a pedazos" tardé en publicar pero prometo publicar en 2 o 3 días! ^^

Author's Notes:

Waaa espero que les guste este capítulo 3 de "Amor a pedazos" tardé en publicar pero prometo publicar en 2 o 3 días! ^^

PARTE II



¿LOCURA?



Capítulo 3



Voluntariado



Hoy me siento satisfecho. Alba me ha dado las gracias, parece que le ha gustado la jornada de hoy, no sé, esa niña debe de sufrir mucho.



-          ¡Kevin!



Mamá me llama, tendré que ir a cenar, si no temo que se ponga furiosa.



Entro en la cocina y me siento en la mesa que ya estaba puesta, hay ensaladilla para cenar, me gusta este plato y además con la ola de calor que azota estos días esta parte del país se me hace estupendo algo fresquito para comer. Mamá me espera sentada expectante con sus pequeños ojos verdes y su cabello rubio centelleando por los reflejos de la luz de la lámpara que tiene justo encima suya. Empezamos a comer sin mediar palabra.



-          Cariño, ¿qué tal te ha ido en tu primer día de voluntariado?



-          Muy bien mamá.



-          ¿A quién te han asignado? ¿Una persona mayor?



-          No, me han asignado a una chica de 16 años.



-          ¿Una chica de 16 años Kevin? ¿No era que te asignaban a viejos locos?



-          La verdad a mí también me sorprendió, pues Alba es muy joven, pero bueno, según tengo entendido pasó por una experiencia que la hizo sufrir mucho y atravesó una crisis de ansiedad muy grave y entró en una profunda depresión.



-          ¿Mal de amores?



-          Creo que sí, aunque su madre Eugenia no me lo dijo concretamente.



Mi madre se quedó un rato callada sumida en sus pensamientos.



-          Vaya que lástima, ¿tuviste algún progreso con ella?



-          La verdad es que si –dije con una sonrisa resplandeciente- logré que me hablara con un tímido y poco claro “gracias” y bueno al parecer tiene reacciones conmigo, son mínimas, pero son reacciones.



-          ¡Qué bueno hijo! Esa niña lo debió de pasar muy mal así que me gusta que la ayudes, es mejor que la ayudes a ella que es joven y puede tener toda una vida por delante que a un viejo chocho que puede que se muera mañana.



-          Madre, todos merecen vivir dignamente.



-          Lo sé corazón, pero esa niña seguro que se merece vivir mucho más que muchos otros.



La conversación la dejamos ahí, acabé la cena y subí a mi habitación. Me senté en la silla del escritorio, me incliné sobre este y cogí el lápiz dispuesto a dibujar lo que se me viniera a la mente.



Pasada una hora ya tenía mi dibujo terminado, era el dibujo de la chica, de Alba, es tan bella que no lo pude resistir el dibujarla. Dibujé a la perfección sus ojos grandes con frondosas pestañas, su cabello marrón oscuro casi negro, que le cae sobre los hombros, su nariz pequeña y perfecta, y sus labios gruesos y sensuales. Era la encarnación de una diosa del amor. Yo no podía creer que alguien le hubiera roto el corazón. Era perfecta, solo había dibujado su rostro, pero su cuerpo era perfecto. Era delgada, con sinuosas curvas que te hacían perderte en su cuerpo. Era perfecta y su tez pálida la hacía tan frágil que parecía una muñeca de porcelana.



Deseo a esa chica, pero no sé, su madre me dijo que estaba loca. Yo no lo creo.

End Notes:

Gracias por leer!!! =P

Déjenme un comentario pleasseee!!!^^

espero que les haya gustado y que sigan mi historia! =)

End Notes:

Gracias por leer!!! =P

Déjenme un comentario pleasseee!!!^^

espero que les haya gustado y que sigan mi historia! =)

Regresar al índiceCapítulo 4 - La vieja loca by albagomezrodriguez
Author's Notes:

Este capi es un poco triste, espero que les guste :)

Author's Notes:

Este capi es un poco triste, espero que les guste :)

Capítulo 4

La vieja loca

Acabo de llegar a la casa de Alba su madre Eugenia me ha recibido en la puerta con una sonrisa.

-          Vienes a cuidar de mi loquita –me dice con tono burlón, ¿acaso le perdió el respeto a su hija?

-          Vengo a cuidar de su hija señora –digo con tono no muy amigable el cual la señora parece reconocer porque quita esa estúpida sonrisa de sus labios y me deja pasar.

Me acompaña a la puerta del cuarto de Alba y me deja allí sin abrir la puerta.

Toco a la puerta cuidadosamente y justo cuando me dispongo a abrirla se abre desde dentro y veo a Alba con el rostro empapado en lágrimas y mirándome.

-          Vete –me dice con la voz quebrada por las lágrimas.

Yo ante el asombro de lo que está sucediendo solo pongo un pie entre la puerta y la pared para que la chica no me la cerrase.

-          No me iré si no me quedo tranquilo, pues se te ve muy mal Alba.

Alba deja de hacer fuerza en la puerta y deja que yo la abra, no sin cautela.

Veo como se dirige casi arrastrándose hacia su cama y se acuesta boca abajo impidiendo que yo viese su cara pues la tenía hundida una vez más en su almohada.

-          Alba ¿Qué te ha pasado? –le digo preocupado.

No me sorprendo al no recibir respuesta ninguna de su parte.

-          Vale, solo háblame cuando te apetezca hacerlo, no seré yo quien te fuerce a hacer algo que no quieres hacer.

La chica suspiró pero no se movió de su posición.

Entonces yo me acerqué a una estantería de su habitación donde reposaban varios CD´s y me pongo a repasar la música que se encuentra allí. Entonces recuerdo una canción que tengo en mi móvil que es de lo más apropiada es “the Misha´s song” de Death Note es triste y tranquilizadora a la vez así que la pongo para que ella la escuche. Me parece adecuada para el momento.

Pasan dos horas y Alba solamente se ha movido para ponerse boca arriba pero se encuentra con la cara sumergida en su inseparable almohada. No alcanzo a saber que le ha ocurrido de esta vez, pero seguro que fue algo terrible pues ayer parecía contenta y ahora está incluso más destrozada que cuando la vi por primera vez.

Se acerca la hora de que yo me vaya y no hay ningún tipo de progreso, nada, está tumbada con la mirada perdida y lágrimas ruedan por sus ahora rosadas mejillas y de vez en cuando se oye un sollozo ahogado.

-          Alba, tengo que irme, ya llegó la hora, no puedo quedarme más contigo, me encantaría que me hubieses contado lo que te pasa pero si no puedes yo no pienso presionarte, mañana volveré.

Tras estas palabras me dirijo a la puerta la abro y cuando voy a cerrarla miro para dentro para echarle un último vistazo a la preciosa joven desconsolada que para mi sorpresa me está mirando expectante con sus enormes ojos rojos.

-          No te vayas –unas palabras quebradas salen de su garganta- por favor.

Me hayo totalmente asombrado, no me esperaba para nada que me hablase ahora justo cuando me iba a marchar. Vuelvo a entrar dentro, me siento en la silla de siempre y me quedo mirándola.

Ella se incorpora y me mira con una mirada llena de dolor.

-          ¿Crees que estoy loca?

Esa pregunta me deja totalmente asombrado, no me esperaba que me hablase y mucho menos que me dijese algo así. La verdad es que no creo que esté loca, solo pienso que tiene depresión nada más. Entonces las palabras “¿vienes a cuidar a mi loquita?” que dijo con cuando había llegado la mala bruja de su madre retumban en mi cabeza. Estoy plenamente seguro que la llamó loca o algo por el estilo.

Veo la mirada expectante de Alba que espera una respuesta a su pregunta.

-          Claro que no Alba, tú no estás loca, y si alguien te quiere hacer pensar lo contrario, baraja la posibilidad de que ese alguien si lo esté.

Alba me deleitó con una triste sonrisa.

-          Gracias. Ahora puedes irte Kevin –y me dedicó otra sonrisa cargada de agradecimiento.

-          De nada Alba.

Entonces me levanto y me acerco a ella, le agarro la cabeza y le doy un leve beso en la frente. Ella ante mi gesto suspira como liberándose de una carga.

De tal modo me doy la vuelta y salgo por la puerta, esta vez al mirar atrás la vi más tranquila, y me pareció ver centellear una chispa de alegría en sus ojos justo antes de cerrar la puerta.

Camino hacia la entrada de la puerta pero me paro en seco al oír la voz de vieja bruja de la madre de Alba.

Al parecer está hablando por teléfono.

-          Si, lo que oyes que no quiso despegarse de ese libro de poemas que le dejó el voluntario ese y la llamé loca –hace una pausa y yo estoy totalmente helado por lo que acabo de oír de quien le había dado la vida al ser celestial que era Alba- y claro yo le dije que si se apegaba tanto a ese libro era porque le había interesado ese chico tan vulgar y que ella solo pensaba en follarse a cualquier hombre –eso sí me ha dejado hecho una mierda, ¿había aquella mujer dicho eso de su hija? Es más, ¿le había dicho eso a su hija la cual tenía una depresión que la mantenía atada a un pasado doloroso? Esa mujer es el mismo diablo – y después me arrojó un vaso de agua a la cara como desafiándome, le pegué tal bofetón que se cayó sobre la cama, además de puta, salvaje –no me podía creer que le llamase eso a su hija pero en una parte cada palabra que oigo de esa vieja bruja me siento más orgulloso de Alba la cual se ha marcado un tanto arrojándole el agua al demonio de mujer ese.

Entonces carraspeo para que Eugenia se dé cuenta de que yo estaba allí y así para de hablar.

-          Hay Susana hermana te dejo que está aquí el chico del voluntariado que viene a cuidar a mi angelito y le tengo que acompañar a la salida, hasta luego.

La vieja bruja cuelga el teléfono y me dirige una falsa sonrisa.

Me acompaña a la puerta y se despide de mí con un seco “Hasta luego, vuelve mañana” yo solamente le digo “adiós” deseando que se muera, cierra la puerta tras de mí y yo juro que esa vieja no se volverá a meter con Alba.

Definitivamente Alba no está loca, la loca es su madre.

 

End Notes:

espero que les haya gustado y que esperen con ansias la continuación! yo mientras tanto solo les pido una cosa! comentarios por favor!!! :D

saludossss  = )

End Notes:

espero que les haya gustado y que esperen con ansias la continuación! yo mientras tanto solo les pido una cosa! comentarios por favor!!! :D

saludossss  = )

Regresar al índiceCapítulo 5 - Maltrato by albagomezrodriguez
Author's Notes:

waa este capi es muy triiiiiisteee! espero que les guste!!

Author's Notes:

waa este capi es muy triiiiiisteee! espero que les guste!!

Capítulo 5



Maltrato



 



Alba está tumbada en cama agarrando fuertemente a su almohada y hundiendo su cara en su mullida textura. letras de cacniones famosos y recientes Letras de canciones



-          Mamá me dijo que estoy loca –decía Alba para sí misma- pero Kevin no lo cree, o eso me dijo, y es lo que quiero creer la verdad.



La chica se incorpora en su cama y coge el libro que le había dejado el chico.



-          Es tan perfecto –dijo la chica mirando tiernamente al libro de poemas que le había dejado- es todo lo que me gusta de un chico, es alto, guapo, tiene su pelo castaño y su piel con ese tono blanco, pero no el blanco enfermizo, si no un blanco precioso y celestial, sus ojos verdes como los míos, sus labios rosados, su mandíbula tan masculina y su cuerpo algo musculado, lo justo –la chica parecía estar maravillada con la visión que se acababa de formar en su mente del chico- además es tan bueno y amable, es adorable.



La chica cogió el libro y lo acercó a su nariz.



-          Huele a él –dijo con una sonrisa triste- huele a su delicado perfume.



Alba estaba embobada mirando con una sonrisa triste a la nada. Sumida en sus dolorosos pensamientos.



De pronto alguien tocó a la puerta.



-          Kevin –pensó.



-          Hija, ¿puedo pasar? –la voz de su madre fue la que sonó detrás de la puerta y una mirada sombría cubrió el rostro de la chica y dejó de sonreír.



-          Pasa madre –dijo sin demasiado interés la triste chica.



Su madre entró y se puso enfrente de Alba mirándola fijamente.



-          Así que ese crío te ha devuelto el habla –dijo con una gesto de asco.



La chica no contestó.



-          ¿No me hablas ahora? ¿qué te hizo ese chico para que te curases? ¿acaso te entregaste a él como hiciste con Charlie? ¿Acaso crees que a este le interesas? Este es demasiado guapo para fijarse en una vulgar mujerzuela como tú. Seguro que te hace caso es porque te quiere solo para follar.



Esa última palabra hizo que la chica mirara con cara de odio a su madre.



-          ¿Esa mirada? ¿qué demonios significa esa mirada? –dijo su madre llena de furia acercándose a donde estaba su hija.



La enganchó de un brazo y la agarró fuerte la tiró de espaldas contra su cama. La dejó tirada en su cama mientras ella fue corriendo hacia la puerta cogió la escoba que se situaba al lado de la puerta. Una vez se situó junto a la chica le pegó un fuerte golpe en la espalda con el mango de la escoba.



-          Vulgar prostituta –decía.



Y le pegaba un escobazo mientras la chica ahogaba sus gritos en la almohada.



-          Loca.



Y le asestaba otro golpe a su hija.



-          Ninfómana.



Y le pegaba otra vez a la pobre chica.



Y así sucesivamente insultándola y golpeándola en su espalda. Hasta que se cansó.



Cuando cesó la paliza Eugenia se marchó y cerró la puerta tras ella, dejando a Alba medio moribunda tirada encima de su cama y con la certeza de que tendría varias costillas rotas.

End Notes:

ha sido un poquito fuerte no?? es que bueno, Eugenia es una mala bruja! en el proximo capiii Kevin se entera! como reaccionará? si lo quieres saber tendrás que descubrirlo por ti [email protected]!

saludoss! y déjenme sus comentarioss pleasee!! ^-^

 

End Notes:

ha sido un poquito fuerte no?? es que bueno, Eugenia es una mala bruja! en el proximo capiii Kevin se entera! como reaccionará? si lo quieres saber tendrás que descubrirlo por ti [email protected]!

saludoss! y déjenme sus comentarioss pleasee!! ^-^

 

Regresar al índiceCapítulo 6 - Confesando by albagomezrodriguez
Author's Notes:

Espero que les guste! ^-^

Author's Notes:

Espero que les guste! ^-^

Capítulo 6



Confesando



 



Alba estaba tirada encima de la cama boca abajo, ya hacía dos horas desde que su madre le había asestado aquella paliza. Su espalda estaba muy dolorida. Había intentado moverse pero el dolor se le hacía inaguantable.



Oyó el timbre. Una sonrisa triste cruzó su rostro y sus ojos se iluminaron levemente, pues sabía que era Kevin.



-          Hoy no podrás visitar a Alba, la pobre está muy enferma, tiene la varicela y te la podría pasar a ti –oyó la chica que le decía su madre al Kevin.



-          Yo ya tuve la varicela no me pasará nada –replicó el chico.



-          No, tienes que irte no es bueno para ti, te podría volver a dar y yo no querría eso –dijo la madre con preocupación fingida.



-          Bueno, si insiste me iré –dijo Kevin.



-          Que pronto te rindes –dijo Alba para sus adentros.



-          Hasta luego guapo.



Alba oyó como se cerraba la puerta. Sus esperanzas de que Kevin la rescatase se habían ido por la borda.



Agachó su cabeza y la hundió en la almohada. Se quedó dormida del cansancio.



Unos ruiditos la despertaron al poco rato de quedarse dormida. Miró a la ventana que era de donde provenía tal ruido y vio una mano tocando levemente el cristal.



Alba se levantó a duras penas por el dolor que todavía tenía en la espalda y se dirigió tambaleándose a la ventana.



Era  Kevin. El chico le hizo un gesto para que abriese la ventana y ella así lo hizo.



-          ¿Tienes la varicela? –dijo el chico mirándola a los ojos y entrando por la ventana y se fue a sentar a la cama.



-          No –dijo Alba sentándose en la silla que estaba al lado de la ventana.



-          Luego tu madre me mintió como lo suponía –dijo el chico pensativo- pero ¿por qué me mintió? –le dijo mirándola inquisitivamente.



-          No sé, igual no quiere que te vea… -dijo la chica encogiéndose de hombros.



-          Alba ¿te ha pasado algo? –dijo el chico reparando en el aspecto cansado y lamentable de la chica.



-          N-no –dijo Alba titubeando.



-          Dime la verdad –dijo el chico acercándose a ella y cogiéndole la cara para que la mirara a los ojos.



-          De verdad, no pasa nada –dijo Alba intentando mostrar una sonrisa.



El chico la miró a los ojos otro instante y se erguió y se dio la vuelta, al hacer esto puso una cara de horror.



-          Alba, ¿qué demonios es eso? –dijo el chico señalando la cama horrorizado.



La chica se levantó, no sin esfuerzo y se puso delante de él miró a la colcha que todavía tenía la sangre de sus heridas.



La chica se sentía muy mal, había dejado entrar a Kevin teniendo la colcha manchada de sangre de la paliza que le había asestado su madre.



El chico ahogó un grito.



-          Tu espalda –dijo tapándose la boca.



La chica se giró con cara de terror para encontrarse con los ojos de Kevin que expresaban lo aterrado que estaba y unas lágrimas afloraban de ellos.



-          ¿Qué te hizo? –dijo mientras una lágrima de una mezcla de rabia y tristeza rodaba por su mejilla derecha.



La chica se sentó en una esquina de la cama. Y se lo relató todo. Al acabar estaba más aliviada, más tranquila era como si se hubiera liberado de una pesada carga de encima, pues nunca le había dicho a nadie del maltrato al que la sometía su madre.



Kevin tenía el rostro desencajado por la confesión que acababa de oír y dijo:



-          Esto no se queda así –dijo acuclillándose y cogiéndole la cara con las dos manos- tú te vienes conmigo.

End Notes:

se la lleva! que hará Eugenia cuando se entere? que pasará con los chicos? entérate leyendo el siguiente! en 2 o 3 días la continuación.

Déjame un comentario porfii!!!! ^-^

saludos y gracias por seguir mi historia!! :D

 

End Notes:

se la lleva! que hará Eugenia cuando se entere? que pasará con los chicos? entérate leyendo el siguiente! en 2 o 3 días la continuación.

Déjame un comentario porfii!!!! ^-^

saludos y gracias por seguir mi historia!! :D

 

Regresar al índiceCapítulo 7 - La muchacha by albagomezrodriguez
Author's Notes:
HOLAAA! Les pido disculpas por tardar tantísimo en poner la continuación de esta historia, es que tuve algo más de una semanita ocupada con cosillas y no pude escribir :S

bueno espero que les guste de todos modos este capítulo =D
Author's Notes:HOLAAA! Les pido disculpas por tardar tantísimo en poner la continuación de esta historia, es que tuve algo más de una semanita ocupada con cosillas y no pude escribir :S

bueno espero que les guste de todos modos este capítulo =DPARTE IV

SECUESTRO

Capítulo 7

La muchacha





- Ha sido todo por hoy dijo sonriente una mujer de mediana edad de pelo rojizo, ojos azules y tez blanquecina, muy bajita y regordeta a la señora Strauss.

- Si Natalie ahora podré ir a casa con Kevin que debe estar preocupado.

- Ese chico no puede vivir sin su madre dijo Natalie con un cariñoso tono burlón.

- Sí, es tan sumamente dulce dijo la señora Strauss con una media sonrisa.

Melanie Strauss cogió su bolso en la sala de enfermeras y se dirigió a su coche para ir a su casa. El trayecto sucedió sin incidentes, la noche era preciosa, no había ninguna nube que tapase las estrellas y todo estaba calmado.

La madre de Kevin metió su coche en el garaje y cerró el dormitorio del vehículo con un candado. Se dirigió a la puerta de su casa, subió las escaleritas y metió la llave en la cerradura. Al abrir la puerta se percató de las voces que parecían venir del salón.

Era extraño, Kevin nunca llevaba a nadie a casa. Y bueno, nadie les hacía visitas desde hacía mucho.

Fue caminando cautelosamente hacia el salón dejando el bolso en una mesa pequeña que se situaba al lado de la entrada del salón y se dio de cuenta de que la voz que acompañaba a su hijo era la de una chica. Tomó aire y entró.

- Madre has llegado le dijo Kevin con su maravillosa sonrisa.

Melanie se fijó en la hermosa chica que estaba sentada a merced de su pequeño, después se fijó en el rostro asustado de la chica y dirigió la vista a la maleta que tenía a su lado.

La señora Strauss se temía lo peor. ¿Acaso su pequeño Kevin había dejado embarazada a aquella chica y la había traído a vivir a su casa?

- Ho-la dijo tímidamente la chica.

La madre de Kevin la miró sorprendida y le dedicó una sonrisa.

- Hola dijo decididamente y se giró hacia su hijo- ¿qué hace esta hermosa chica aquí Kevin Strauss? había usado el nombre completo del chico lo cual mostraba su tremenda preocupación.

Kevin se puso rojo y la hermosa chica pareció imitarlo.

- Ella es Alba la chica a la que visito dijo señalando levemente con la cabeza a la chica- y bueno, desde hoy se viene a vivir con nosotros madre.

Una sensación de pánico inundó a la señora Strauss. Se sentó en el sillón situado a la derecha del sofá en el que descansaban los dos muchachos.

Hubo un enorme silencio que pareció durar siglos.

- ¿Saben sus padres que están aquí? dijo Melanie mirando fijamente a los dos chicos.

Alba palideció al oír la pregunta que había formulado la señora Strauss.

- No dijo Kevin- y de eso se trata.

Tras esas palabras Kevin le relató el maltrato al que era sometida Alba y lo mal que lo estaba pasando en su casa y lo que le había traído a llevarla a vivir con ellos.

Melanie respiró aliviada, era horrible lo que le pasaba a aquella chica, pero no estaba embarazada ni nada por el estilo, aunque la señora Strauss no llegaba a saber que era peor. Lo que sí sabía es que su pequeño sentía algo fuerte por aquella chica y debían protegerla.

- Veamos dijo la madre de Kevin- puede quedarse los dos muchachos sonrieron ante la respuesta afirmativa de Melanie a su relato- pero habrá que instalarla en el sótano miró a la chica que pareció asustarse y repuso- tranquila hija, el sótano es donde dormía Kevin cuando de pequeño traía amigos a casa, hay ventanas en la parte superior de la pared y tras una limpieza no habrá arañas ni ningún bicho.

Alba le sonrió tímidamente y Melanie vio como cogía la manga de la sudadera de su hijo, sin duda aquella chica confiaba en Kevin.

- Además así le será más difícil el encontrarte a tu madre y todos sonrieron, aunque tristemente.
End Notes:
Déjenme sus comentarios sobre este capítulo porfavor! me animan mucho a escribir y a seguir con esta historiia! :D



saben que pueden contactar conmigo en : [email protected]



o pueden seguirme en twitter:



https://twitter.com/#!/alba1990



muchas graciias por leer y les espero en el próximo capítulo



saludoos ^-^
End Notes:Déjenme sus comentarios sobre este capítulo porfavor! me animan mucho a escribir y a seguir con esta historiia! :D



saben que pueden contactar conmigo en : [email protected]



o pueden seguirme en twitter:



https://twitter.com/#!/alba1990



muchas graciias por leer y les espero en el próximo capítulo



saludoos ^-^Regresar al índiceCapítulo 8 - Policía by albagomezrodriguez
Author's Notes:

Hola a todos mis queridos lectores!! =D

espero que les guste este nuevo capítulo de "Amor a pedazos" :D

ahora a leer ^^

Author's Notes:

Hola a todos mis queridos lectores!! =D

espero que les guste este nuevo capítulo de "Amor a pedazos" :D

ahora a leer ^^

Capítulo 8



Policía



 



Eugenia estaba sentada en su sala tomando un café. Ya era de noche. Había horas de la paliza que le había asestado a Alba. Aquella niña la ponía de los nervios, siempre dejándola en ridículo.



No le bastaba con ser rarita y con no tener amigos, no, ahora era una loca encerrada en casa. Y aún por encima una prostituta. La señora Harris había dicho que la vio besuqueándose con Charlie en el aparcadero del centro comercial y que la había visto dirigiéndose con él luego al baño, los dos de la mano. Ella sabía que su hija no era normal, pero que fuera una golfa, eso no se lo esperaba.



Apuró la taza de café y pensó en ir junto a Alba a ver como estaba, aunque no le preocupaba lo más mínimo, lo que le preocupaba es que la hubiese matado, pues eso sería un gran problema.



Se levantó y se dirigió a la habitación de la chica. Tocó a la puerta dos veces, al no obtener respuesta insistió. Pensó en que podía estar dormida, o muerta, esta última idea hizo que la invadiese un repentino nerviosismo y horror y se apresuró a abrir la puerta. Fue caminando hacia la cama y no la vio, miró en el baño y allí no estaba.



La furia empezaba a invadir a Eugenia, tenía una sospecha pero no sabía si Alba se atrevería a aquello. Abrió las dos puertas el armario de la chica y vio su sospecha confirmada, faltaba casi toda la ropa y la maleta que siempre reposaba en la parte inferior del armario, no estaba. Aquella niña se había fugado.



Entre maldiciones se dirigió a la sala para alcanzar el teléfono que estaba en una mesita al lado izquierdo de la entrada de la estancia.



Lo cogió y llamó al número de la policía para denunciar una desaparición. Le dijeron que no tardarían en llevar una patrulla y Eugenia se sentó en el sofá. Empezó a pensar en todos los problemas que le podía causar la huída de Alba de casa, de si se enteraban de todo y de las palizas que le asestaba.



De pronto se acordó de la colcha de la cama de la niña, estaba manchada de la sangre de ella. Tenía que lavarla.



Fue corriendo a la habitación quitando las colcha y comprobando que la sangre no hubiese traspasado a las sábanas y mucho menos al colchón. Para su alivio las sábanas y el colchón estaban impolutos. Hizo un ovillo con la colcha y corrió al cuarto de la lavadora que estaba en la habitación de enfrente de la de Alba. Metió apresuradamente la colcha y echo detergente en el interior de la máquina y del mismo modo encendió la lavadora. Respiró aliviada. Miró a su izquierda y vio dos colchas que estaban lavadas que todavía no había guardado. Cogió una de color rosa y fue al cuarto de la chica. La extendió y acomodó. Entonces, sonó el timbre.



-          Mierda, ya está aquí la policía –se dijo para sí misma Eugenia.



Entonces se restregó los ojos hasta ponerlos rojos, para simular que había llorado, provocando dado que tardaba un poco que volvieran tocar al timbre, y sacó un pañuelo del bolsillo derecho de sus pantalones. Y se apresuró a la puerta corriendo.



La abrió.



-          Buenas noches ¿señora López? –dijo una mujer rubia trajeada con el uniforme de policía y con rostro serio, el cual resaltaban sus serias gafas, delgada y bajita, ya entrada en los cuarenta.



La acompañaba otro hombre de unos veinte y pocos años, moreno, alto y musculado, también con el uniforme de la policía, de ojos verdes que la miraba seriamente y sostenía un maletín en la mano.



-          S-si soy yo- dijo hablando entrecortadamente para simular dolor y nerviosismo, aunque algo nerviosa si estaba.



-          ¿Podemos pasar? –dijo el joven policía.



Eugenia asintió apesadumbrada y les dirigió al salón. Les indicó que tomaran asiento. Se sentaron.



-          Señora López tenemos que hacerle algunas preguntas si no le importa –dijo la mujer policía.



-          Claro que no –dijo ella haciendo que se sonaba.



-          Pero mi compañero inspeccionará la casa en busca de algo extraño si le parece.



-          Por supuesto –dijo Eugenia mirando al policía.



El policía se levantó y salió del salón.



-          Segunda puerta a la izquierda –dijo Eugenia levantando la voz para que le oyese el policía- es su habitación.



-          Gracias –dijo el policía a lo lejos.



La policía sacó una libretita del bolsillo izquierdo de atrás de su pantalón y un bolígrafo que tenía enganchado en un bolsillito de la camisa.



-          Bien dígame ¿Cuál fue la última vez que vio a su hija?



Eugenia no había preparado el discurso así que dudó un poco, pero le pareció que sería normal, pues tenía que hacer memoria.



-          Creo que después de comer, sí, después de comer –dijo como recordando- ella estaba en su cuarto leyendo, yo fui a mirar cómo se encontraba.



-          Bien –dijo anotando la policía- ¿tenía algún comportamiento anómalo?



-          No, bueno, nada fuera de lo normal, bueno, no sé si usted sabe, es posible que no, pero mi hija sufre una terrible depresión y bueno… -dijo como dolida- está algo loca.



La policía la miró sorprendida pues, hacer tal declaración sobre su hija quizás le había parecido extraño.



-          Bien –volvió a anotar- ¿se llevó su ropa y sus cosas?



-          Sí, se llevó bastante ropa.



-          Descríbamela.



Eugenia pareció pensar unos instantes como recopilando información.



-          Metro sesenta y cinco, ojos verdes, pelo marrón, labios gruesos nariz pequeña, peso 60 kg más o menos, pálida, quince años.



La mujer policía anotó.



-          ¿Sabe usted a dónde podría haber ido?



-          No.



-          Tiene alguna amiga o algún amigo que la pueda acoger.



-          No lo creo.



-          ¿Tiene novio?



Entonces la imagen de Kevin en su puerta cruzó su mente.



-          Será golfa –se dijo para sus adentros.



-          ¿Tiene novio? –volvió a repetir la policía.



Eugenia la miró fijamente.



-          Algo parecido.



-          Entonces, se puede decir que no ha sido un secuestro.



-          No, ella es menor de edad así que es secuestro –dijo Eugenia decidida.



La policía miró fijamente a Eugenia.



-          Bien, dígame la dirección de ese chico.

End Notes:

¿Les ha gustado?

¿Qué pasará con Alba cuando la policía la encuentre?

¿Qué hará Kevin?

¿Qué hará la madre de Kevin?

¿Y la madre de Alba?

Solo lo descubrirán si leen el próximo capítulo

dejen su comentario pleasee :D

Saludos

y muchas gracias por pasarse por mi historia ^-^

 

ya saben mi correo es: [email protected]

y pueden seguirme en twitter: https://twitter.com/#!/alba1990

End Notes:

¿Les ha gustado?

¿Qué pasará con Alba cuando la policía la encuentre?

¿Qué hará Kevin?

¿Qué hará la madre de Kevin?

¿Y la madre de Alba?

Solo lo descubrirán si leen el próximo capítulo

dejen su comentario pleasee :D

Saludos

y muchas gracias por pasarse por mi historia ^-^

 

ya saben mi correo es: [email protected]

y pueden seguirme en twitter: https://twitter.com/#!/alba1990

Regresar al índiceDisclaimer: All publicly recognizable characters and settings are the property of their respective owners. The original characters and plot are the property of the author. No money is being made from this work. No copyright infringement is intended.Esta historia archivada en https://www.fanfic.es/viewstory.php?sid=23614Amor a pedazos by albagomezrodriguez

MÁS INFORMACIÓN

El contenido original se encuentra en https://fanfic.es/viewstory.php/
Todos los derechos reservados para el autor del contenido original (en el enlace de la linea superior)
Si crees que alguno de los contenidos (texto, imagenes o multimedia) en esta página infringe tus derechos relativos a propiedad intelectual, marcas registradas o cualquier otro de tus derechos, por favor ponte en contacto con nosotros en el mail [email protected] y retiraremos este contenido inmediatamente

Top 20